Publicidad
Revista Digital

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

Las empresas de electrónicos sufren por el desabasto en plena temporada alta

En octubre, el 30% de las empresas del sector tuvo una afectación mayor para sus negocios.
jue 04 noviembre 2021 05:00 AM
Reuters/ William Maclean
Los productos con mayor afectación por precios y para su fabricación son las computadoras y las consolas de videojuegos.

El aumento de los porcentajes de población vacunada contra el COVID-19 y la apertura de fronteras ha relajado la presión para algunos sectores económicos, pero no ha aliviado el impacto negativo para la industria de las nuevas Tecnologías de la Información y la Comunicación (TIC). En octubre, 30% de las empresas de este sector reportó una afectación mayor para sus negocios, cuando en febrero de 2021 era sólo el 12%, de acuerdo con la consultora especializada Select.

Además, 64% de las compañías aseguró que el mayor problema ahora es el desabasto de productos, que les evita ‘saciar’ su demanda.

Arely Reyes Gaspar, analista de Select, explica que entre octubre de 2020 y septiembre de este año, el índice de ventas del sector TIC tuvo una caída marginal de 68.9% a 67%, lo que significa que las empresas siguen creciendo pero a un menor ritmo.

Publicidad

Rolando Alamilla, gerente de investigación de mercado en The CIU, explica que el incremento de la afectación para los negocios de la industria se debe a la guerra comercial que aún prevalece entre Estados Unidos y China, pues el país asiático es uno de las principales productores de tecnología, lo que afecta a diversas líneas comerciales. Además, la saturación de los puertos genera un cuello de botella para la entrega de productos y de insumos que son necesarios para el desarrollo y venta de artículos tecnológicos.

Hay que recordar que la pandemia del coronavirus provocó la ruptura de cadenas productivas y de manufactura, entre ellas la de semiconductores, cuyo insumo es elemental para fabricar artículos como tablets, automóviles, teléfonos, computadoras, consolas de videojuegos, entre otros.

De acuerdo con productores de chips como NVIDIA, Qualcomm e Intel, este insumo puede tardar en fabricarse entre 12 y 16 semanas desde el pedido hasta el envío, pero actualmente se requiere hasta 40 semanas.

Arely Reyes afirma que las empresas más optimistas consideran que en el segundo semestre de 2022 se pueda reestablecer la cadena productora de chips, mientras que otras compañías estiman que será hasta 2023 cuando todo quede reestablecido.

Publicidad

México no ha sido tan afectado por el desabasto en productos como smartphones, al ser unos de los mercados prioritarios para los fabricantes. Los productores de chips dieron prioridad a industrias como la automotriz (también muy afectada) y de telefonía para enviar sus microprocesadores para continuar con la manufactura de artículos. Pero esto dejó peor paradas a computadoras y consolas de videojuegos, que sí han tenido más problemas de escasez.“Al no tener producción de semiconductores esto se va a trasladar a que las empresas no puedan armar ciertos productos y los que haya van aumentar su precio, es una cadena que va arrastrándose”, explica Reyes.

El Buen Fin, ¿con menores ofertas?

Los analistas coincidieron que para la décima edición de El Buen Fin que se llevará a cabo del 10 al 16 de noviembre de este año, las empresas participantes contarán con el inventario necesario para cumplir las expectativas de los mexicanos, no obstante, consideraron que los productos podrían contar con un aumento en su costo, en comparación con las ofertas de otros años.

“Hay una posibilidad sobre todo de los modelos que son más actuales que tengan un incremento debido a que son pocos productos. Lo hemos visto desde el año pasado y ahora se ve con mayor impacto, aunque no se sabe cuánto aumentará su precio porque eso dependerá de las empresas y de las tiendas departamentales”, opina la especialista de Select.

Los expertos apuntan que los incrementos también estarían asociados al crecimiento inflacionario que vive el país en la actualidad, pero esperan que las compañías moderen los costos de sus artículos en esta campaña de descuentos que muchos mexicanos esperan para adquirir dispositivos tecnológicos.

Aunque el Buen Fin será positivo en ventas para las empresas TIC, tienen menor optimismo para diciembre, de acuerdo con Select. Esto se debería a que el inventario con el cuentan actualmente lo colocarían para El Buen Fin, lo que dejaría con poca reserva para el último mes del año.

Publicidad
Publicidad
Publicidad