Publicidad

Nuestras Historias

Refly, la start-up de reventa de boletos de avión, vuela hacia Europa

España será el primer país en el plan de expansión del marketplace mexicano.
Comisión.
Refly cobra una comisión de 8% por la venta de boletos en la plataforma y de 3% por la compra. (iStock by Getty Images).

Raymond Zeitouni tiene el plan de vuelo bien trazado. El creador de Refly, la plataforma mexicana de reventa de boletos de avión en línea, planea llevar este servicio a Europa a principios de 2019 e incluir nuevos productos como la renta de espacios en hoteles. Para lograrlo, aprovechará los contactos y recursos de su inversionista Marcus Dantus, managing partner del fondo de inversión Dux Capital y juez del programa televisivo Shark Tank.

“La negociación -por 600,000 pesos- se hizo cuando fuimos al programa en enero y la cerramos en julio pasado. El dinero apenas está ingresando a nuestras cuentas”, comenta Zeitouni en entrevista. Los recursos servirán para el desarrollo tecnológico, mercadotecnia y expansión hacia Europa, agrega el CEO. “Incursionaremos -desde España- a inicios del próximo año, nos interesa entrar ahí porque tiene casi 40% del mercado aéreo mundial”.

El emprendedor y sus socios Shantal Jordana, Joseph Cohen y José Salame, acudieron al programa de apoyo a emprendedores para levantar 750,000 pesos a cambio del 10% de las acciones de la empresa. Al final cedieron más de lo estimado (15%) a cambio de establecer alianzas estratégicas con los inversionistas. La start-up levantó tres millones de pesos de amigos y familiares a cambio de acciones, en febrero de 2017.

Lee: El ingeniero que cambió el modelo de atención en salud renal

Refly es un Marketplace para vender y comprar boletos de avión en línea. “En México se venden 100 millones de boletos de avión al año y de estos 4% no se usan por diferentes causas, lo que quiere decir que hay cuatro millones de ticket revendibles”, afirma Zeitouni, quien ideó la plataforma en febrero de 2016 cuando un viaje que haría con unos amigos se canceló y se vio en la necesidad de tratar vender su ticket en redes sociales y aplicaciones de mensajería, sin éxito.

“Con mil dólares desarrollé la versión de prueba y la lancé en noviembre de ese año. Chantal se sumó dos meses después. Joseph y José se unieron a los seis meses que lancé Refly”, recuerda el directivo. Estos últimos habían fundado Dinkbit, una agencia de publicidad y Kometia, de desarrollo de software. Ahora, Salame es director de Mercadotecnia y Cohen jefe de Tecnología, en tanto que Jordana se hace cargo de las Operaciones.

Publicidad

Hasta diciembre de 2017, la plataforma funcionó con su versión de prueba. Ese año vendieron 170 boletos para vuelos y registraron 3,000 usuarios. Tras lanzar su segunda versión, ese mismo mes y las aplicaciones móviles, en febrero de este año, las ventas aumentaron. “En julio vendimos 160 boletos”, afirma el emprendedor. El número de usuarios se elevó a 12,000 en lo que va del año. La meta para este año es facturar tres millones de pesos, mediante la venta de 800 boletos.

Te interesa: Emprendedores mexicanos 'nadarán' con 'tiburones' en Shark Tank México

Para ello, la start-up cobra 8% de comisión en la venta del boleto. Zeitouni explica que el vendedor registra sus datos y su cuenta bancaria para poder publicar sus vuelos. El comprador puede registrarse en la página o entrar como invitado, cuando encuentra una oferta mete sus datos de pasajero y paga el boleto. Por esta operación, Refly le cobrará una comisión de 3% y tendrá dos días para recibir su ticket con el cambio de nombre. “Si no lo recibe en ese tiempo, le devolvemos su dinero”.

El CEO asegura que a través de Refly, el vendedor recupera hasta 80% del costo del boleto. Éste sólo puede registrarse con 48 horas de anticipación. “No puedes publicar un boleto si el viaje sale de un día para otro”, agrega el emprendedor. El precio publicado incluye el cambio de propietario y debe ser viable. “Si costó 10,000 pesos puedes solicitar 9,000 pesos, pero no 11,000 pesos, porque no se va a vender”.

¿Unicornio a la vista?

Publicidad

Refly tiene el potencial para convertirse en el primer unicornio mexicano, considera Dantus, quien es fundador y CEO de la incubadora Startup México (SUM). “Lo que están haciendo es muy innovador y mientras las líneas aéreas acepten cambiar los nombres -de los boletos- está perfecto”. Con apoyo de Dux Capital, Refly ha tenido un primer acercamiento con Aeroméxico, que no acepta el cambio de nombre, revela el inversionista. “Lo idea es que entraran a los sistemas de éstas para que ellos cambien el nombre o le pidan a las compañías que lo hagan”.

Recomendamos: ¿Qué plataforma te conviene para subierte al e-commerce?

La empresa debe también hacer campañas de marketing en México y Europa, de donde ya tienen usuarios registrados. “Deben mercadear para que capturen todos los boletos que puedan, antes de que salga otro jugador y les pegue”, expone Dantus. En México, Refly no tiene competencia y en Europa hay un solo jugador, asegura Zeitouni, quien destaca como ventaja competitiva una mejor experiencia de usuario y el servicio en inglés y español de la plataforma.

En los siguientes meses, la start-up trabajará para que el servicio del sitio sea completamente automático y que el proceso de registro pase de tres minutos a 40 segundos, estima el CEO. “Todo va a ser muy rápido”, confía. Su plan a futuro también incluye, en los próximos 12 meses la venta de espacios en hoteles y de cruceros, aún sin fecha definida.

“Primero será la expansión a Europa, luego los hoteles y más adelante veremos otros planes”, dice Zeitouni. En los siguientes meses buscaría una nueva ronda de capital, adelanta por último. "Tenemos dinero para sobrevivir ocho meses más. Para expandirnos y crecer vamos a requerir recursos y los estaríamos buscando al cabo de ese tiempo".

¿Tienes poco tiempo?
Infórmate en menos de cinco minutos de lo más importante del día.

has quedado suscrito al newsletter.

Publicidad
Publicidad