Publicidad
Publicidad

Nuestras Historias

Reseña: RED Hydrogen, tener una pantalla holográfica tiene consecuencias

Como nuevo jugador en el mundo móvil, RED trae a la mesa una propuesta de innovación que no es para todos.

CIUDAD DE MÉXICO (Expansión).- En 1977, cuando George Lucas estrenó la primera película de Star Wars no solo creó una saga que marcaría –aún lo hace– generaciones enteras con una aventura espacial como pocas. También daría espacio a soñar y masificar la idea de que los cambios tecnológicos que los humanos veríamos en las siguientes décadas apenas comenzaban.

Y no nos referimos a sables de luz, pistolas láser o viajes intergalácticos. Algunas de esas tecnologías sonaban mucho más cercanas, como juegos de ajedrez que en vez de fichas de plástico, madera o metal se jugaran con imágenes holográficas animadas y proyectadas sobre una superficie. Una realidad en la que el universo digital se mezclaba con el físico de forma natural.

Aunque durante las siguientes cuatro décadas, los “hologramas” han formado parte de la innovación de productos, juguetes, series, conciertos y hoy son la esencia misma de conceptos como la realidad aumentada, la gran realidad es que ese despliegue de imágenes siempre ha estado limitada a vivirse mediante el uso de aditamentos adicionales, efectos o productos costosos, así como una mala experiencia o, de plano, decepcionante.

Por eso, cuando RED Digital Cinema, una de las compañías más famosas en el mundo de las cámaras digitales para cinematografía o generación de contenido profesional anunció que estaría entrando al competido y agresivo mercado de los teléfonos inteligentes con el RED Hydrogen One, el primer smartphone con una pantalla de “4 view” o de cuatro visitas como hologramas, la industria no pudo hacer otra cosa que voltearlos a ver.

RED cumplió su promesa, el Hydrogen en efecto es el primer teléfono con una pantalla de cuatro vistas, algo que marcas como Samsung, Apple o Huawei no han logrado integrar en sus equipos; sin embargo, la promesa conlleva un “pero” muy importante: Hydrogen es el primer teléfono con una pantalla que despliega y captura imágenes y videos como si fueran hologramas, pero no son como lo estás imaginando.

Expansión probó el nuevo equipo de la compañía durante un par de semanas para conocer la propuesta detrás de este teléfono.

Publicidad

Diseño

RED Digital Cinema es una marca creada por Jim Jannard, puede que su nombre no te suene, pero la primera empresa que fundó a sus 26 años quizá sí: Oakley, la firma de lentes, gafas de sol, accesorios para esquiadores y motociclistas más reconocida del mundo.

Aunque hoy Oakley y RED no tienen nada que ver, el diseño de Hydrogen tiene una esencia que a momentos aparenta estar inspirada en un accesorio que sin duda Oakley vendería.

El teléfono tiene un acabado en cuerpo de aluminio con costados particulares cuya mejor descripción en texto sería: pequeñas curvas de agarre ergonómico con acabados de parrilla. En la parte trasera, el teléfono mantiene el aluminio con líneas en detalle de parrilla y el contorno de la cámara tiene un terminado en kevlar.

Un diseño único en móviles

El equipo tiene un cuerpo de aluminio y pantalla de 5.7 pulgadas LCD

RED HYDROGEN.jpg

RED Hydrogen tiene un acabado en aluminio con kevlar y costados con curvas ergonómicas
El equipo tiene un cuerpo de aluminio y pantalla de 5.7 pulgadas LCD

RED HYDROGEN 3.jpg

RED Hydrogen tiene un acabado en aluminio con kevlar y costados con curvas ergonómicas
El equipo tiene un cuerpo de aluminio y pantalla de 5.7 pulgadas LCD

RED HYDROGEN 4.jpg

RED Hydrogen tiene un acabado en aluminio con kevlar y costados con curvas ergonómicas
El equipo tiene un cuerpo de aluminio y pantalla de 5.7 pulgadas LCD

RED HYDROGEN 5.jpg

RED Hydrogen tiene un acabado en aluminio con kevlar y costados con curvas ergonómicas
Publicidad

Contrario a las pantallas de borde a borde de Samsung, Apple, Huawei o de casi toda la industria móvil en 2018, Hydrogen tiene una pantalla LCD de 5.7 pulgadas de alta definición con dos enormes bordes arriba y abajo en los que, además de las cámaras frontales, el usuario puede ver la parrilla de las bocinas.

Se trata de un teléfono no grande, sino enorme que incluso para los usuarios con manos grandes será complejo o imposible de manejar a una mano. No se trata de un equipo que se sienta barato o mal diseñado, al contrario, el móvil tiene una estética única que lo hace completamente diferente a todo lo que existe, pero es una que puedes amar y odiar. Aquí no hay puntos medios.

Cámara

Siendo RED una firma especializada en cámaras, para todo usuario que conoce la marca, una de las razones para comprar el equipo sería sin duda su cámara. El teléfono tiene una cámara dual trasera con dos sensores de 12.3 megapixeles capaces de capturar imágenes en alta resolución y video 4K o hasta 2K en 60 cuadros por segundo.

Publicidad

La cámara sin duda toma buenas imágenes, pero no son grandiosas. Tampoco son mejor que las que puedes capturar con un iPhone XS, Mate 20 Pro, Note 9 o Pixel 3. Incluso en algunos momentos, el Hydrogen se desempeña por debajo de muchos de los teléfonos premium del mercado.

En escenarios con baja iluminación el sensor tiende a generar mucho ruido o a no registrar ciertos detalles. En tomas bien iluminadas, los colores son precisos y el contraste es correcto, el lente es particularmente bueno al registrar detalles en texturas, personas y objetos.

Galería de imágenes con RED Hydrogen

Una buena cámara y nada más

RED H1.jpg

La cámara dual mantiene buenos colores, detalles y contrastes en tomas con buena iluminación.
Una buena cámara y nada más

RED H2.jpg

La cámara dual mantiene buenos colores, detalles y contrastes en tomas con buena iluminación.
Una buena cámara y nada más

RED H3.jpg

La cámara dual mantiene buenos colores, detalles y contrastes en tomas con buena iluminación.
Una buena cámara y nada más

RED H6.jpg

La cámara dual mantiene buenos colores, detalles y contrastes en tomas con buena iluminación.
Una buena cámara y nada más

RED H7.jpg

La cámara dual mantiene buenos colores, detalles y contrastes en tomas con buena iluminación.

Por irónico que parezca, gran parte de las limitaciones de la cámara podrían estar en que RED no fabrica los sensores del Hydrogen, aunque la firma trabaja en el software detrás de la cámara, el hardware no es de ellos. Hasta ahora, la compañía ha cumplido en mejorar el equipo a través de software –algo que es muy notable, pues la primera versión de la cámara estaba altamente limitada–. De la misma forma, la empresa promete que el usuario podrá explotar el teléfono a través de la incorporación de módulos o aditamentos que se agregan al equipo vía los pines o Pogo Conector en la parte posterior del Hydrogen (como Motorola lo hace con el Moto Z). Sin embargo, por ahora no hay mucho detalle de los módulos, su precio y la capacidad de mejora que pueden traer al teléfono.

Algo en lo que es sorprendentemente bueno el equipo es en la captura de fotografías en modo retrato o con efecto bokeh y que en parte es lo que da vida a la captura de imágenes de cuatro vistas (holográficas). En la mayoría de las fotos retrato tomadas durante la prueba –incluso aquellas con la cámara frontal– el recorte entre la persona u objeto y el fondo fue superior al de teléfonos como el Mate 20 y el iPhone XS.

Publicidad

Sin embargo, como cámara en general Hydrogen no trae un avance sustancial, ni un cambio revolucionario al mundo de la fotografía móvil.

4 View... ¿Hologramas?

Si la compra no es por la cámara, sería por la promesa de tener una pantalla 4 view o de cuatro vistas el principal factor para tener un Hydrogen. ¿Es suficiente? Si el objetivo es causar sorpresa claro que cumple.

Durante la prueba no hubo una sola persona a la que les mostré las imágenes en cuatro vistas u hologramas del teléfono que no hayan tenido una expresión notable: fuera sorpresa, agrado, maravilla, desagrado o confusión, la pantalla del Hydrogen One genera sin duda una reacción en el consumidor. “Me marea”, dijeron algunos. “No manches está increíble”, comentaron otros. “Órale parece como las estampitas de los álbumes o tarjetas coleccionables”, expresaron unos cuantos. Como fuera la atención está ahí.

La promesa de ver y tomar fotos y videos en 4 vistas o con un efecto holográfico y verlas sin necesidad de lentes o aditamentos adicionales es real. Pero esa promesa tiene dos enormes problemas. El primero es que compartir esas imágenes se reduce a tu círculo más cercano de amigos y conocidos a quienes se las puedas mostrar físicamente o a otras personas alrededor del mundo a través de la aplicación Holopix, algo como un Instagram que es exclusivo para usuarios de Hydrogen. Olvídate de compartirlas en Twitter, Instagram, Facebook o cualquier otra red social. Sin embargo, el segundo y más grave problema es que esa emoción y sorpresa por más atractiva que suene por ahora es un tanto efímera o pasajera. Claro, como toda nueva tecnología, la primera vez que la ves llama la atención y atrae miradas, pero conforme te acostumbras, a menos que sea una innovación central y vital, pierde cierto interés o incluso funcionalidad.

Publicidad

Eso es lo que ahora vive el Hydrogen One. Sin duda es agradable tomar imágenes o videos en cuatro vistas y verlas, algunas lucen increíble y otras muchos dependerá del acomodo de objetos y personas, pero en todos los casos la emoción es algo pasajera. Para tratar de extender el uso de la pantalla, RED ha trabajado con desarrolladores para crear aplicaciones, juegos e incluso contenidos como series y películas que aprovechen la tecnología 4 view a fin de entregar nuevas experiencias o maneras de consumir contenido a los usuarios. La gran dificultad es que RED no es Apple o Samsung, empresas que tienen cientos de millones de usuarios en todo el mundo como incentivo para convencer u obligar a una gran cantidad de desarrolladores, creadores de servicios o generadores de contenidos a que se sumen a sus plataformas. Por ahora la tienda se limita a 8 aplicaciones, cuatro de ellas son de RED, 15 juegos y decena de películas o contenidos visuales.

Desempeño

Aunque el teléfono se desempeña bastante bien dado que fue anunciado en 2017, su hardware es más parecido al de un teléfono de gama alta de ese año. Tiene un procesador Qualcomm 835, 128GB de memoria interna, 6GB en RAM, una batería interna amplia de 4,500 mAh, tiene uno de los mejores sistemas de sonido estéreo del mercado, sí tiene entrada de audífonos, pero carece de resistencia al agua y carga inalámbrica. En resumen, se trata de un equipo de buen desempeño que cubrirá la demanda de la mayoría de los usuarios, pero no se trata de lo último en tecnología en cuanto a hardware se refiere.

Conclusión

Publicidad

Hydrogen One es sin duda un teléfono diferente. Desde su diseño es notable la intención de RED por traer algo nuevo al mercado de telefonía inteligente. Pero esa diferencia y la promesa de una tecnología (su pantalla 4 view holográfica) que aún están en una etapa muy temprana y que tiene el enorme reto de demostrar que es algo más que un maravilla pasajera para sus usuarios hacen que el Hydrogen sea el teléfono ideal para un número reducido de usuarios que buscan probar nuevas tecnologías sin importar si estás transformar la industria o se convierten en reliquias tecnológicas como el Virtual Boy de Nintendo, Google Glass, los Spectacles de Snapchat y muchos, muchos más.

¿Quieres enterarte de lo más reciente de la tecnología?
Entrevistas, noticias y reseñas sobre los últimos gadgets e innovaciones.

has quedado suscrito al newsletter.

Ha ocurrido un error, por favor inténtalo más tarde.

Publicidad