Publicidad
Revista Digital

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

Lo que falta en la política de manejo del fuego en México

A pesar de los avances en manejo de fuego, urge una política con metas concretas que deriven en un presupuesto adecuado para su implementación, dicen Iván Zúñiga Pérez-Tejada y Valeria López-Portillo.
jue 30 mayo 2019 10:28 AM

(Expansión) - El humo provocado por los incendios forestales de la temporada 2019 ha tenido fuertes impactos en la calidad del aire de las principales ciudades del centro del país, alarmando a la población y llamando la atención de los medios de comunicación.

Históricamente, la política de manejo del fuego en México, como en muchos lugares del mundo, se ha enfocado en el combate y la supresión de incendios forestales, y en menor medida en su prevención. Así, en el país se ha financiado un amplio rango de actividades que van desde el establecimiento de brechas cortafuego y el control mecánico de combustibles, hasta la formación, capacitación y equipamiento de brigadas de combatientes. Estas actividades requieren anualmente presupuestos importantes, principalmente en años de crisis, como 2011, cuando debido a la gran cantidad de incendios se gastaron más de 559 millones de pesos en la renta de aeronaves especializadas, en sueldos de brigadistas y en la apertura de brechas cortafuegos.

Publicidad

En México, la estrategia de creación, capacitación y equipamiento de brigadas comunitarias contra incendios juega un papel fundamental en el manejo y combate de fuegos forestales, ya que están integradas por voluntarios y voluntarias de comunidades, ejidos y predios privados que conocen bien el terreno y pueden actuar más rápido que los equipos movilizados por las dependencias gubernamentales.

En todos los casos, las brigadas comunitarias son las que responden en primera instancia a los reportes de incendios, haciendo también trabajo de control de combustibles, establecimiento de brechas y muchas otras actividades a lo largo del año. Gracias a esta política implementada por la Comisión Nacional Forestal (CONAFOR), el país ha mejorado sustancialmente su respuesta a este problema.

Lee: 60% de los daños económicos por catástrofes son causados por incendios y lluvias

Sin embargo, este año la Ciudad de México y estados aledaños sufrieron condiciones de estiaje prolongado de diciembre a abril, lo que ha favorecido la aparición de fuegos forestales y de otros tipos (incluidos incendios en lotes baldíos y vertederos de basura a cielo abierto), principalmente en las colindancias con Morelos, el Estado de México, y la zona sur y oriente de la Ciudad de México.

Publicidad

Los registros combinados de temperaturas medias y lluvias en la Zona Metropolitana del Valle de México (ZMVM) de 2014 a abril de 2019, indican cambios en los patrones normales: Fue un invierno caluroso en la Ciudad de México y los estados aledaños, que se combinó con una baja precipitación de diciembre de 2018 a abril de 2019, cuando normalmente el estiaje se presenta con mayor intensidad en enero y febrero. Esto implicó un cambio en las condiciones de esta temporada, lo que pudo favorecer la aparición de incendios forestales en la región.

El aumento de las temperaturas y los cambios en los patrones de lluvias son factores que están provocando un incremento en el número de incendios forestales en todo el planeta. En el contexto de los cambios en el clima previstos, puede esperarse que los incendios e impactos incrementen en número y severidad.

Lee: El cambio climático hará que un paseo por el bosque sea casi imposible

En los últimos 10 años la política forestal mexicana ha transitado paulatinamente hacia una visión de manejo integrado del fuego. La nueva Ley General de Desarrollo Forestal, promulgada el 5 de junio de 2018, estableció criterios para avanzar en el establecimiento de una política de manejo del fuego que evalúe y maneje los riesgos de incendios forestales, considerando su rol ecológico y sus beneficios en términos económicos, sociales y ambientales en los ecosistemas forestales en los que ocurre.

Publicidad

Sin embargo, a pesar de los avances de la nueva ley en materia de manejo del fuego, aún no se cuenta con una política clara para implementar esta visión, lo que hace necesario que el Programa Sectorial 2019-2024 incorpore líneas estratégicas y metas concretas al respecto que deriven en un presupuesto adecuado para su implementación.

La disminución del presupuesto a la CONAFOR para 2019 afecta directamente los recursos disponibles de la Comisión en general, así como las capacidades de desarrollar e implementar una visión nacional de manejo integrado de fuego

Se requiere del desarrollo de políticas y lineamientos técnicos claros, así como la generación de capacidades a nivel local para que su uso no genere efectos negativos de largo plazo en los ecosistemas.

Además, hace falta fortalecer los sistemas de monitoreo, seguimiento y modelación de riesgos, con el fin de generar información que permita desarrollar mejores herramientas para la toma de decisiones. Todo esto requiere de planeación y presupuestación adecuada, para que las dependencias de gobierno puedan cumplir su mandato de proteger los bienes públicos ambientales y los servicios que de estos obtenemos como sociedad.

La Ciudad de México, en contingencia ambiental extraordinaria

Contaminación-1

Contaminación-1

La Ciudad de México ha padecido en los días recientes un alto nivel de contaminación, por una serie de incendios forestales. Distintas imágenes, como esta captada este martes, muestran una bruma claramente visible.
Foto: AFP/Pedro Pardo
Contaminación-2

Contaminación-2

Las altas temperaturas favorecieron también el aumento en los niveles de contaminación, por lo que los recesos y las actividades al aire libre fueron suspendidos en las escuelas.
Foto: Cuartoscuro/Galo Cañas
Contaminación-3

Contaminación-3

Las autoridades declararon una emergencia ambiental, y recomendaron a la población de la Ciudad de México permanecer en interiores con ventanas y puertas cerradas.
Foto: Cuartoscuro/Galo Cañas
Contaminación-4

Contaminación-4

Desde el fin de semana, las autoridades pidieron a la población evitar hacer ejercicio al aire libre, para evitar enfermedades respiratorias.
Foto: REUTERS/Carlos Jasso
Contaminación-5

Contaminación-5

La calidad del aire en el valle de Toluca ha sido mala en los últimos días, observándose una bruma espesa en la ciudad, en esta imagen del lunes.
Foto: Cuartoscuro/Crisanta Espinosa Aguilar
Contaminación-6

Contaminación-6

La Ciudad de México es el hogar de 20 millones de personas, los cuales requieren hacer diversos viajes para realizar sus actividades.
Foto: Cuartoscuro/Galo Cañas
Contaminación-7

Contaminación-7

Es necesario consultar a un médico, si se sienten molestias, recomienda la Comisión Ambiental de la Megalópolis.
Foto: Cuartoscuro/Moisés Pablo
Contaminación-8

Contaminación-8

Las autoridades pidieron a las empresas facilitar el trabajo desde casa, como una acción para reducir la exposición al aire contaminado. En la imagen, la vista de la capital desde el Cerro de la Estrella.
Foto: Cuartoscuro/Graciela López
Contaminación-9

Contaminación-9

Los grupos cercanos a las zonas de incendio deben evitar el contacto con las cenizas. Esta imagen del lunes 13 de mayo muestra los altos niveles de contaminación.
Foto: REUTERS/Henry Romero
Contaminación-10

Contaminación-10

Las actividades de bacheo, pintado y pavimentación han sido suspendidas, así como las obras que obstruyan el flujo vehicular. Esta imagen del 13 de mayo retrata la contaminación visible ante algunos edificios de la ciudad.
Foto: REUTERS/Henry Romero

A nivel global, el programa Bosques, del Instituto de Recursos Mundiales (WRI por sus siglas en inglés) ayuda a disminuir la deforestación y a restaurar zonas degradadas mediante la iniciativa Global Forest Watch , que permite identificar en tiempo real cambios en las coberturas forestales.

Opinión: La llamada cuarta transformación arranca mal en medio ambiente

En México, WRI a través su programa local de bosques, trabaja en recomendaciones de política pública para asegurar la gobernanza efectiva e inclusiva de los recursos forestales, mediante el uso de la mejor información disponible y la participación de especialistas en las distintas áreas vinculadas al uso sustentable, conservación y restauración de bosques y selvas.

Sobre este trabajo se publicó el artículo Un análisis histórico de los incendios en México , donde se describe puntualmente lo sucedido recientemente, mediante el análisis de los datos oficiales de los últimos 20 años.

* WRI agradece a la Doctora Citlali Cortés Montaño, de la KFW Oficina México, por su asesoría y contribuciones para la elaboración de esta columna.

Consulta más información sobre este y otros temas en el canal Opinión

Publicidad
Publicidad