¿Los algoritmos pueden ayudar a vencer una adicción?

Algunos empresarios del sector de la tecnología fueron adictos y ahora están desarrollando empresas centradas en la prevención de adicciones y en su tratamiento.
Las opciones de tratamiento actuales entran en dos grandes categorías: centros de internamiento y grupos de apoyo al estilo de Alcohólicos Anónimos (AA).
¿Soluciones?  Las opciones de tratamiento actuales entran en dos grandes categorías: centros de internamiento y grupos de apoyo al estilo de Alcohólicos Anónimos (AA).  (Foto: iStock)
Sara Ashley O'Brien
NUEVA YORK (CNNMoney) -

La palabra "adicto" está muy estigmatizada.

"Hace muchos años nos vendieron la idea de que los adictos eran gente que vivía debajo de un puente", dijo Jamison Monroe hijo, fundador de Newport Academy, un centro de recuperación de adicciones para adolescentes en Estados Unidos.

Lee: Expertos piden cambios en estrategias contra las drogas

Pero en años recientes, el abuso de opiáceos ha alcanzado proporciones de epidemia y la adicción a la heroína ha registrado el mayor aumento en la población blanca de Estados Unidos.

Monroe es adicto en recuperación y dijo que está ayudando a cambiar el estereotipo que rodea a los adictos. "Nos estamos enterando de que las adicciones no discriminan por sector de la población, por nivel de ingresos o por código postal".

De hecho, 22.7 millones de estadounidenses necesitan tratamiento por cuestiones relacionadas con drogas y alcohol, según el Instituto Nacional sobre el Abuso de Drogas de Estados Unidos.

Algunos empresarios del sector de la tecnología fueron adictos y ahora están desarrollando empresas centradas en la prevención de adicciones y en su tratamiento. Creen que los algoritmos y las aplicaciones pueden dar apoyo a los adictos y ayudarles a volver a aprender conductas saludables.

Lee: El fentanilo, la nueva droga de moda en Estados Unidos

Las opciones de tratamiento actuales entran en dos grandes categorías: centros de internamiento y grupos de apoyo al estilo de Alcohólicos Anónimos (AA). Pero después de salir de un centro de tratamiento, se da muy poco seguimiento a los pacientes.

AA, que popularizó el programa de los 12 pasos, se basa en creencias religiosas con las que no todos están de acuerdo. En una encuesta reciente se determinó que el 89% de los miembros de AA en Estados Unidos es de gente blanca.

"No tiene sentido que estemos usando el mismo modelo (de Alcohólicos Anónimos) de 1935", dijo la empresaria Sam Frons.

Frons es adicta en recuperación y cree que es necesario adoptar un enfoque más centrado en los datos para la recuperación de una adicción. Su empresa emergente Addicaid desarrolló una estrategia de tres partes dirigida a personas, clínicas y aseguradoras.

Lee: 10 enfermedades y su relación con la marihuana

La aplicación gratuita de Addicaid ayuda a personas que tienen una amplia gama de adicciones: alcohol, heroína, opioides, apuestas, codependencia y pornografía.

Los usuarios pueden dar información sobre su personalidad y sobre situaciones que propician el consumo de drogas, tales como convivir con ciertos amigos o estar solos.

A través de una combinación de aprendizaje automático, inteligencia artificial adaptativa e investigaciones clínicas, Addicaid personaliza los programas para sus usuarios. Con base en lo que los usuarios registran y las palabras que usan, puede predecir si el usuario está en riesgo de adoptar conductas adictivas e intervenir.

"Dentro de los detonadores comunes que nos interesan tenemos un alcance bastante integral e innovador que promete intervención, pero la cuestión con la salud conductual es que simplemente no tenemos una imagen clara de todos los patrones que dictan las decisiones trascendentales. Aquí es en donde interviene el aprendizaje automático", dijo Frons.

OPINIÓN: En el Programa de Droga del CIDE, más dudas que certezas

Los usuarios también pueden fijarse metas específicas, buscar apoyo social a través de su comunidad en línea y encontrar un directorio de reuniones a nivel nacional. Frons agregó que la intención de Addicaid no es reemplazar los tratamientos existentes y que decenas de miles de personas ya usan la aplicación.

Frons, quien actualmente está recaudando fondos para Addicaid, tiene pensado presentar una versión de paga de la aplicación a finales de este año. Conectará a las personas con grupos de apoyo de acuerdo con las tendencias en común, en vez de solo tomar en cuenta las sustancias a las que son adictos.

México y EU combaten el fentanilo, opioide 50 veces más potente que la heroína

Estas tendencias (tales como "hipercrítico" o "soberbio") se obtienen de investigaciones sobre las creencias que fomentan ciertas conductas. La idea es que para poder combatir la adicción, también tienes que conocer los factores subyacentes.

Un programa que se implementó recientemente en Nueva York tuvo una tasa de retención del 100% de sus 38 participantes durante el primer mes y del 75% tres meses después.

Lee: Marihuana o alcohol, ¿cuál de estas dos drogas causa más daño?

"Puedes mostrarle a la gente que tiene compulsiones similares que es algo tratable y que se puede cambiar", agregó Frons.

Frons explicó que sus tendencias adictivas se manifestaron inicialmente a través de un trastorno alimentario cuando tenía 13 años. Luego empezó a consumir alcohol, marihuana, cocaína, se volvió codependiente y más. La adicción principal, dijo, era la tendencia a tomar decisiones malas a pesar de las consecuencias negativas.

"Ayudar a la gente a darse cuenta de que este es un trastorno con muchas facetas, que no solo es blanco o negro, es una táctica realmente poderosa para combatir el estigma en general", dijo.

Frons considera que las adicciones son un trastorno del aprendizaje y no una enfermedad, algo que los científicos han estudiado desde hace décadas pero que no ha entrado realmente a la narrativa tradicional. Considera que las recaídas son casi inevitables, razón por la cual Addicaid es un programa constante.

Lee: Las diferencias en la política de drogas en los años de Fox, Calderón y Peña

Además de su aplicación, Addicaid también tiene una plataforma que ayuda a las clínicas a automatizar y a perfeccionar los cuidados de seguimiento. Frons dijo que más adelante, la información que Addicaid recopila podría servirle a las aseguradoras, que podrían aprovecharla para tomar decisiones positivas en cuanto a costos y para ayudar a intervenir a tiempo.

Otra empresa emergente dedicada a las adicciones es Workit, que se centra más en la prevención. Su curso de 12 semanas está diseñado para ayudar a la gente a deshacerse de los malos hábitos antes de que se vuelvan adicción. Cuesta 168 dólares al mes (unos 3,000 pesos), tiene alianzas con algunas aseguradoras y ofrece a los usuarios acceso a un terapeuta certificado y a un programa de tratamiento personalizado para combatir la conducta adictiva.

Al igual que Addicaid, Workit Health está desarrollando un algoritmo para entender la situación de la persona e intervenir según sea necesario. Sus fundadores, Robin McIntosh y Lisa McLaughlin, se conocieron en 2009 en Alcohólicos Anónimos.

Seis años más tarde, decidieron fundar Workit. Todo comenzó cuando uno de los amigos más íntimos de McLaughlin sufrió una sobredosis de opiáceos controlados. "Estábamos hartos de ver morir a nuestros amigos", dijo McIntosh. "La tecnología permite que los seres humanos traten mejor (a los adictos)".

Lee: 10 enfermedades y su relación con la marihuana

Todas las empresas emergentes dedicadas a las adicciones tienen que librar una batalla cuesta arriba para demostrar su valía. La efectividad y la capacidad de crecer y monetizarse son desafíos considerables, esenciales para su éxito.

Workit señaló que actualmente están llevando a cabo dos estudios científicos para entender el impacto que tiene su servicio en los pacientes que tienen problemas de abuso de sustancias.

¿Quieres más noticias como esta?
Recibe nuestros artículos sobre viajes, moda, lujo, cultura y estilo.

John Torous, cofundador del programa de psiquiatría digital del Centro Médico Beth Israel Deaconess, dijo que la innovación en el espacio de recuperación de adicciones es "una labor exploratoria importante".

"Las adicciones son un terreno complicado", dijo Torous. "No creo que tengamos una panacea digital… todavía. No sé [cuándo la tendremos], pero creo que veremos algunos avances importantes en la salud mental y en el tratamiento de adicciones gracias al uso de la tecnología".

Ahora ve
Así fue el primer eclipse total de Sol en 99 años en Estados Unidos
No te pierdas
×