Publicidad
Suscríbete

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

Nuestras Historias

Plagas, petróleo y otras maldiciones. México 2020

Los demás exportadores están fastidiados con México y pueden invadir el mercado con petróleo barato, opina Miriam Grunstein.
mar 21 abril 2020 11:57 PM
Petróleo
México obtuvo la reducción de 10,000 barriles diarios pero, al contrario de los que celebran ese “logro nacionalista”, lo cierto es que al resto del mundo le urgía un acuerdo y costaba más seguir batallando con un productor irrelevante como México, opina Miriam Grunstein.

(Expansión) – Hace unos días fue Pesaj, la fiesta judía en la que se conmemora la liberación de los judíos de Egipto. Para que aquellos que, por cultura o por credo, han leído el libro del Éxodo, o al menos han visto “Los 10 Mandamientos” (Cecil B. DeMille, 1956) sabrán que antes de cruzar el mar Rojo, Ha Shem, el innombrable legítimo, mandó nueve plagas sobre los egipcios para castigarlos por la lesa humanidad con la que esclavizaron al “pueblo elegido.”

Por esto, en la cena de Pesaj los judíos tenemos un rito en el que, por cada plaga, sumergimos el dedo meñique en la copa de vino tinto y vertemos una gota en un plato mientras la nombramos: agua ensangrentada, invasión de ranas, piojos, moscas, peste en el ganado, úlceras, lluvia de fuego y granizo, langostas, tiniebla y muerte de los primogénitos. Fue un día terrible para los egipcios y libertador para los hebreos.

Publicidad

Luego, los judíos, guiados por el profeta Moisés, quien con la ayuda de Ha Shem partiría el Mar Rojo en dos, salieron en libertad hacia la tierra prometida.

Este pasado Pesaj la que escribe, por el mandamiento de Susana Distancia, no pudo tener el rito en compañía de su tribu. En cambio, en su soledad sí tuvo la oportunidad de zambullir su dedo meñique y enumerar las plagas que azoran el mundo: COVID-19, sobreoferta y caída de los precios del petróleo, desplome en los mercados bursátiles, recesión global, desempleo y para coronar nuestra desdicha, una disputa entre Arabia Saudí y Rusia sobre las cuotas de producción del crudo que convocó a la reunión singular de los países productores de petróleo fueran estos OPEP o no OPEP. Por lo mismo, ésta ha sido llamada OPEP plus.

Casual, e irónicamente, esta reunión sucedió en la misma semana de la fiesta de Pesaj cuya imaginería está poblada por los animales que típicamente convivían con los hebreos de antaño, en particular, las cabras. Estos animalitos eran especialmente preciados por ser inteligentes, modestos y cariño. En la cena de Pesaj los chivitos tienen una canción especial.

En esos días, sin embargo, cuando varios países árabes, junto con otros de África, las Américas y Asia, se sentaron de forma virtual, para acordar una reducción en la producción del crudo, para levantarlo, de repente irrumpió en la reunión, no la proverbial cabra a la que cantamos en Pesaj, sino una tozuda chiva en cristalería.

Las relatorías de dicha reunión narran que la secretaria Rocío Nahle, frente a las mayores autoridades energéticas de esos países, protagonizó en un papel disruptivo dando topes mientras se negaba a recortar la producción nacional por 400,000 barriles diarios, mientras que a la vez se notaba insegura de sus conocimientos técnicos, y carente de toda autonomía de decisión.

Publicidad

Como en mercado persa, entró en un regateo por una reducción de 100,000 barriles, la cual fue recibida con displicencia por parte de los demás comerciantes. Así las cosas, la tozuda secretaria abandonó el mercado, dejando a los vendedores muy molestos y al mundo absorto.

De ahí en adelante, anfibios saltaban de las bocas de nuestros políticos, quienes no cesaban de lisonjear a la secretaria por su valerosa y frontal defensa de nuestra soberanía petrolero. Empero, el mayor sapo salió de la gola de Donald Trump quien ofreció, en nombre de su país y las empresas de su bandera, tragarse 300,000 barriles del recorte de México. Dijo, en suma, que lo hacía por caerle bien nuestro presidente pero que habría costos. Como una de las plagas del éxodo, salían términos y condiciones de una negociación en la que los Estados Unidos parecía hacer un sacrificio a cambio ¿de qué?

LEE: Pemex reduce sus ‘descuentazos’ para mayo, en medio del derrumbe del mercado

Qué ironía. Tanto que se que ha lamentado la vieja guardia del saqueo que pretende hacer Estados Unidos con nuestro precioso chapopote y ahora resulta que tan no lo necesitan que hasta soportan la reducción que ahora nos corresponde. Con lo que no contaba Trump es que sus leyes antimonopolio prohíben a las empresas estadounidenses acordar tasas de producción porque eso las convertiría en un cártel, concepto antagónico a una lógica de mercado. Si entre ellas compiten, ¿cómo podrían entre ellas acordar la producción­­?

Así como Trump delira que puede controlar la producción como si existiera un Pemex en Estados Unidos, López Obrador y su estridente vocera energética deliran que México es un gran país petrolero, aun cuando no puede soportar un recorte de 400,000 barriles diarios. Mejor pensar con seriedad que el profeta Moisés partió en dos el Mar Rojo.

Publicidad

Al final, México obtuvo la reducción de 10,000 barriles diarios pero, al contrario de los que celebran ese “logro nacionalista”, lo cierto es que al resto del mundo le urgía un acuerdo y costaba más seguir batallando con un productor irrelevante como México.

LEE: Las coberturas, el 'seguro de vida' de Pemex, se quedarán cortas

Los demás exportadores están fastidiados con México y pueden invadir el mercado con petróleo barato como las plagas en Egipto. Es posible que nos expulsen del mercado, mediante descuentos, y no sabemos deambular en el desierto en busca de un oasis que nos compre.

Nota del editor: Miriam Grunstein es profesora e investigadora de la Universidad ORT México y es académica asociada al Centro México de Rice University. También ha sido profesora externa del Centro de Investigación y Docencia Económicas y coordinadora del programa de Capacitación al Gobierno Federal en materia de Hidrocarburos que imparte la Universidad de Texas en Austin. Hoy es socia fundadora de Brilliant Energy Consulting y dirige el blog Energeeks. Síguela en LinkedIn . Las opiniones publicadas en esta columna pertenecen exclusivamente a la autora.

Consulta más información sobre este y otros temas en el canal Opinión

Coronavirus_header desktop Home Expansión
¿Tienes poco tiempo?
Infórmate en menos de cinco minutos de lo más importante del día.

¡Falta un paso! Ve a tu email y confirma tu suscripción (recuerda revisar también en spam)

Hubo un error. Por favor intenta más tarde.

Publicidad
Publicidad