Publicidad
Revista Digital

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

El dilema de Alsea: sortear la pandemia o mantener cautivos a los inversionistas

La empresa, que opera marcas como Domino’s Pizza y Starbucks, trabaja en la recuperación de sus finanzas mientras su acción repunta en la Bolsa Mexicana de Valores.
mié 05 mayo 2021 05:00 AM
Alsea opera las cafeterías de Starbucks en México. (iStock)
Las cafeterias de Starbucks comienzan a dar signos de recuperacion. (iStock)

Este 2021 ha sido un año desafiante para Alberto Torrado. El director general de Alsea, la operadora de restaurantes como Domino’s Pizza y Starbucks, enfrenta la crisis que contagió a la industria restaurantera con unas metas claras para la recuperación: el cierre de restaurantes y la renegociación de su deuda.

En marzo del año pasado, Torrado cumplió un año en la dirección general de la empresa, en medio de la caída en ventas provocada por los cierres de los restaurantes, que buscaban evitar los contagios de COVID-19.

Como resultado, en el primer trimestre de 2020, los ingresos de la compañía cayeron 11.5%, a 12,085 millones de pesos. Esta tendencia se mantuvo en los siguientes meses y la también operadora de Vips cerró el año con un desplome en los ingresos de 33.4%.

Publicidad

Alsea ajustó su estrategia para mitigar el impacto en sus operaciones en los siguientes meses y buscó reducir los gastos operativos. Como parte de esta reestructura, la empresa cerró 120 restaurantes y recortó 20.4% su planilla de colaboradores. También incluyó negociaciones con proveedores y arrendadores, el acceso a programas de apoyo gubernamentales y acuerdos con socios estratégicos.

Como parte de esta nueva receta, la empresa que dirige Torrado también extendió los acuerdos de sus créditos con los bancos hasta junio de 2022, y, de acuerdo con las previsiones de la compañía, esto les permitirá dar continuidad a sus "proyectos estratégicos" para mantener su crecimiento orgánico.

Después de que el 14 de abril de 2020 las acciones de la compañía llegaran a su cotización más baja en el último año, con un precio de 14.11 pesos por papel, la estrategia operativa y de reestructuración de deuda dieron un impulso a los títulos de la compañía, que lograron remontar y se han mantenido con un precio de cierre que ronda los 30 pesos por acción.

“La acción se ha visto castigada, pero ya muestra un desempeño bastante fuerte desde los mínimos de 2020”, declaró Iván Santiago, director general de BlackBull Advisor. "Los números están en línea con lo que se esperaba en el sector de restaurantes, que estuvo muy afectado con la caída del consumo", añadió.

El año de la recuperación

Alsea fijó 2022 como la fecha para que sus finanzas regresen a los niveles previos a la pandemia. Directivos de la compañía están optimistas respecto al desempeño de los restaurantes de sus diferentes marcas, y tienen a favor algunos factores, como el relajamiento de las restricciones de movilidad, la reducción de los contagios en México y Europa, y los avances en la vacunación.

Los primeros signos de recuperación comenzaron a vislumbrarse: las ventas de Starbucks aumentaron 1.5% y las de Domino’s Pizza en México crecieron 10.3% en el primer trimestre del año. Burger King mantiene un nivel de ventas de 94.3% frente a los niveles del primer cuarto de 2019.

Pero aún queda un largo camino por recorrer. Las ventas de la empresa en México se mantienen en números negativos: disminuyeron 15.6%, mientras que el flujo operativo bajó 18% durante el primer trimestre del año.

Publicidad

La empresa, que desde el año pasado declaró que buscaría posicionarse como líder en las entregas a domicilio, también ha mostrado avances en ese frente, y las ventas a través de los diferentes canales de delivery aumentaron 64.9%.

Pero como este repunte no vendrá solo, Torrado tiene un plan en el horno, que considera enfocar sus esfuerzos en las marcas más rentables, como es el caso de las cafeterías y las marcas de comida rápida, lo que significará el cierre de 20 restaurantes más.

Como parte del acuerdo con los bancos, Alsea mantendrá sus restricciones en las inversiones de capital y para cada trimestre de este año tiene un presupuesto de inversión máximo de 800 millones de pesos.

Marisol Huerta, analista bursátil de Ve por Más, prevé que con las tiendas operando al 100%, la compañía logrará meter el acelerador a su recuperación.

“Tenemos un escenario positivo (para el segundo trimestre). Viene 10 de mayo, la gente ya quiere salir y se están adaptando las terrazas. A medida que se quiten las restricciones les va a permitir recuperarse más rápido. Ahorita ya tienen un desempeño favorable, esperaríamos que con las tiendas abiertas, la recuperación será muy buena para los restaurantes de casual dinning, que son los más afectados”, declara.

La deuda neta consolidada de la empresa incrementó 2,305 millones de pesos, para cerrar en 28,706 millones de pesos al 31 de marzo de 2021, en comparación con los 26,401 millones de pesos al cierre de 2020. La compañía busca reducir su nivel de apalancamiento de 8.2 veces, que tiene ahora, a uno de 4 veces, para lo que debe mantener las negociaciones con los bancos.

“Los números para los siguientes trimestres van a ser mucho mejores con la reapertura en Europa y México (...) El tema es el horizonte de vencimientos de la deuda, que tienen que pagar 12% este año, 22% en 2022 y 36%, que es casi la mitad de la deuda. En 2023, la empresa opera con un apalancamiento muy alto y con el flujo de operación actual tardarían más o menos nueve años en pagar la deuda”, comenta Santiago.

Publicidad
Publicidad
Publicidad