Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

Nuestras Historias

La fintech Affipay quiere acelerar el negocio de pago con tarjetas

La empresa tecnológica financiera entra como adquirente de la mano de Banco Autofin con el objetivo de afiliar a más comercios.
Nuevo jugador
La fintech Affipay entra al negocio de adquirente de la mano de Banco Autofin.

La tecnológica financiera (fintech) Affipay es la primera firma no bancaria que entra al negocio de adquirente en el sistema de pagos con tarjeta.

Esta fintech —que también ofrece emisión de tarjeta y pagos electrónicos— entra a este ecosistema de la mano de Banco Autofin, explicó en entrevista Jacques Lebois, director general de Affipay, que inició operaciones hace seis años.

Actualmente ya tiene afiliados a 1,000 comercios, y el objetivo es duplicar el número el año próximo. Y la expansión de esta financiera no bancaria va más allá de México: para el próximo año planea abrir en Colombia, Panamá y Argentina.

Sistema bajo investigación

Así, Affipay entra a un sistema que está bajo la lupa de la Comisión Federal de Competencia Económica (Cofece). La unidad de investigación del regulador tiene indicios que le hacen suponer que no existen condiciones de competencia efectiva en el sistema de pagos con tarjeta , lo que, de comprobarse, estaría afectando a la bancarización y la inclusión financiera.

Publicidad

“El ecosistema sigue controlado por los bancos, y el Banco de México (Banxico) no tiene una postura de quitarle el poder a los bancos”, dijo Lebois, director general de Affipay. “Las tasas de intercambio (comisiones) deberían de ser más bajas y ser revisadas llevan años sin revisarse”, añadió.

En México, los bancos son dueños de la infraestructura de procesamiento de los pagos con tarjetas. Hay dos cámaras de compensación que procesan las operaciones: E-Global y Prosa. La primera pertenece a Banamex y BBVA Bancomer; y la segunda a Scotiabank, Banorte, Santander y HSBC, entre otros.

Lee: Sistema de pagos con tarjetas, bajo investigación

Además, estas instituciones financieras concentran el 83% de las terminales en puntos de venta, de acuerdo con datos del estudio elaborado por la Cofece en 2014.

“Si abres el mercado y lo haces competitivo, ayudará a la inclusión financiera y se incentiva a que el comercio use la terminal, porque los costos no se vuelven tan onerosos”, opinó Lebois.

Usualmente, los bancos adquirentes —que lleva la cuenta del comercio donde se depositan los importes de las compras con tarjeta— cobran a los comercios una tasa de descuento por aceptar esos pagos con tarjetas. Además, el banco adquirente debe pagar la cuota de intercambio al banco emisor, y cubrir los costos del procesamiento del switch o la cámara de compensación.

¿Tienes poco tiempo?
Infórmate en menos de cinco minutos de lo más importante del día.

¡Falta un paso! Ve a tu email y confirma tu suscripción (recuerda revisar también en spam)

Hubo un error. Por favor intenta más tarde.

Publicidad
Publicidad