OPINIÓN: Las temas omitidos en el debate presidencial de EU

Las ideas del candidato republicano de prohibir ciertos tipos de inmigrantes es uno de los temas que no se discutieron en el primero de los tres debates.
¿Cuáles fueron las cartas fuertes de Hillary y Trump durante el debate?
Por: PETER BERGEN

Nota del editor: Peter Bergen es analista de seguridad nacional de CNN, vicepresidente de New America y profesor de práctica en la Universidad Estatal de Arizona. Es autor del libro 'United States of Jihad: Investigating America's Homegrown Terrorists'. Las opiniones expresadas en esta columna son responsabilidad del autor.

(CNN) – El primer debate entre Hillary Clinton y Donald Trump tuvo sobrado brío y sustancia en los temas relativos a la economía y el comercio, pero le faltó contenido al momento de discutir la cuestión clave de cómo actuará el presidente como comandante en jefe.

La palabra "Afganistán", por ejemplo, ni siquiera se mencionó, salvo por una rápida referencia de Clinton que citó la guerra como un ejemplo de cooperación de la OTAN. Esta es una extraña omisión toda vez que esta guerra, la más larga de Estados Unidos, ha durado una década y media, mientras que se estima que los talibanes ahora controlan un tercio del país.

OPINIÓN: Primer round para Hillary Clinton

Una de las primeras cosas que el próximo presidente tendrá que decidir es si debe continuar reduciendo las tropas en Afganistán, como había planeado la administración de Obama, a prácticamente cero, o si las condiciones en el terreno ameritan una sustancial presencia de las tropas estadounidenses a largo plazo en funciones distintas al combate auxiliando al ejército y la policía afganos.

Después de todo, nadie quiere ver lo que sucedió en Iraq tras la retirada de las fuerzas estadounidenses en 2011 y el ascenso de ISIS allí tres años después. ISIS, de hecho, ya tiene presencia en Afganistán.

Tampoco tocaron el tema de la inmigración. Una de las ideas emblemáticas de Trump es la prohibición de la inmigración musulmana, una propuesta que en últimas fechas se ha transformado en la prohibición de la inmigración procedente de países que tienen problemas de terrorismo.

Lee: Las mejores frases del debate Clinton vs. Trump

¿Eso incluiría a Francia, que ha sufrido una serie de ataques terroristas desde 2014? ¿Y cómo vetar a inmigrantes procedentes de países que sufren el terrorismo cambiaría el hecho de que cada ataque terrorista letal en Estados desde el 9/11 ha sido perpetrado por un ciudadano estadounidense o residente legal permanente? De hecho, el primer ataque terrorista en Manhattan desde el 9/11, que se produjo a principios de este mes e hirió a 31 personas, fue cometido por un ciudadano estadounidense.

Las ideas de Trump de prohibir ciertos tipos de inmigrantes no se discutieron en el debate.

Siria, que hoy encarna la peor crisis humanitaria desde la Segunda Guerra Mundial, con más de 400,000 muertos y unos 11 millones de refugiados, apenas fue mencionada. Esto sorprende muchísimo, pues durante los últimos días la ciudad de Alepo ha sido comparada con Dresde bajo los nazis, así de grave es el daño infligido a la ciudad por aviones de guerra sirios y rusos.

Encuesta CNN: Hillary Clinton gana el primer debate presidencial

Clinton habló de su plan para acabar con ISIS, incluyendo más ataques aéreos; más recursos destinados a combatir la presencia de ISIS en internet; más ayuda a las fuerzas kurdas que luchan contra ISIS, y más esfuerzos para eliminar a los líderes del Estado Islámico, todas buenas ideas, pero difieren poco de lo que el gobierno de Obama ya está haciendo.

Muchos preciados minutos del debate se consumieron discutiendo sobre si Trump estaba a favor de la guerra en Iraq antes de oponerse a ella, como lo demuestran los registros de sus declaraciones. Sin embargo, aún si el candidato fue alguna vez partidario del desastre iraquí promovido por George W. Bush, eso no arroja ninguna luz sobre lo que debe hacerse ahora ante la amenaza de ISIS.

Una diferencia clave en política exterior entre el presidente Obama y Clinton es que ella pide una zona de exclusión aérea en el norte de Siria, lo que ayudaría mucho a reducir el número de víctimas y frenaría la oleada masiva de refugiados que llegan a Oriente Medio y Europa.

Lee: El debate Trump-Clinton, ¿el más visto de la historia?

Últimamente Clinton no ha mencionado mucho la zona de exclusión aérea, pero es necesaria desde hace mucho tiempo y sin duda habrá una manera de instrumentarla sin iniciar una guerra con Rusia. Después de todo, durante el gobierno de Bill Clinton, Estados Unidos impuso una zona de exclusión aérea sobre Iraq por muchos años sin perder un solo avión estadounidense.

Curiosamente, Trump puso en duda que el ataque cibernético que sufriera en junio el Comité Nacional Demócrata fuera obra de los rusos, a pesar de que todo funcionario del gobierno de Estados Unidos familiarizado con el tema los señale como responsables, al igual que los grupos de ciberseguridad independientes.

Lee: Twitter refleja el sentir de los mexicanos durante el debate

Trump y Clinton tuvieron un raro momento de acuerdo, concordaron que a los sospechosos de terrorismo que figuren en la lista de pasajeros que no pueden embarcarse en avión (no fly list) no debe permitírseles comprar legalmente armas. El Congreso no logró aprobar esta medida de sentido común después del ataque terrorista en Orlando en junio que se cobró la vida de 49 personas. El próximo comandante en jefe debe presionar para que se apruebe. A fin de cuentas, si se te considera demasiado peligroso para viajar en un avión, no tiene sentido que se te permita, por otro lado, comprar un arma.

Ojalá que en los siguientes dos debates presidenciales escuchemos más sobre los pasos a seguir en Afganistán, sobre qué medidas podrían poner fin a la guerra civil siria, sobre cómo estabilizar a Iraq después de que ISIS sea derrotado y sobre los planes de Trump contra el terrorismo.

Ahora ve
Tras ataque en Las Ramblas, Mariano Rajoy pide unión contra el terrorismo
No te pierdas
×