Publicidad
Revista Digital

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

Latinoamérica lucha contra el COVID-19 con restricciones en semana santa

La OPS advierte que una nueva ola de la pandemia puede ser más extensa que la anterior, algo que ya sucede en Brasil, Uruguay y Cuba.
jue 01 abril 2021 06:04 AM
Vacuna del COVID-19
La Cruz Roja asegura que "casi todas las dosis de vacunas administradas se han reportado en los países más ricos" de América.

La amenaza de una tercera ola del COVID-19 sigue creciendo en América Latina, que, con limitados recursos y una marcada desigualdad, lucha por expandir sus planes de vacunación, mientras aumenta las restricciones, para frenar un virus que deja casi 25 millones de infectados y 777,000 muertes en la región.

La Organización Panamericana de la Salud (OPS) advirtió este miércoles que la nueva ola de COVID-19 que están experimentando los países de América podría ser más extensa que la anterior, tal como ya sucede en Brasil, Uruguay y Cuba, y el principal consejo ante el incremento acelerado de los casos es quedarse en casa.

Publicidad

Brasil, la mayor preocupación

"El número de muertes sigue siendo alto, con más de 34,000 muertes registradas la semana pasada (22 al 29 de marzo). Brasil, Perú, Chile y Paraguay han reportado las tasas más altas", advirtió este miércoles la directora de la OPS, Carissa F. Etienne, en su balance semanal.

"Déjenme ser clara en esto. Sin acciones preventivas, nuestra región podría afrontar una ola incluso más larga que la anterior", dijo la jefa del organismo regional.

La Organización Mundial de la Salud (OMS) notificó este miércoles que la cifra global de contagios asciende a 127.8 millones y la de fallecidos es de 2.8 millones.

Tanto en el continente americano como en el europeo, los dos más afectados, se observa un repunte en los casos diarios, lo que ha obligado a nuevos cierres y cuarentenas en plena Semana Santa.

De acuerdo con la OMS, América registra 55.7 millones de contagios y 1.34 millones de muertes , mientras que Europa reporta 44.8 millones de casos y 965,000 muertes.

Por países, Estados Unidos sigue siendo la nación más azotada del mundo (30.4 millones de casos y más de 551,000 muertes), seguida de Brasil, con 12.7 millones de casos y unos 321,000 fallecimientos; y la India, con 12.1 millones de positivos y más de 162,000 decesos.

En tanto en Latinoamérica las naciones con más contagios, después de Brasil, son Colombia (2.39 millones), Argentina (2.33 millones) y México (2.23 millones).

Publicidad

Así el continente suma 55.7 millones de casos y 1.34 millones de muertes. Y de esta cifra, Latinoamérica reporta unos 24.5 millones de contagios y más de 777,000 decesos.

La directora de la OPS expresó especial preocupación por Brasil, donde el número de muertes y contagios por COVID se ha disparado, e informó que las tasas de ocupación de camas de cuidados intensivos de hospitales superan el 80% en todos los estados del país, a excepción de dos.

Otros expertos de la agencia hicieron énfasis en que las medidas de prevención fueron insuficientes -y continúan siendolo- para evitar la transmisión más acelerada de la enfermedad, a lo que se suma la variante P1 que se ha propagado en toda la nación sudamericana y que ha puesto en riesgo al resto de la región.

La organización ha identificado al menos una de las tres variantes del coronavirus más preocupantes del COVID en 32 países y territorios de América. Por otra parte, el Instituto Butantan de Brasil dijo el miércoles que ha hallado otra mutación del virus similar a la sudafricana.

Avances en la vacunación

Etienne explicó que "hasta ayer ( el martes), 124 millones de personas han recibido al menos una dosis de vacuna en las Américas, y más de 58 millones han completado sus calendarios de vacunación", pero señaló que no se puede bajar la guardia pues el virus está contagiando a mayor velocidad y los retrasos en la producción de las vacunas preocupan.

Publicidad

"A medida que celebramos avances, no podemos cerrar los ojos ante el hecho de que el suministro de vacunas sigue siendo nuestro mayor desafío", indicó.

Según el mapa de Our World in Data, vinculado a la Universidad de Oxford, se han administrado 577.92 millones de vacunas a nivel mundial. En Norteamérica se han hecho 162.67 millones de inoculaciones, mientras que en Suramérica ya son 36.14 millones, dejando relegada a Centroamérica y el Caribe a 2.17 millones de dosis.

La cara de la desigualdad

La OPS confirmó que en los últimos 30 días, más de 2.5 millones de dosis de vacunas adquiridas a través del mecanismo global Covax, de la OMS, han llegado a 17 países de la región, y esta semana Guyana, Bahamas, Trinidad y Tobago y Belice recibieron sus primeros envíos.

La próxima semana todos los países de América habrán recibido al menos un lote suministrado por el esquema, dijo el director adjunto de la OPS, Jarbas Barbosa.

El suministro de vacunas "continúa siendo nuestro mayor desafío", admitió Etienne, al hacer un llamado para que los países con excedentes donen dosis a las naciones en problemas

Biden promete vacunar a 200 millones de estadounidenses en sus primeros 100 días

La directora de la organización lamentó, sin embargo, que haya "demasiados ejemplos de nacionalismo en materia de vacunas, lo que limita aún más la disponibilidad mundial (...) El sistema actual está diseñado para la inequidad y eso no es aceptable”.

Publicidad

La Cruz Roja coincidió al asegurar que "casi todas las dosis de vacunas administradas se han reportado en los países más ricos" del continente, pero en aquellos con afectación per cápita "destaca una desigualdad en la respuesta al COVID-19".

Una situación compleja que también está corroborando cómo el virus ha perjudicado de "manera consistente e injusta a los pobres, los ancianos, los migrantes, los que viven con discapacidades, las comunidades indígenas y racializadas y otros grupos socialmente desfavorecidos", indicó el organismo en un análisis.

Que se acabe esta pandemia

Varios países en América Latina se preparan para los Días Santos y ad portas de las fechas más importantes en el mundo católico, muchas de las procesiones, reuniones y oraciones se trasladan una vez más a la virtualidad para evitar el golpe que puede representar la tercera ola del virus.

Así, países como Colombia, Perú o Ecuador ya comenzaron a restringir las zonas tradicionales de celebración de las ceremonias religiosas.

El mayor temor está en concentraciones como la sucedida en Guatemala, con aglomeraciones en las iglesias y miles de personas en camino a las playas y centros turísticos del país.

En tanto, en Venezuela cientos de caraqueños, incluido el personal sanitario, recibieron hoy al Nazareno de San Pablo, la principal advocación de Jesucristo en el país, para pedirle, por segunda vez, el fin de la pandemia que afecta al mundo desde hace un año.

Con información de EFE y Reuters

Publicidad
Publicidad