Publicidad
Revista Digital

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

El tema migratorio es una amenaza constante al comercio entre México y EU

Las revisiones que impuso Texas a transportistas se pueden replicar en otras entidades fronterizas de EU, lo que pone en riesgo el comercio y a productores en ambos lados de la frontera.
mié 20 abril 2022 05:59 AM
Tema migratorio amenaza al comercio entre México y EU
Greg Abbott, quien busca reelegirse como gobernador de Texas, argumentó el tema migratorio para las inspecciones a transportistas mexicanos.

Medidas como la impuesta por el gobernador de Texas, Greg Abbott, de implementar inspecciones exhaustivas a los transportistas mexicanos que querían ingresar a Estados Unidos por su estado representan una amenaza latente para el comercio y el intercambio de mercancías entre ambos países.

El político republicano que busca ser reelegido en noviembre argumentó la prevención del tráfico ilegal de migrantes, drogas y dólares de México a Estados Unidos para estas revisiones, mezclando un tema político con otro comercial, algo que hizo en su momento el expresidente Donald Trump.

Publicidad

La posibilidad de que otro gobernador de un estado que colinde con México quiera implementar una medida como está es una “posibilidad que siempre existe. Hay que recordar que antes de estas medidas de Abbott ha habido cualquier cantidad de temas, leyes o reglamentaciones en materia migratoria que resultan muy problemáticas para México”, comentó Juan Carlos Baker, profesor de la Universidad Panamericana.

Este tipo de medidas ya han ocurrido en el pasado, “En Arizona, incluso en su momento en California, al principio de los 2000 también había una serie de reglamentaciones muy estrictas. Es muy de la política estadounidense jugar con el tema migratorio de esa manera: querer dar la impresión de que un gobernador o autoridad estatal puede llegar a controlar las cosas de esa manera”, dijo el también subsecretario de comercio exterior.

El T-MEC no incluye el tema migratorio; sin embargo, sí habla de facilitación del comercio, en el que los socios se comprometieron a tener procedimientos aduanales ágiles.

El gobernador escribió en su cuenta de Twitter el siguiente mensaje: "Los últimos dos días han sido históricos para Texas. Logré acuerdos con los gobernadores de estados fronterizos de México para reducir la inmigración y asegurar la frontera. Texas ha hecho más en dos días para asegurar la frontera que Biden en 15 meses".

¿Qué ocurrió?

El 6 de abril el gobernador Abbott anunció revisiones a los camiones que buscaban ingresar de México a Estados Unidos por el estado de Texas, para evitar la llegada de migrantes ilegales, drogas y dinero.

Lo anterior provocó retrasos de hasta 20 horas para cruzar la frontera, por lo que los transportistas se manifestaron y el gobierno mexicano, a través de la Secretaría de Relaciones Exteriores (SRE), junto con organismos empresariales, externaron su rechazo a esta medida.

La solución

El viernes 15 de abril se dio a conocer que el gobierno de Texas en Estados Unidos y de Nuevo León, Tamaulipas, Coahuila y Chihuahua en México acordaron inspecciones en el lado sur del Río Bravo para que terminaran las revisiones en el cruce fronterizo.

Aunque existen otros puntos de entrada a Estados Unidos, a través e otras entidades, un plan B no resultaría viable por el aumento de los costos de transporte y tiempo que estos representaría, explicó Ruiz Huarte al tiempo de señalar la importancia de Texas, particularmente por Nuevo Laredo.

“La idea es que los gobiernos establezcan programas con los transportistas y las empresas exportadoras para evitar los malos usos del transporte; se van a establecer mecanismos para asegurar, y que las empresas se comprometan, para que no haya manejos inadecuados en la frontera.”, explicó Fernando Ruiz, director general del Consejo Empresarial Mexicano de Comercio Exterior, Inversión y Tecnología (COMCE).

Publicidad

Por su parte, a través de COMCE Noreste y COMCE Chihuahua, el Consejo Empresarial Mexicano de Comercio Exterior ha solicitado que se tome en cuenta a las empresas certificadas en C-TPAT y en OEA (operador económico autorizado) para que no se revisen porque ya son empresas certificadas como empresas seguras, destacó Fernando Ruiz.

“Ahí le bajamos el tiempo porque es un porcentaje alto de empresas que ya están certificadas”, aseguró.

Sin embargo, la solución al tema migratorio, asunto complejo, no se puede abordar desde un solo frente.

“La Cancillería ha hecho su trabajo, la red de consulados, pero el tema migratorio no es un área que le corresponda. Es un área de la Secretaría de Gobernación, concretamente al INAMI (Instituto Nacional de Migración). Recientemente se han desplegado elementos de la Guardia Nacional para darle monitoreo y seguimiento a las cuestiones migratorias”, explicó Baker Pineda.

“Lo primero que tenemos que hacer es, tener una muy buena coordinación al interior del gabinete para darle medidas adecuadas. ¿Cuáles son esas? Puede ser acompañamiento, pueden ser registro; una serie de retenes a lo largo de carreteras y vías de transporte”, para que disminuya la presión migratoria de parte de Estados Unidos, detalló.

México también puede reclamar a Estados Unidos por la falta de coordinación entre el gobierno federal y los estatales, pues “hay cosas que el estado o el gobernador en cuestión puede tomar aunque la perspectiva del gobierno federal sea diferente. No importa lo que hagamos de este lado (en México), si allá (en EU) no existe esa coordinación entre la autoridad federal y estatal estas cosas van a seguir pasando”, anticipó el académico de la UP.

Las pérdidas

Aunque no se ha puesto una cifra del impactó económico que provocaron estas revisiones, el Consejo Coordinador empresarial (CCE) calculó el 13 de abril pérdidas por 8 millones de dólares diarios.

“No sabemos realmente cuánto. En la manufactura hubo retrasos, hubo aumento de costos por estos retrasos, pero no afectó tanto como a los productos perecederos, que algunos pudieron haber perdido su calidad y la posibilidad de comerciarse”, explicó Ruiz Huarte, del COMCE.

Además, agregó Baker Pineda, las afectaciones económicas también se sintieron en Estados Unidos, pues “en Estados Unidos hay una buena parte de empleos que están relacionados con México”, apuntó.

Entonces, si esto tiene que ver con un tema político, con miras a la reelección de Abbott, “te ganará unos cuentos votos de los sectores más duros de la derecha estadounidense, pero la afectación económica, que te eches encima a un electorado como el hispano, y no se diga la afectación económica, a largo plazo no es sustentable. Quien tome esas decisiones tendrá que cargar con las consecuencias”, añadió.

Publicidad
Publicidad
Publicidad