Publicidad
Revista Digital

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

Sinaloa, Monterrey y Querétaro también buscan ser mezcaleros

Más estados y municipios reclaman la denominación de origen de esta bebida, de acuerdo con el Consejo Regulador del Mezcal.
jue 25 octubre 2018 05:12 AM

Sinaloa, Monterrey y Querétaro están buscando obtener la Denominación de Origen para producir y comercializar mezcal, de acuerdo con Hipócrates Nolasco, director del Consejo Regulador del Mezcal, que se opone a la ampliación.

“El gobierno, a través del Instituto Mexicano de la Propiedad Intelectual (IMPI), se lo quiere otorgar a lugares en donde a todas luces el interés es turístico, dejando de lado las raíces culturales, cuando justamente por eso se conforma una Denominación de Origen, y esa es la parte que estamos reclamando”, señala Nolasco, cuyo consejo agrupa a más de 1,300 empresas mezcaleras.

Para que una entidad pueda formar parte de la denominación, debe demostrar que posee un maguey endémico (de manera nativa), que producía mezcal artesanal ancestralmente, y su persistencia cultural, que indica que en la actualidad aún existen productores de esta bebida en la zona.

¿Por qué el futuro de más de 30,000 familias productoras de mezcal está en riesgo?

Los políticos de esos estados aseguran que cumplen las condiciones. El pasado 11 de octubre, el Senado de la República publicó a través de un comunicado que la industria mezcalera ha estado presente en Sinaloa desde 1850, con un proceso artesanal, y se expandió por el sur del estado, en donde se llegaron a producir aproximadamente 20,000 litros diarios. Sin embargo, no fue considerado en 1994, cuando la denominación se otorgó a otros 12 estados.

Lee: Los mezcaleros, a favor de que se revise la Denominación de Origen

Publicidad

“Desde sus inicios, y hasta 1979, el municipio de Mazatlán fue un gran productor de mezcal, y logró que Sinaloa ocupara el tercer lugar en la producción nacional, hasta que esta actividad fue prohibida por el gobernador Leopoldo Sánchez Celis”, detalló el senador Mario Zamora, del PRI, en un comunicado.

Por ello, Zamora presentó un punto de acuerdo que propone que el Senado exhorte al IMPI para que concluya el procedimiento administrativo, y autorice la solicitud del gobierno de Sinaloa para ampliar la zona de protección de la denominación de origen del mezcal e incluir a los municipios de San Ignacio, Mazatlán, Concordia y Rosario.

“Todo empezó como un mal chiste, al tratar de aceptar a Aguascalientes, al Estado de México y Morelos hace unas semanas, pero vemos que no va a parar el gobierno federal, no es sensible y buscan voltear al CRM tratando de crear una cámara empresarial que valide estas solicitudes”, agrega Nolasco.

A principios de agosto, el IMPI incluyó en la Denominación de Origen Mezcal (DOM) a 23 municipios de Morelos, 15 del Estado de México y seis de Aguascalientes. La resolución permite a los productores de esos municipios destilar, procesar, envasar y comercializar la tradicional bebida, cuya denominación incluía originalmente solamente a Oaxaca, Guerrero, Michoacán, Tamaulipas, Durango, Guanajuato, San Luis Potosí, Zacatecas y Puebla.

Recomendamos: Oaxaca busca frenar inclusión más estados en la denominación del origen del mezcal

La Cámara Nacional de la Industria del Mezcal (Canaimez), el Sistema Producto Maguey Mezcal y el CRM se oponen a la ampliación de la denominación de origen, ya que argumentan que se otorgó sin involucrar el sector mezcalero, a los pueblos del mezcal y a las comunidades indígenas que lo integran, y denuncian en un comunicado un "atropello” contra miles de familias productoras de la bebida.

Nolasco asegura que lo que busca el CRM es que el gobierno federal se ponga a hacer un trabajo legislativo más serio sobre las denominaciones de origen.

“Hoy hay debilidades, como no demostrar el origen, y que un funcionario lo apruebe desde el escritorio, sin confirmar si hay vestigios de mezcal en el pueblo. Tampoco quieren apoyarse de instituciones técnicas”, dice.

Hasta el momento, la solicitud para que Aguacalientes, el Estado de México y Morelos sigue detenida, pero Nolasco teme que sea aprobada antes del fin del sexenio.

Publicidad
Publicidad