Publicidad

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

Enel marca la ruta hacia una nueva era de energía en México

México posee una gran riqueza de fuentes renovables y, con el compromiso de crear las condiciones para un futuro sostenible, Enel es el energy manager de las compañías líderes en diversas industrias.
jue 09 junio 2022 03:46 PM
Vista de una planta eólica de Enel
Por sus resultados de negocio en el sector energético, Enel destaca en el ranking de las 500 empresas más importantes 2022.

En medio de la crisis por el cambio climático, se torna indispensable encontrar alternativas para atender la demanda global de energía. Además, la reducción de la huella ambiental cobra importancia, sobre todo en un territorio como México, por su gran potencial para el aprovechamiento de recursos renovables.

De esta forma, con la visión de contribuir a la descarbonización de la matriz energética de una manera responsable y sostenible, Enel inició operaciones en el país hace 14 años. Ahora, como energy manager líder, posee dos líneas de negocio: Enel Energía, para la comercialización de energía y otros productos, y Enel Green Power, enfocada en la generación de energía renovable.

Publicidad

“La descarbonización es fundamental para el desarrollo futuro de la sociedad. Por esta razón, vamos de la mano con las empresas, como sus asesores, para que su consumo sea más limpio. Creemos que a través de la transición energética se podrá combatir el cambio climático”, afirmó Ricardo Whaley, Head of Energy Management & Commercial Office en Enel México.

El directivo agregó que esta también es la ruta para cooperar al desarrollo económico, con la firme convicción de que el futuro es el camino verde de las renovables y las estrategias de sostenibilidad que crean valor compartido en las comunidades locales.

Mediante un crecimiento constante, la compañía ha desarrollado proyectos en 11 estados del territorio nacional, hasta alcanzar una capacidad instalada de casi 3,000 MW. De hecho, Ricardo Whaley señaló que uno de los puntos más notables en su expansión se registró entre 2016 y 2017, a raíz de la puesta en marcha del Mercado Eléctrico Mayorista (MEM) y las Subastas Eléctricas de Largo Plazo.

Como resultado, a Enel se le adjudicó la instalación y operación de ocho centrales, entre las que destaca Villanueva, situada en Coahuila. Operada por Enel Green Power México, es considerada la planta solar fotovoltaica más grande de América Latina y una de las cinco más importantes a nivel mundial.

“Lo que hemos estado haciendo en México, desde 2008, es obra de un grupo internacional muy sólido, con presencia en más de 30 países. Nuestra meta es llegar a ser Net Zero para 2040 y, con la contribución de todos los mercados, estamos encaminados a lograrlo”, expuso Whaley.

Por su parte, a Enel Energía lo definió como el vehículo para atender la demanda de clientes industriales y comerciales con grandes consumos (Usuarios Calificados) en el MEM. Su valor agregado no se centra sólo en conseguir una reducción de costos, sino en establecer una estrategia sostenible para toda su cadena de suministro.

 

Además, bajo esta línea de negocio, ofrecen una solución a la medida para que las empresas aseguren a sus consumidores que el suministro de energía es a partir de fuentes renovables, por medio de la adquisición de Certificados de Energías Limpias (CEL).

“Nos mantenemos activos, aportando al cumplimiento de la demanda energética, con tres ejes: cuidado de nuestro planeta, que es nuestro principal stakeholder; el desarrollo de sistemas tecnológicos para eficientar nuestra operación y asegurar la continuidad, todo esto sumado a cuidar a los colaboradores de la empresa”, puntualizó Whaley.

El compromiso cero accidentes de Enel

Con las iniciativas Stop Work Policy y Zero Accidents, la compañía asume la responsabilidad de priorizar el bienestar de sus empleados, al implementar la cultura de la salud y la seguridad.

Entre sus buenas prácticas, el área Health, Safety, Environment and Quality (HSEQ) fomenta que los colaboradores se apropien del sentido de responsabilidad, para cuidarse dentro y fuera de la empresa; por ejemplo, con los equipos que realizan labores en las plantas de energía.

Mientras que su plan de acción ante la pandemia mostró resultados en el control de los contagios, gracias a la aplicación de pruebas para detectar los casos positivos de manera oportuna y desplegar protocolos como el esquema de trabajo híbrido en las áreas en las que ha sido posible.

También, Enel México cuenta con una certificación en Igualdad Laboral y no Discriminación bajo la Norma Mexicana NMX-R-025-SCFI-2015 y la NOM-035, para crear y mantener un entorno más sano.

“Si un colaborador detecta que las condiciones no son seguras, la situación se reporta, se analiza y se corrige para continuar la operación. Esa ha sido la conciencia de Enel como empresa, desde hace mucho tiempo”, concluyó Ricardo Whaley.

 
Publicidad
Publicidad