Publicidad
Revista Digital

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

La vacuna Sputnik V tiene una eficacia cercana al 90% contra la variante Delta

Este anuncio del Instituto Gamaleya, el desarrollador de esta inmunización, llega cuando Rusia vive unos de los peores momentos de la pandemia, con récords de muertes y hospitalizaciones.
mar 29 junio 2021 11:26 AM
"Constatamos un aumento significativo da la tasa de vacunación", indicó el ministro de salud de Rusia y añadió que 23 millones de rusos, sobre 146 millones, han recibido al menos una dosis, pero sin especificar el índice de crecimiento de inoculación que esto representa durante un periodo determinado. 
Rusia, que vive un pico de casos de COVID-19, ha hecho obligatoria la vacunación contra el coronavirus entre algunos sectores de la población.

La vacuna rusa Sputnik V contra el COVID-19 tiene una eficacia de alrededor de 90% contra la variante Delta del coronavirus, altamente contagiosa , afirmaron el martes sus desarrolladores.

La vacuna, que Rusia ha comercializado activamente en el extranjero, ya había sido probada por los investigadores con una eficacia de casi 92% contra la cepa original del coronavirus.

Publicidad

Denis Logunov, director adjunto del Instituto Gamaleya de Moscú, que desarrolló la Sputnik V, dijo que la cifra de eficacia frente a la variante Delta se calculó basándose en registros médicos y de vacunas digitales, informó la agencia de noticias RIA.

Las autoridades rusas han achacado el reciente aumento de los casos de COVID-19 a la infecciosa variante Delta, que, según dicen, representa alrededor del 90% de todos los nuevos casos, y a la reticencia de muchos rusos a vacunarse.

Según Alexander Gintsburg, director del Instituto Gamaleya, países de todo el mundo han dado la voz de alarma sobre la variante Delta.

Rusia vive de los peores momentos de la pandemia, gracias en gran parte a la variante Delta. Unos 151,000 enfermos de COVID-19 están hospitalizados en el país, anunció este martes el ministro de Salud, Mijaíl Murashko, que alertó que la situación es "tensa" puesto que solamente hay disponibles 182,000 camas.

60% de los rusos se niega a vacunarse por desconfíar de la nacional Sputnik-V

"Hay 182,000 camas y 151,000 pacientes están siendo atendidos", dijo en una reunión gubernamental consagrada al nuevo aumento de contagios debido a la variante Delta de la pandemia.

De acuerdo al ministro, en cambio, la vacunación finalmente se aceleró en Rusia en un contexto de desconfianza de la población hacia las vacunas desarrolladas en el país.

Rusia, con una población de unos 144 millones de habitantes, ha aprobado cuatro vacunas de fabricación nacional y ha registrado unos 5.5 millones de infecciones desde el inicio de la pandemia.

Publicidad

De hecho, Rusia, el país más enlutado de Europa con 134,500 decesos según su balance oficial, es el segundo con más decesos en las últimas 24 horas, por detrás de India (907) y por delante de Colombia (648).

Numerosas regiones, que enfrentan una tercera oleada epidémica que se extiende por Rusia desde mediados de junio, han hecho la vacunación obligatoria para determinados grupos de la población.

"Constatamos un aumento significativo da la tasa de vacunación", indicó Murashko y añadió que 23 millones de rusos, sobre 146 millones, han recibido al menos una dosis, pero sin especificar el índice de crecimiento de inoculación que esto representa durante un periodo determinado.

Afirmó que actualmente hay disponibles en el país suficientes dosis como para inmunizar a 32 millones de personas.

En Moscú, epicentro de esta tercera ola, la situación continúa siendo "extremadamente difícil", señaló el alcalde, Serguéi Sobianin, quien informó sobre casi 15,000 camas ocupadas —un 75% de las camas disponibles en la capital rusa— considerando este nivel "extremadamente alto, dado que una parte importante (de los pacientes) están en situación grave o muy grave, en cuidados intensivos”.

Las autoridades moscovitas reimpusieron el teletrabajo para algunos sectores, crearon una tarjeta sanitaria para ir a restaurantes o decretaron vacunación obligatoria para algunos trabajadores, ante la desconfianza de sus ciudadanos.

Pero, al igual que hicieron durante la última ola en diciembre, descartan un confinamiento estricto para preservar la economía.

Publicidad

Aumento de contagios en Europa y reconfinamiento en Australia

Las vacunas son el parachoques más eficaz frente a la peligrosa variante Delta, presente en al menos 85 países, que se expande con rapidez entre las personas aún no inmunizadas.

Hasta este martes, el nuevo coronavirus dejó al menos 3 millones 932,561 muertos y más de 181 millones de infectados en el mundo, según el recuento de aa agencia AFP.

En Europa, tras dos meses y medio de reducción progresiva del número de contagios, los casos de coronavirus vuelven a aumentar y se registra una media de 56.800 casos por día, un 21% más que hace una semana.

La proporción de casos de COVID-19 causados por la variante Delta se duplicó con creces en Alemania en el plazo de una semana, y es probable que gane más terreno frente a otras variantes, dijo el lunes un funcionario sanitario de alto rango.

Rusia vive una "explosión" de contagios covid atribuida a la variante Delta

En Australia, tras meses sin apenas contagios locales, volvió a confinar a alrededor de diez millones de ciudadanos para contener el incremento de casos de COVID-19, especialmente de la variante Delta.

A la ciudad de Sídney, confinada desde el sábado, se le han ido sumando Perth, Darwin, Brisbane y varias zonas del estado de Queensland.

"Son decisiones difíciles. Hay confinamientos en las grandes ciudades porque el virus entra con las llegadas del extranjero", declaró Annastacia Palaszczuk, la primera ministra del este estado.

Con información AFP y Reuters

Publicidad
Publicidad