OPINIÓN: ¿Qué papel juega el director de Analítica en una empresa?

Las empresas visionarias que están empoderando al director de Analítica están ganando una ventaja competitiva que las ayudará a mantener la vista fija en sus objetivos de crecimiento.
El director de Analítica de hoy debe tener una visión global del negocio, así como entender perfectamente su misión y objetivo.
Característica  El director de Analítica de hoy debe tener una visión global del negocio, así como entender perfectamente su misión y objetivo.  (Foto: iStock)
Mauricio González

Nota del editor:  Mauricio González es director Comercial de SAS México y Caribe. Las opiniones expresadas en esta columna son exclusivas de su autor.

(Expansión) – La gran cantidad de datos que generan las organizaciones, derivada de sus actividades comerciales e interacciones con clientes y socios, puede contener información puntual no sólo acerca de su desempeño pasado sino, tal vez lo más importante, también de lo que podría hacer en el futuro para tener un crecimiento rentable y seguir siendo altamente competitivas. 

Las soluciones analíticas disponibles en el mercado contribuyen de manera importante a zambullirse en esas montañas de datos y extraer los insights más relevantes. Estas soluciones se complementan con un conocimiento a fondo del negocio y con la capacidad de hacer las preguntas apropiadas para obtener respuestas que ayuden a una organización a establecer el rumbo que tomará su negocio. 

OPINIÓN: La inteligencia digital puede optimizar la interacción con los clientes

Esta necesidad dio origen a un nuevo jugador clave, quien está fungiendo, gracias a su conocimiento y experiencia, como el encargado de diseñar las estrategias de análisis de información y alinearlas con las prioridades del negocio: el director de Analítica, o Chief Analytics Officer (CAO). 

A lo largo de las últimas cuatro décadas, el rol del CAO ha crecido de manera orgánica al interior de las empresas: comenzó como el analista o estadístico que creaba sus propios modelos de predicción, y luego se convirtió en el científico de datos que contaba con los conocimientos necesarios sobre gestión, estandarización y gobierno de datos. 

Sin duda, y particularmente en México, el CAO ha alcanzado hoy un punto de madurez que le da la perspectiva necesaria para ayudar a las organizaciones a mantener y corregir el rumbo en un entorno global muy competitivo. 

Lee: Bancarización y 'big data', dos grandes retos tecnológicos y de consumo en México

¿Qué características y visión debe tener un CAO para contribuir con el crecimiento de su empresa? ¿De qué manera la analítica se vuelve su principal instrumento y cómo la aprovecha? 

En principio, además de contar con conocimientos especializados en disciplinas como probabilidad y estadística, matemáticas aplicadas, teoría de modelos y análisis numérico, entre otras, el CAO de hoy debe tener una visión global del negocio, así como entender perfectamente su misión y objetivo, y desarrollar habilidades de negociación para lograr acuerdos y trabajar en equipo. 

Estas habilidades serán fundamentales para promover el proyecto analítico entre los miembros de la alta administración (dirección general, finanzas, operaciones) y transmitir en términos claros los beneficios que tendrá para el negocio. De igual forma, le serán de gran utilidad en el momento de establecer alianzas con las distintas líneas de negocio con el fin de colaborar más estrechamente y establecer la estrategia analítica que más les beneficie. 

El análisis de datos, ‘Big Data’, ¿la nueva mina de oro?

La organización analítica 

La analítica es fundamental para entender el futuro. Sirve como la brújula que establecerá el rumbo que tomará la empresa de manera certera, y se convierte en un proyecto de negocio que se apoya en la infraestructura de TI existente, y es el CAO quien debe tener el control de las soluciones analíticas. 

Lee: Analítica avanzada para combatir el lavado de dinero

En este sentido, el CAO se convierte en el catalizador para transformar a la empresa en su conjunto en una organización analítica per se. Para ello, se deben considerar cinco puntos clave: 

1.     Lograr credibilidad a través de la generación de resultados en el corto plazo.

2.     Establecer los incentivos idóneos para que la compañía adopte la analítica.

3.     No dar por hecho que los proyectos analíticos son una prioridad para toda la organización.

4.     El equipo de analítica debe tener la capacidad de crear consenso entre los diferentes grupos de interés.

5.     Medir la contribución de las iniciativas analíticas.

Mayor influencia  

La influencia del CAO se ha extendido con el tiempo. Hoy participa de forma activa en la toma de decisiones, incluso al mismo nivel de otros líderes como el director de Finanzas, el director de Tecnologías de Información (CIO), el de Operaciones (COO) o el de Mercadotecnia (CMO). 

OPINIÓN: Las analíticas, el desafío para la industria del retail

Su visión y retroalimentación se considera de gran valía para establecer el plan a seguir en aspectos como las estrategias de venta más efectivas; el aprovisionamiento de materiales, equipo e insumos; la reducción de fraudes, pagos indebidos y lavado de dinero; la previsión de las tendencias de consumo y compra; y el aumento de la recaudación fiscal y una baja en la evasión, entre muchos otros escenarios. 

Las empresas visionarias que están empoderando al CAO, e involucrándolo en la toma de decisiones radicales, están ganando una ventaja competitiva que las ayudará a mantener la vista fija en sus objetivos de crecimiento, rentabilidad e innovación.

Consulta más información sobre este y otros temas en el canal Opinión

Big data, una herramienta para las empresas
Ahora ve
Relámpago cayó en la punta del One World Trade Center de Nueva York
No te pierdas
×