Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

La pobreza en México daña más a las mujeres y los indígenas

La pobreza no ataca a todos por igual en México, pues entre 2008 y 2018, el porcentaje de mujeres que padeció este problema se elevó en mayor medida que la de los varones.
mar 06 agosto 2019 05:21 AM
Pobreza
La pobreza en México bajó entre 2016 y 2018, para llegar a 52.4 millones de mexicanos.
Alejandro Rosas
@AlejaandroRosas

En el combate a la pobreza México no tiene nada que festejar, pues más del 40% de su población padece este problema , y si analizamos más a fondo los resultados dados a conocer este lunes por el Consejo Nacional de Evaluación de la Política de Desarrollo Social (Coneval) vemos que las mujeres son las más afectadas.

En términos generales por sexo, el porcentaje de mujeres mexicanas en pobreza se incrementó 6.1% entre 2008 y 2018, mientras que los varones aumentaron en 5.7%. El único rubro donde se ve una disminución fue en la pobreza extrema, donde las mujeres obtuvieron una reducción de 26.5%, y los hombres de 22.2%.

El Coneval destacó que la pobreza se agudiza en el sureste del país, afectando a los pueblos indígenas, los adultos mayores y las personas con discapacidad, así como a los niños y adolescentes.

Publicidad

El estado que reportó el menor porcentaje de personas en situación de pobreza en 2018 fue Nuevo León, con el 14.5 %, mientras que el más pobre fue Chiapas, con el 76.4 % de sus habitantes.

La Ciudad de México registró 2.7 millones de personas pobres, lo que supone el 30.6 % de la población capitalina.

El rubro que tuvo un mayor deterioro en el periodo de referencia fue la población vulnerable por ingresos. Para las mujeres, en 65.7%, mientras que para los varones el repunte fue de 66.3%,

Los indicadores sociales disminuyen significativamente entre hombres y mujeres en el periodo 2008-2018, aunque el único sector que tiene un aumento es el de la carencia por acceso a la alimentación. Este resultado es grave cuando advertimos que México aún debe combatir la desnutrición.

Publicidad

La pobreza extrema para la población indígena y no indígena tuvo una reducción de 15% y 29%, respectivamente, entre 2008 y 2018. Sin embargo, en la población vulnerable por ingresos, las comunidades indígenas padecieron un aumento de 46.7% frente al repunte de 30.4% para los no indígenas. Aquí podemos observar el deterioro en el nivel de ingresos de la población mexicana, lo cual imposibilita ejercer una mejor calidad de vida y movilidad social.

Los indicadores sociales tuvieron un mejor desempeño, el único rubro que se incrementó fue el de la carencia por acceso a la alimentación. El actual gobierno federal tiene un gran reto porque debe generar líneas de acción pertinentes que logren reducir el número de mexicanos vulnerables por ingresos y el acceso a la alimentación, pues son los dos rubros que mayor deterioro enfrentaron.

Publicidad
¿Tienes poco tiempo?
Infórmate en menos de cinco minutos de lo más importante del día.

¡Falta un paso! Ve a tu email y confirma tu suscripción (recuerda revisar también en spam)

Hubo un error. Por favor intenta más tarde.

Publicidad
Publicidad