Publicidad

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

Nuestras Historias

Robert Mueller confirma que su informe no exonera a Donald Trump

El ex fiscal especial sobre la intromisión rusa en las elecciones de 2016 dice que el presidente puede ser investigado una vez que deje el cargo.
mié 24 julio 2019 09:44 AM
Mueller.
El ex fiscal se presentará en dos audiencias, se espera que hable durante seis horas ante la Cámara de Representantes.

El presidente Donald Trump puede ser procesado por el delito de obstrucción de justicia una vez que dejé el cargo, sugirió el ex fiscal especial Robert Mueller durante la primera de dos audiencia frente a la Cámara de Representantes este miércoles.

Después de citar las reglas del Departamento de Justicia de que no podía procesar a un presidente en funciones, Mueller sugirió que es posible que Trump pueda ser acusado después de dejar la Casa Blanca.

Publicidad

“Según la política del Departamento de Justicia, el presidente podría ser procesado por obstrucción de los delitos de justicia después de que abandone el cargo, ¿verdad?”, preguntó el presidente del Comité Judicial de la Cámara de Representantes, Jerry Nadler. Mueller respondió quera verdadero, pero no dijo si Trump debería ser procesado.

El ex fiscal especial aseguró que que su investigación no "exoneró totalmente" al presidente Donald Trump como él ha afirmado.

Lee: Así es la estrategia de los demócratas para interrogar al ex fiscal Mueller

"El hallazgo indica que el presidente no fue tan exculpado por los actos que presuntamente cometió", dijo Mueller. "No es lo que dice el informe".

Mueller, quien hizo algunos comentarios públicos en una conferencia de prensa en mayo, pero no contestó preguntas y se ha resistido a testificar, reiteró que se "mantendría dentro del texto" de su informe y se mostró visiblemente incómodo una vez que comenzó el interrogatorio.

"En base a la política del Departamento de Justicia y los principios de imparcialidad, decidimos que no tomaríamos la determinación de si el presidente cometió un delito. Esa fue nuestra decisión en ese momento y sigue siendo nuestra decisión hoy", dijo Mueller.

Las audiencias, que se espera se prologuen por seis horas o más, se transmiten en vivo a nivel nacional, lo que permitirá a los estadounidenses escuchar al hombre detrás de la larga y cuestionada investigación.

Recomendamos: Assange transformó su refugio en un centro para interferir las elecciones de EU

Publicidad

El también ex director del FBI confirmó que el presidente Trump le pidió al personal que falsificara los registros relevantes para la investigación en curso. El tema surgió durante un interrogatorio del representante demócrata Cedric Richmond, quien le pregunto si era justo decir que el presidente intentó protegerse al pedirle al personal que falsificara registros, lo que afirmó el presidente.

En su declaración previa al interrogatorio, Mueller advirtió que no puede responder a todas las preguntas.

"Por ejemplo, no puedo responder a las preguntas sobre investigaciones abiertas del FBI sobre Rusia", dijo en una declaración leída.

Mueller también defendió que la investigación fue llevada a cabo de una forma "justa e independiente" y aclaró que "en base a las políticas y los principios de justicia" de su departamento, habían decidido que no iban a determinar "si el presidente había cometido un delito".

El fiscal especial llegó a las 08:00 am (7:00 am Tiempo del Centro de México) al Congreso donde una sala atestada y llena de cámaras traslucía el interés de la audiencia que se desarrollará primero en el Comité Judicial y después en el Comité de Inteligencia de la Cámara, donde los demócratas son mayoría.

Recomendamos: Los demócratas recurren a Robert Mueller ante unas audiencias muy taquilleras

El reservado Mueller testifica ante dos comités de la Cámara baja controlada por los demócratas —primero en el Comité Judicial y después en el de Inteligencia—, en medio de declaraciones de Trump asegurando que fue "exonerado" en la pesquisa, y de los demócratas, que insisten en que el informe proporcionó amplia evidencia para un juicio político.

En una audiencia cargada de tensión, Mueller contestó muchas veces con una sola palabra y remitió varias veces a los legisladores al informe.

Trump insistió esta semana en que no vería el testimonio televisado a nivel nacional, pero media hora antes de que comenzara, lanzó una furiosa diatriba en Twitter, quejándose, entre otras cosas, del hecho de que Mueller testificara con un asistente sentado junto a él.

Publicidad

"Esto NO fue acordado específicamente, y NUNCA lo habría aceptado. ¡La mejor caza de brujas en la historia de Estados Unidos, por mucho!", escribió Trump en una media docena de tuits.

La información legal críptica utilizada en el informe de Mueller permitió que el presidente y sus aliados afirmaran que la investigación era una "caza de brujas" con motivaciones políticas que no encontró nada de importancia.

"NO HAY COLUSIÓN, NINGUNA OBSTRUCCIÓN!", tuiteó Trump el miércoles.

Sin embargo, los demócratas esperan que Mueller explique por qué no presentó cargos a pesar de las pruebas condenatorias descritas en el informe de 448 páginas.

El testimonio del ex fiscal especial es lo más cercano a un momento decisivo para los demócratas en sus investigaciones sobre el presidente. Es un punto de inflexión potencial para el grupo demócrata de la Cámara de Representantes a favor de un juicio de destitución que está depositando. Mueller puede reiniciar la conversación sobre la investigación del abogado especial y convencer al público, y a los colegas demócratas escépticos, de que la Cámara debe realizar una investigación de juicio político contra Trump.

Con información de CNN y AFP

¿Tienes poco tiempo?
Infórmate en menos de cinco minutos de lo más importante del día.

¡Falta un paso! Ve a tu email y confirma tu suscripción (recuerda revisar también en spam)

Hubo un error. Por favor intenta más tarde.

Publicidad
Publicidad