Publicidad
Suscríbete

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

Nuestras Historias

¿Estudiar en línea es más sencillo?

Cursar un programa online no es sólo cuestión de tener una computadora y conexión, el estudiante requiere ciertas habilidades para cubrir los objetivos.
mar 24 abril 2018 06:00 AM
Desarrollo de habilidades.
Desarrollo de habilidades. Los cursos digitales requieren que el estudiante desarrolle la capacidad de organización, responsabilidad y autoexigencia. (Foto: Geber86/Getty Images)

La educación en línea es la preferida por los profesionistas que quieren ampliar sus conocimientos o estudiar una carrera a la vez que desarrollan su faceta profesional. Así lo indica el estudio 'Educación en Línea en México 2018', de la Asociación de Internet.MX, que se señala que 39% de los mexicanos son parte de un programa académico mientras se encuentran trabajando. De ellos, 51% lo hace a través de algún recurso digital.

La flexibilidad que implica el formato es la principal razón para ello. Sólo es necesario tener internet y una computadora para estudiar carreras o posgrados completos desde cualquier lugar. Denisse Ham, directora general para Hispanoamérica de Udemy, explica que casi todas las carreras son posibles de cursar, aunque hay más ventajas para las que son del sector de la tecnología y programación, y habría más dificultades en las que se deben realizar prácticas constantes en laboratorios o aire libre. Pero, ¿la capacidad de estudiar de manera remota quiere decir que es más sencillo?

Esto es relativo, comenta David Stofenmacher, rector de la universidad UTEL, totalmente digital y fundada hace seis años. Aunque este formato hace posible dedicarle tiempo a otras actividades, son necesarias habilidades para cubrir los objetivos de forma efectiva. Para un profesionista, puede resultar más sencillo tomar clases por internet, mientras que para un estudiante joven le resultará más complicado si no tiene la suficiente organización y responsabilidad.

Lee también: Conectados al aprendizaje online

“Los programas de estudio deben ser autorizados por la SEP y mantienen los mismos estándares que la educación presencial, pero se requiere una serie de recursos personales como la automotivación y la buena organización del tiempo”, explica el rector de la universidad que, actualmente, cuenta con más de 25,000 estudiantes inscritos.

Estas habilidades deben ser desarrolladas de manera personal e independiente, lo que agrega complejidad. En el estudio de la Asociación de Internet.MX, el 59% de los encuestados reconoció haber tenido dificultades para continuar con sus estudios de manera digital. La disciplina y agilidad para adquirir aprendizaje son otras de las capacidades necesarias.

Publicidad

Ham agrega que otro de los mitos alrededor de esta modalidad educativa es que los estudios no son profundos. “Contrario a lo que piensan algunos, estos cursos son igual o más completos que los ofrecidos en la educación escolarizada, ejemplo de ello es que prestigiosas universidades los ofrecen”, indica.

Por ejemplo, Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM) cuenta con 19 licenciaturas en línea en su modalidad de Educación a Distancia. El título otorgado es igual y tiene la misma validez que el que se obtiene cuando se estudia de manera presencial. La carreras que se pueden cursar son desde Derecho hasta Contaduría. También cuentan con maestrías y doctorados en el mismo formato. Y el Tec de Monterrey, por ejemplo, tiene varios cursos en la plataforma Coursera.

Te interesa: ¿Estudiar y trabajar? Claves para lograrlo

Como en el caso de las universidades con sistemas escolarizados, la calidad de la educación depende de la institución y el aprovechamiento del estudiante. Por lo tanto, es necesario revisar previamente los planes de estudios de los programas.

Stofenmacher agrega que, aunque el estudiante es más independiente, tiene una interacción constante con sus compañeros y tutores quienes evalúan el aprendizaje del usuario y, en caso de tener dudas, hay sesiones de apoyo más personalizadas. Esta interacción permite, además, desarrollar habilidades como la comunicación o el liderazgo, solicitadas por los reclutadores.

La otra ventaja es que en un mismo curso pueden participar personas que se encuentran en diferentes partes del mundo y culturas, lo que ayuda a desarrollar otras habilidades blandas, como el trabajo en equipo o la empatía.

No te pierdas de nada
Te enviamos un correo a la semana con el resumen de lo más importante.

¡Falta un paso! Ve a tu email y confirma tu suscripción (recuerda revisar también en spam)

Ha ocurrido un error, por favor inténtalo más tarde.

Publicidad
Publicidad