Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

Nuestras Historias

Las empresas en Silicon Valley van y vienen, ¿Será igual con Facebook?

¿Facebook seguirá siendo un gigante de Silicon Valley, dominando las redes sociales?, o compartirá el destino de otros que fueron grandes como Sun Microsystems.
Facebook Silicon Valey retos
Facebook. Operó con una seguridad en sí misma que dio forma a muchas compañías de Silicon Valley durante la última década.

NUEVA YORK (CNN) - Era el 17 de agosto de 2018 y el Director de Seguridad de Facebook, Alex Stamos y yo, conducíamos juntos a su último día de trabajo. Después de tres años en la empresa, gran parte de los cuales dedicó a lidiar con la intromisión rusa en la plataforma, y, según se informa, debatió con otros dentro de la empresa sobre la transparencia que tenía con el público sobre el tema, estaba en conflicto, pero estaba listo para seguir adelante.

"La compañía ha crecido a pasos agigantados en los últimos tres años. Creo que tiene más del doble de tamaño... Es extraño, tuvimos una empresa en la que tres años te convierten en una de las personas con mayor antigüedad", dijo Stamos en un momento dado, reflexionando sobre su tiempo en Facebook desde el asiento del conductor.

"También es una empresa, creo, que se está enfrentando a su papel en el mundo, ¿verdad? Lo que comenzó como un divertido proyecto de dormitorio... la gente se ha dado cuenta de que tiene un papel geopolítico increíblemente central que no podemos ignorar. Así que definitivamente es, creo, una compañía más seria que en la que empecé".

Lee: Error de Facebook expone fotos de 6.8 millones de usuarios

Pensé en eso por un minuto, y luego le pregunté: "Si pudieras decir, 'Facebook es ...' simplemente completa el espacio en blanco".

"'Facebook está creciendo' es probablemente lo que yo diría", respondió Stamos. Luego continuó con un suspiro: "Hay algo en ser confrontado por tu impacto en el mundo de una manera real que creo que cambia la forma en que las personas abordan su trabajo, ¿Cierto? Quiero decir, cada individuo está pensando diferente al respecto ahora".

Publicidad

Manejamos hablando así por un rato más antes de llegar al campus de Facebook, donde me dejó. Antes de hacerlo, señaló el cartel gigante "Me gusta" que se encuentra en la entrada. En la parte posterior, el letrero aún dice "Sun Microsystems", el gigante de Silicon Valley que alguna vez ocupó el espacio, es decir, antes de que se desmoronara lentamente y, finalmente, fuera vendida a Oracle.

"No lo han pintado todavía", dijo. "Es un pequeño recordatorio de que las empresas van y vienen, ¿No? Como lo que fue una de las compañías más poderosas en Silicon Valley, desapareció".

A los 15 años, Facebook se encuentra en un momento crucial en su historia. La compañía operó con una seguridad en sí misma que dio forma a muchas compañías de Silicon Valley durante la última década, una actitud de "confía en nosotros, sabemos lo que es mejor". Es una arrogancia que llevó a la innovación (podría decirse que Facebook no podría haberse convertido en lo que es sin ella), pero también es una arrogancia que ha llevado a la empresa al centro de un debate sobre el complicado papel de la tecnología en la formación de la humanidad. Y la pregunta permanece: ¿Facebook seguirá siendo un gigante de Silicon Valley, dominando las redes sociales? ¿O su letrero, también, será sobrepuesto un día?

Gran parte de la historia de Facebook ha sido moldeada por las apuestas que hizo su fundador, Mark Zuckerberg, y por la propia fe de la compañía en sí misma y en lo que está haciendo. Facebook y Zuckerberg lanzaron News Feed durante las protestas; ahora se ha convertido en el centro de la empresa. Zuckerberg rechazó una oferta de adquisición de Yahoo por 1,000 millones de dólares; la compañía ahora vale casi 500 veces más. La gente se burlaba cuando Facebook compró Instagram; ahora ese trato parece una ganga.

Lee: Facebook enfrenta llamadas a sacudir su liderazgo, pero Zuckerberg se queda

"Una cosa que siempre admiré de Mark es su capacidad para pensar a futuro en los juegos". Dave Morin, uno de los primeros empleados de Facebook, me dijo recientemente. "Dicen esto acerca de los grandes maestros de ajedrez, que pueden ver, ya sabes, tres pasos por delante, o los mejores maestros de ajedrez pueden ver como cinco jugadas por delante, ¿No? Y siempre vi a Mark de esa manera".

Al mismo tiempo, sin embargo, siempre había un punto ciego tremendo. Una compañía que conectó a miles de millones carecía de una comprensión básica de los seres humanos y de todas las posibles complicaciones, consecuencias, y víctimas reales, que vendrían junto con la conexión del mundo.

He visitado la compañía muchas veces durante el año pasado, cubriendo Facebook a la vez que cumple 15 años, para nuestro documental de CNN, "Facebook a los 15: es complicado". He estado dentro y fuera del campus durante algunos de los momentos más difíciles de la empresa, mientras ha sido criticada por los usuarios y los legisladores de EU por todo, desde la intromisión rusa y Cambridge Analytica, cuestiones de privacidad y más. Y lo he escuchado una y otra vez de los ejecutivos de Facebook, incluido el propio Zuckerberg y su número dos, Sheryl Sandberg: estaban demasiado centrados en lo bueno y no anticiparon lo malo.

Un punto de inflexión, y los próximos 15 años.

Es gracioso, cómo las cosas más pequeñas pueden parecer lo que más importa en los momentos más grandes, y cómo pueden ser las cosas que recuerdes después.

Y, sin embargo, justo antes de comenzar la entrevista, la charla fue sobre la configuración. El subtexto: ¿Cuál es un ambiente cómodo para uno de los momentos más incómodos en la historia de Facebook? ¿Las sillas en las que cada uno de nosotros estamos sentados son adecuadas? ¿La habitación está a una buena temperatura?

Puede parecer ridículo para algunos, pero es comprensible. Este fue un momento muy importante para Zuckerberg. El detalle más pequeño, como si la habitación estaba lo suficientemente fría como para que Zuckerberg, que anteriormente había recibido burlas por lo mucho que estaba sudando en un entorno público, no se sobrecalentara, o qué tipo de configuración sería propicia para convertir la entrevista en una de alto riesgo, podría marcar la diferencia.

Lee: Facebook vive un año difícil, pero aún no termina

Durante los próximos 15 años, y más, Zuckerberg y Facebook probablemente enfrentarán muchos más momentos cruciales. No todos serán acerca de la privacidad o la intromisión. Muchos, casi con seguridad, se referirán al negocio en sí. Los fundadores de Instagram se han ido; también lo han hecho los fundadores de WhatsApp, adquirida por Facebook en 2014. La adquisición de las dos compañías representa posiblemente las apuestas más grandes y exitosas que Zuckerberg y su equipo han hecho. Ahora Facebook ha apostado otra vez por ellos: que estos servicios, que se han convertido en parte integral del futuro a largo plazo de la empresa matriz, seguirán teniendo éxito incluso sin las personas que los iniciaron.

Para que estas apuestas sean rentables y para enfrentar a todos los competidores a los que se puede enfrentar, es probable que Facebook necesite mantener algo de esa vieja arrogancia. Pero, si se trata de evitar el destino de Sun Microsystems, también necesitará algo de humildad.

"Facebook es un mapa vivo de la sociedad", observó Morin. "Es, literalmente, un mapa de cada persona y de todas las relaciones y de todas las interacciones entre todas esas relaciones. Y, en cierto modo, es tan desordenado y humano como todos lo somos".

Hay algo en ello. En todo el mundo, Facebook se ha insertado en el tejido de la sociedad. Había prometido conectarnos y, al hacerlo, acercarnos más. Pero la misma plataforma que hizo eso, la que muchos acreditaron por su papel en la Primavera Árabe y aplaudió el papel que desempeñó en la recaudación de millones a través de cosas como el Ice Bucket Challenge, ha sido utilizada como arma por trolls y estados nacionales, ha permitido el robo de nuestra información, ha difundido teorías de conspiración e historias falsas. Incluso se ha utilizado para alimentar la violencia en lugares como Myanmar.

A los 15 años, la compañía tiene su propia burbuja de filtro que reventar. Los desafíos que se avecinan no se pueden resolver con la misma actitud anterior, y sin que Facebook se dé cuenta de que necesita escuchar a externos y ser transparente con ellos. Lo ha hecho una prioridad, pero todavía tiene mucho camino por recorrer. No se sabe cuántos problemas nuevos enfrentará en los próximos 15 años, y su reacción a ellos determinará si permanece dominante o si pierde su posición como una de las compañías tecnológicas más poderosas del mundo.

Lee: Facebook prohíbe la venta de animales en sus publicaciones

"Creo que la compañía será duradera", me dijo Stamos en su último día. "Pero también creo que el 101 está lleno de las antiguas sedes de las compañías que pensaron que estarían ahí para siempre. Esa es una parte constante de Silicon Valley, la muerte y el renacimiento de estos productos y estas organizaciones. (...) Nadie puede ponerse demasiado cómodo y arrogante sobre cuánto tiempo puede durar ahí una persona y cuánto tiempo puedes estar en la cima".

"Creo que la compañía será duradera", me dijo Stamos en su último día. "Pero también creo que el 101 está lleno de las antiguas sedes de las compañías que pensaron que estarían ahí para siempre. Esa es una parte constante de Silicon Valley, la muerte y el renacimiento de estos productos y estas organizaciones. (...) Nadie puede ponerse demasiado cómodo y arrogante sobre cuánto tiempo puede durar ahí una persona y cuánto tiempo puedes estar en la cima".

¿Tienes poco tiempo?
Infórmate en menos de cinco minutos de lo más importante del día.

¡Falta un paso! Ve a tu email y confirma tu suscripción (recuerda revisar también en spam)

Hubo un error. Por favor intenta más tarde.

Publicidad
Publicidad