Publicidad
Revista Digital

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

Irán enriquecerá uranio al 60% tras una explosión en una planta nuclear

Teherán hace este anuncio dos días después de un incidente en las instalaciones de la planta de refinamiento de Natanz, del que culpó a Israel.
mar 13 abril 2021 04:54 PM
Irán anunció este martes que comenzará a enriquecer uranio al 60% de pureza, una medida que acercaría el material fisible al 90% adecuado para un arma nuclear, un día después de que Teherán acusó a su archienemigo Israel de sabotear un sitio nuclear clave.
Un 60% de refinamiento de uranio pondría a Irán en condiciones de pasar rápidamente al 90% o más, necesario para una utilización de este mineral con fines militares.

Irán anunció este martes que comenzará a enriquecer uranio al 60% de pureza, una medida que acercaría el material fisible al 90% adecuado para un arma nuclear, un día después de que Teherán acusó a su archienemigo Israel de sabotear un sitio nuclear clave.

La revelación se produjo poco antes de la reanudación de las conversaciones en Viena destinadas a revivir el acuerdo nuclear de 2015 de Irán con las principales potencias, un trato al que Israel se opuso ferozmente y que el expresidente estadounidense Donald Trump abandonó hace tres años.

Publicidad

Al anunciar el enriquecimiento al 60%, el negociador jefe nuclear Abbas Araqchi también dijo que Irán introducirá 1,000 máquinas centrífugas más en Natanz, una instalación nuclear afectada por una explosión el domingo que Teherán calificó de acto de sabotaje por parte de Israel.

Abbas Araghchi, viceministro de Relaciones Exteriores, comunicó "en una carta a Rafael Grossi", director ejecutivo del Organismo Internacional de Energía Atómica (OIEA), que Irán está enriqueciendo uranio de isótopo 235 al 20%, muy por encima del límite de 3.75% fijado por el acuerdo de 2015, informó la agencia oficial de prensa Irna.

"Las preparativos [para poner en marcha esta decisión] empezarán esta noche" en Natanz, anunció la Organización de la Energía Atómica de Irán.

En los últimos meses, Irán ha aumentado el enriquecimiento hasta el 20% de pureza, un nivel en el que el uranio se considera altamente enriquecido y un paso significativo hacia el grado de armamento. Un 3% a un 5% es, a grandes rasgos, el nivel necesario para el funcionamiento de las centrales nucleares civiles.

Irán y China firmaron un "pacto de cooperación estratégica" de 25 años

El mayor obstáculo para la producción de armas nucleares es la acumulación de cantidades suficientes de material fisible —uranio enriquecido al 90% o plutonio— para el núcleo de una bomba.

Un 60% de refinamiento lo pondría en condiciones de pasar rápidamente al 90% o más, necesario para una utilización de este mineral con fines militares.

Publicidad

Uno de los objetivos centrales del acuerdo de 2015 era ampliar a un año el tiempo que la República Islámica necesaria para conseguirlo, si así lo decidiera, frente a los dos a tres meses anteriores.

La República Islámica siempre ha negado querer dotarse del arma nuclear, argumentando que su moral y su religión se lo prohíbe. Teherán dice que que busca la tecnología nuclear para fines civiles en los campos de la medicina o la energía.

Una "provocación" de Estados Unidos

Por su parte, el OIEA confirmó que Irán le había comunicado que prevé enriquecer el uranio al 60%, una decisión que la Casa Blanca calificó de "provocación", si bien aseguró que quiere proseguir con las negociaciones.

Irán y las potencias mundiales celebraron la semana pasada lo que calificaron de conversaciones constructivas para salvar el acuerdo nuclear de 2015.

El presidente de Estados Unidos, Joe Biden, ha dicho que Teherán debe retomar el pleno cumplimiento de las restricciones sobre su actividad nuclear en el marco del acuerdo antes de que Washington pueda reincorporarse al pacto.

Irán y las demás partes del acuerdo reanudarán las conversaciones en Viena el miércoles.

"Ciertamente estamos preocupados por estos anuncios provocadores", declaró la secretaria de prensa del presidente Joe Biden, Jen Psaki.

"Creemos que el camino diplomático es el único a seguir en ese caso y que sostener una discusión, aunque en este caso y que sostener una discusión aunque sea indirecta es la mejor forma de encontrar una solución", añadió.

Publicidad

Por su parte, Francia "condenó" la decisión de Irán y afirmó que esta requiere "una respuesta coordinada" de los países implicados en las negociaciones sobre el programa nuclear iraní.

Desde el restablecimiento de sanciones por parte de Estados Unidos, Irán se ha alejado de la mayoría de los compromisos clave para limitar sus actividades nucleares que asumió en Viena.

En su misiva, Araghchi también declara que “1,000 centrifugadoras adicionales con una capacidad un 50% superior se añadirán a las máquinas presentes en Natanz, además de sustituir aquellas que resultaron dañadas" en la explosión ocurrida el domingo en ese complejo nuclear del centro del país, explicó Irna.

Los anuncios llegaron horas después de que el ministro de Relaciones Exteriores iraní, Mohamad Javad Zarif, se reuniera con su homólogo ruso, Serguéi Lavrov, en Teherán.

Anteriormente, la televisión estatal había indicado que Araghchi había partido de Teherán rumbo a Viena, donde se están llevando a cabo unas negociaciones para intentar que Estados Unidos se reincorpore al acuerdo de 2015 y que Irán vuelva a ceñirse a lo estipulado en el mismo, a cambio de que Washington levante las sanciones ordenadas desde 2018.

Pero, según Rusia, esa reunión fue aplazada al jueves.

"Esperamos que sea posible preservar el Plan de Acción Integral Conjunto y que Washington regrese finalmente", declaró Serguéi Lavrov, durante una rueda de prensa junto a Mohammad Javad Zarif.

Publicidad

Lavrov volvió a llamar a Estados Unidos a levantar las sanciones adoptadas contra Teherán y criticó además las recientes sanciones de la Unión Europea (UE) contra ocho funcionarios iraníes por su participación en la represión a las protestas de 2019.

"Si esta decisión fue tomada de manera voluntaria en plena negociación en Viena para salvar [el acuerdo sobre el programa nuclear iraní] es un error que sería peor que un crimen", declaró Lavrov, instando a los europeos a tomar "medidas para impedir que las negociaciones fracasen”.

Una "muy mala apuesta"

Teherán acusó a Israel de haber saboteado el domingo la planta de enriquecimiento de uranio en Natanz, en el centro de Irán, y prometió "venganza".

Según Teherán, una "pequeña explosión" provocó un corte de la corriente eléctrica, aunque los daños se podrán reparar “rápidamente".

El New York Times, que afirma que la operación fue obra de los israelíes, indicó este martes, citando a un "responsable de los servicios de inteligencia" de Israel, que "un artefacto explosivo fue introducido clandestinamente en la planta de Natanz".

"Pensaron que lo que hicieron en Natanz sería en perjuicio de Irán... Les aseguro que en un futuro cercano Natanz va a pasar a centrifugadoras más perfeccionadas (...) Los israelíes (...) hicieron una muy mala apuesta", aseguró el jefe de la diplomacia iraní.

Las discusiones de Viena reúnen a Irán y las grandes potencias que permanecen en el acuerdo (Alemania, China, Francia, Reino Unido, Irán y Rusia), bajo los auspicios de la Unión Europea. Washington participa pero sin contacto directo con los iraníes.

Joe Biden, que sucedió a Trump en enero, señaló su intención de reincorporarse al acuerdo de Viena.

Con información de AFP, EFE y Reuters

Publicidad
Publicidad