Siete islas perfectas para ir de excursión

Estos son sitios de todo el mundo que están a tan solo una hora de tierra firme, pero parece que están totalmente aislados de la civilización.
Rottnest Island  Situada a 18 kilómetros de las costas de Perth, esta isla es una opción popular para excursiones de un día para quienes quieren descansar de tierra firme.  (Foto: Laura Kinry)
Laura Kiniry
(CNN) -

A todos nos encanta escaparnos a una isla, pero no todos quieren planear unas vacaciones que giren totalmente alrededor de un centro vacacional remoto.

Afortunadamente hay muchas islas que puedes visitar fácilmente en un día, así que los viajeros pueden ir de excursión a una playa aislada como parte de unas vacaciones en la ciudad.

Lee: ¿En busca del paraíso? Escapa de las multitudes en estas islas de Asia

Estos son siete sitios de todo el mundo que están a tan solo una hora de tierra firme, pero parece que están totalmente aislados de la civilización.

1. Bald Head Island, Carolina del Norte, Estados Unidos

Bald Head Island y sus aguas fueron alguna vez refugio para piratas infames como Barbanegra y Stede Bonnet, a quien se conocía como "el pirata caballero" por sus modales relativamente refinados.

Hoy puedes llegar en transbordador en tan solo 20 minutos a la isla de 48 kilómetros cuadrados, situada entre el río Cape Fear y el océano Atlántico; más del 80% es reserva natural, sin mencionar que es uno de los destinos junto al mar más bucólicos de Carolina del Norte.

Alberga el faro en pie más antiguo de Carolina del Norte y se encuentra a poco más de tres kilómetros de Southport, Carolina del Norte.
Bald Head Island  Alberga el faro en pie más antiguo de Carolina del Norte y se encuentra a poco más de tres kilómetros de Southport, Carolina del Norte.  (Foto: Cortesía Tom Long/Flickr,Creativecommons)

Más allá del pueblo principal de la isla, en el que no hay autos, encontrarás kilómetros de dunas de arena, marismas aptas para pasear en canoa y bosques marítimos llenos de senderos, robles y pinos, a los que puedes llegar fácilmente en bicicleta o en carrito de golf.

Lee: 20 destinos de viaje que no debes perderte

En Bald Head también encontrarás una de las mayores comunidades de anidación de tortugas en el estado, así como al Old Baldy, el faro más antiguo de Carolina del Norte que aún está en pie.

2. Rottnest Island, Australia Occidental

A casi 18 kilómetros de Australia Occidental, Rottnest invita a los excursionistas con sus aguas azules y sus ensenadas protegidas.

Los transbordadores viajan desde el puerto de Fremantle (o Freo, como lo conocen los lugareños) hacia la bahía Thompson de la isla, en donde puedes rentar una bicicleta para explorar los 18 kilómetros cuadrados de la isla.

En Australia Occidental, es una reserva natural de primera clase, sin autos.
Rottnest Island  En Australia Occidental, es una reserva natural de primera clase, sin autos.  (Foto: Laura Kinry)

Los visitantes pueden esnorquelear en los arrecifes someros, entre pargos búfalo de occidente y pintadillas; tomar una cerveza al aire libre mientras disfrutas de la vista al mar, o tomarte una selfie con un quokka, pequeño marsupial fotogénico que vive principalmente en Rottnest y cuya aparente sonrisa le ha valido el título de "el animal más feliz de la Tierra".

Lee: Los 11 mejores hoteles en medio de la nada

Uno de los atractivos principales de la isla es que es fácil encontrar un sitio tranquilo para pasar el rato, incluso en temporada alta, cuando llegan más de 15,000 visitantes al día.

3. Isla de Gaya, Malasia

Súbete a una lancha rápida en Kota Kinabalu (la capital del estado de Sabah) y unos 15 minutos después, habrás llegado a la isla de Gaya. Es un oasis tropical de manglares y playas de arena blanca.

Puedes llegar a este escondite malasio en lancha rápida desde Kota Kinabalu, la capital del estado malasio de Sabah.
Isla de Gaya  Puedes llegar a este escondite malasio en lancha rápida desde Kota Kinabalu, la capital del estado malasio de Sabah.  (Foto: Cortesía Phalinn Ooi/Flickr, creative Commons)

A pesar de que está tan cerca de tierra firme, Gaya es un paraíso para quienes hacen esnórquel o buceo. Sus aguas son particularmente impresionantes: tranquilas, transparentes y llenas de coloridas especies marinas, tales como los pulpos de anillos azules y estrellas de mar, así como uno que otro tiburón ballena entre noviembre y febrero.

Lee: Singapur ofrece la comida con estrellas Michelin más barata del mundo

La isla es parte importante del Parque Nacional Tunku Abdul Rahman de Malasia y alberga varios kilómetros de senderos y una gran variedad de animales, tales como el jabalí barbudo y los monos narigones.

4. Cozumel, México

Aunque los cruceros llegan a San Miguel, el puerto principal de la isla más grande de México en el Caribe, la mayor parte de Cozumel sigue sin desarrollarse; ahí es donde empieza la verdadera diversión.

Lee: 7 vacaciones de lujo en México

La isla está rodeada de aguas color turquesa notablemente cristalinas y de arrecifes coralinos espectaculares que atraen a los aficionados al buceo y al esnórquel que quieren ver rayas águila manchadas y al endémico pez sapo moteado.

Esta isla mexicana, virgen en gran medida, es uno de los principales destinos de buceo en el mundo gracias a sus 26 clases de coral y a sus sitios de buceo, tales como el naufragio C53.
Cozumel  Esta isla mexicana, virgen en gran medida, es uno de los principales destinos de buceo en el mundo gracias a sus 26 clases de coral y a sus sitios de buceo, tales como el naufragio C53.  (Foto: iStock)

El Parque Punta Sur, en el extremo sur de Cozumel, es la reserva ecológica más grande y alberga una impactante playa de arena blanca, ruinas mayas antiguas e incluso una laguna llena de cocodrilos.

También está el Parque Nacional Chankanaab, parte del Parque Marino Nacional, en donde puedes acercarte a hacer amistad con los delfines y los manatíes.

5. Angel Island, San Francisco, Estados Unidos

Aunque Alcatraz bien podría ser la isla más famosa de la bahía de San Francisco, la cercana isla Angel tiene su propia historia polémica.

Lee: Los 10 mejores viajes por carretera del mundo

Ahora es un Parque Estatal de California, pero fue la "isla Ellis de Occidente" para millones de inmigrantes entre 1910 y 1940. También fue centro de detención para muchos de esos inmigrantes, principalmente los que llegaron de China después de la promulgación de la Ley de exclusión de los chinos.

Situada a la mitad de la bahía de San Francisco, Angel Island ofrece paisajes grandiosos de la zona de la bahía y rutas de senderismo espectaculares.
Angel Island  Situada a la mitad de la bahía de San Francisco, Angel Island ofrece paisajes grandiosos de la zona de la bahía y rutas de senderismo espectaculares.  (Foto: Cortesía Christoper Michel)

Hoy, el Museo de la Estación Migratoria de Estados Unidos mantiene vivas las historias de su pasado, mientras que la isla es refugio para los habitantes de la zona de la bahía, quienes buscan un escape cerca de donde viven.

Hay un sendero pavimentado de casi 10 kilómetros de largo que ofrece vistas panorámicas desde el punto más alto, en el monte Livermore (con 240 metros de altitud), así como otra ruta de senderismo que da acceso a un campamento de la época de la Guerra Civil.

Lee: Los 25 mejores hoteles lunamieleros del mundo

Los transbordadores salen de San Francisco hacia la ensenada Ayala todo el verano. Una vez en la isla, también puedes encontrar recorridos en tranvía.

6. Isla de Ometepe, Nicaragua

Los indígenas nicaragüenses reconocieron el atractivo de la isla de Ometepe mucho antes de que los turistas empezaran a descubrirla, cosa que queda patente gracias a la plétora de arte primitivo en roca que sigue encontrándose en la isla.

Más tarde, hasta Mark Twain se sintió atraído a este pedazo de tierra situado en medio de las frescas aguas del lago Nicaragua y describió los dos prominentes volcanes de la isla (uno activo con forma de cono, el otro cubierto con un bosque de niebla y extinto, con una laguna en su cráter, en la que puedes nadar) como "…pirámides magníficas, vestidas del verde más suave y rico…" en su colección de reflexiones titulada Viajes con el Sr. Brown.

La isla en Nicaragua está formada por dos volcanes y puedes llegar en una hora en bota desde San Jorge.
Ometepe  La isla en Nicaragua está formada por dos volcanes y puedes llegar en una hora en bota desde San Jorge.  (Foto: Cortesía Beth and Anth/Flickr, Creative Commons)

De alguna forma, la isla se empezó a dar a conocer hace poco, lo cual es bueno porque puedes encontrar un pedazo de playa de arena negra o un sendero en el bosque lluvioso solo para ti (y unos cuantos monos aulladores).

Lee: El boom hotelero de Los Cabos

El recorrido de casi 20 kilómetros desde San Jorge, en tierra firme, hasta Moyogalpa, en la isla, toma alrededor de una hora.

7. Isla de Arran, Escocia

Escocia es famosa por sus montañas cubiertas de brezos, por sus verdes bosques, vastos lagos y costas vírgenes que tardarías varias semanas en explorar.

Afortunadamente, la isla de Arran, de 432 kilómetros cuadrados, situada a 55 minutos en transbordador de la costa oeste de Escocia, es conocida como "la Escocia en miniatura" y puedes disfrutar gran parte de ella en un día.

Es conocida como "la Escocia en miniatura" y se encuentra a tan solo 55 minutos de tierra firme en transbordador.
La isla de Arran  Es conocida como "la Escocia en miniatura" y se encuentra a tan solo 55 minutos de tierra firme en transbordador.  (Foto: iStock)

Una falla diagonal divide la relajada isla, lo que crea un norte más agreste que alberga a varios Corbetts (montes de entre 750 y 900 metros de altura), entre los que se cuenta el más alto de la isla —el Goat Fell, de 874 metros de altitud—, así como una llanura anegadiza abierta y un castillo del siglo XVI.

Lee: El hotel más hermoso de Medio Oriente

¿Quieres más noticias como esta?
Recibe nuestros artículos sobre viajes, moda, lujo, cultura y estilo.

Como ocurre en tierra firme, el sur es más cálido y más verde y tiene valles amplios y bosques.

Entre las muchas playas están la de Silver Sands, en el pueblo de Kildonan, una amplia playa salpicada de rocas y focas que toman el sol. Y desde luego, no hay Escocia sin una destilería de whisky.

Ahora ve
El sismo derribó una escultura y una cruz de la Catedral Metropolitana
No te pierdas
×