Publicidad
Revista Digital

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

Las sopas Campbell luchan por sobrevivir

La empresa venderá la división Campbell Fresh y su negocio internacional, que incluye al fabricante de galletas Tim Tam Arnott's y Kelsen Group.
mié 05 septiembre 2018 06:49 AM

NUEVA YORK (CNNMoney)- Campbell cree que puede superar su crisis corporativa haciendo un gran cambio en su estrategia.

La compañía anunció el jueves 30 de agosto que venderá Campbell Fresh, que incluye los jugos, zanahorias y aderezos para ensaladas de Bolthouse Farms, los dips y frituras de tortilla Garden Fresh y las propias sopas refrigeradas de Campbell.

Campbell también venderá su negocio internacional, que incluye al fabricante de galletas Tim Tam Arnott's y Kelsen Group.

Lee: EU defiende aranceles a metales con una lata de sopa Campbell's

Las decisiones son el resultado de una revisión operativa completa que la compañía comenzó en mayo, a raíz de las malas ventas y de una integración difícil con la compañía de bocadillos Snyder's-Lance, que Campbell completó en marzo.

Campbell está luchando con muchos de los mismos problemas que enfrenta la industria de los alimentos: los precios se han hundido hasta el piso a medida que Amazon, Walmart, Costco y Kroger han intensificado su batalla por los clientes. Los cambios en los gustos de los consumidores y los aranceles sobre el aluminio exacerbaron los problemas de Campbell.

Publicidad

Pero Campbell también se ha autoflagelado con sus malas apuestas. En una conferencia telefónica con analistas, el CEO interino, Keith McLoughlin, dijo que la compañía persiguió agresivamente la “megatendencia” de la salud sin considerar qué diferenciaba a Campbell de sus docenas de rivales que estaban haciendo exactamente lo mismo. Dijo que Campbell dependía demasiado de las fusiones y adquisiciones, y que perdió el enfoque en sus propios productos y marcas.

Lee: Pequeños competidores le comen el mandado a Hershey, Pepsi y otros gigantes

“Es muy claro para mí que la empresa necesita un mayor enfoque y disciplina”, dijo McLoughlin.

Ahora, Campbell está reforzando sus marcas más populares. McLoughlin dijo que Goldfish, las galletas Pepperidge Farm, Snyders, los bocadillos Late July y las frituras Cape Cod y Kettle generarán alrededor del 70% del crecimiento de la compañía. Campbell planea invertir en mercadotecnia, innovación, capacidad de fabricación y comercio electrónico para cada una de las seis marcas.

El jueves pasado, McLoughlin dijo en un comunicado que el directorio había considerado una venta completa de la compañía entre otras opciones, pero finalmente decidió que la desinversión de los dos negocios era lo mejor.

“La junta permanece abierta y comprometida con la evaluación de todas las opciones estratégicas para mejorar el valor en el futuro”, agregó.

McLoughlin dijo que las ventas le permitirán a Campbell enfocarse en sus principales negocios en Estados Unidos, incluidas las sopas enlatadas y para microondas, los jugos V8 y los refrigerios de Pepperidge Farm. Eso debería ayudar a reducir la deuda de la compañía.

Las ventas en los tres meses que terminaron en julio crecieron 33% con respecto al mismo periodo del año pasado, pero ese crecimiento se debió en su totalidad a las adquisiciones de Snyder's-Lance y Pacific Foods, que producen sopas y bebidas a base de plantas. Campbell compró Pacific el año pasado. Sin esos nuevos negocios, las ventas de Campbell habrían caído 3%.

Sin Pacific, las ventas de sopas de la compañía se habrían reducido en 14%.

Las turbulencias internas han agitado a Campbell: Denise Morrison, la ex presidenta ejecutiva de la compañía, también se retiró abruptamente en mayo.

“El año fiscal 2018 fue un año desafiante para Campbell”, dijo McLoughlin. “Estos resultados y nuestras perspectivas para el año fiscal 2019 refuerzan la necesidad de las acciones significativas que anunciamos esta mañana”.

Los inversores han pedido que la empresa sea vendida por completo.

Third Point LLC, que posee el 5.65% de la compañía, dijo a principios de este mes que “el único resultado justificable de la revisión estratégica es que [Campbell] se venda a un comprador estratégico”.

La compañía recurrió a Goldman Sachs y Centerview Partners para ayudarlo con la venta.

Las acciones de Campbell cayeron casi 17% este año.

Campbell no estaba sola en sus esfuerzos por atraer a consumidores más saludables. Otras empresas, como PepsiCo, han ofrecido alimentos más saludables para atraer a consumidores cada vez más conscientes de las calorías y el azúcar.

Publicidad
Publicidad