Publicidad

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

12 datos sobre Altán, el proyecto de Peña Nieto que será rescatado por AMLO

La infraestructura de la compañía es elemental para el plan del presidente Andrés Manuel López Obrador de llevar internet a zonas remotas del país.
jue 09 junio 2022 04:39 PM
(Niña consulta sus clases en línea en la CDMX)
La situación por la que atraviesa Altán es relevante no sólo para los objetivos del gobierno sino también para los mexicanos

Altán Redes es la empresa encargada del proyecto de la Red Compartida, que fue una de las grandes apuestas en materia de conectividad de la administración de Enrique Peña Nieto, y que ahora será rescatada por la actual administración. Con una nueva inyección de capital de 100 millones de dólares, que hará la banca de desarrollo, el Estado ayudará a la compañía debido a que su infraestructura es elemental para el plan del presidente Andrés Manuel López Obrador de llevar internet a zonas remotas del país.

La situación por la que atraviesa Altán es relevante no sólo para los objetivos del gobierno sino también porque a partir de la infraestructura de esta empresa, usuarios de zonas de menos de 5,000 habitantes y diversos Operadores Móviles Virtuales (OMV) podrán recibir y ofertar servicios de conectividad.

A continuación te presentamos datos que debes saber de Altán Redes:

Publicidad

Espectro radioeléctrico de 700 MHz, un recurso de la nación

La compañía que hasta el momento sigue presidiendo Salvador Álvarez ganó en 2016 la licitación para adjudicarse un contrato con el Organismo Promotor de Inversiones en Telecomunicaciones (Promtel) para instalar la banda de 700 MHz a través de un arrendamiento.

La principal característica de la banda de 700 MHz es su capacidad de propagación y de cobertura social, lo cual es idóneo para la empresa cuyo objetivo es llevar cobertura a zonas de menos de 5,000 habitantes. Además, de acuerdo con la Unión Internacional de Telecomunicaciones (UIT), este espectro es una base para poder ofrecer 5G.

Adicional a la banda de 700 MHz, Telecomunicaciones de México (Telecomm) aporta al proyecto de la Red Compartida dos hilos de fibra óptica de la Comisión Federal de Electricidad (CFE).

Desde Huawei hasta AT&T entran al proyecto

Para que el proyecto de la Red Compartida pudiera operar requirió de convenios con las grandes empresas de telecomunicaciones y tecnológicas, algunas de ellas son: Huawei, AT&T, Megacable, Axtel, Nokia, AT&T, American Tower, entre otras.

Solo puede dar servicio a empresas

Altán Redes solo puede dar servicios mayoristas, es decir, que se limitar a ofertar su infraestructura a empresas como los Operadores Móviles Virtuales (OMV), Telefónica o de tecnología para que estas puedan brindar conectividad a los usuarios finales.

Modelo de negocio, el talón de Aquiles

Altán Redes planeaba que sus principales fuentes de efectivo fueran el financiamiento y los clientes. Pero desde 2018, cuando inició la operación de la Red Compartida, hasta la fecha no ha logrado una estabilidad financiera que le permita echar a andar su proyecto.

Esto porque su modelo operativo la ciñe a ser una red mayorista, lo que significa que solo puede ofertar servicios a operadores, como los Operadores Móviles Virtuales (OMV) tales como Izzi Móvl, Bait, YoTelco+, Telgen, entre otros.

"Altán tiene limitantes para propiciar o hacer que sus clientes entren al mercado conforme a los planes del negocio. Esto se debe a que existen localidades (zonas remotas, principal objetivo del proyecto) en las cuales no hay interés por parte de sus clientes para comercializar y prestar servicios de telecomunicaciones”, señala el documento de solicitud a concurso mercantil del cual Expansión tiene copia.

OMV, los grandes clientes

Desde la llegada de Virgin Mobile al mercado móvil en 2013, empezaron a proliferar empresas conocidas como Operadores Móviles Virtuales (OMV), los cuales no cuentan con infraestructura propia pero pueden arrendarla para dar servicios de conectividad. Estas compañías son en su conjunto uno de los grandes clientes de Altán.

Pandemia enferma a Altán

La llegada de COVID-19 afectó a muchas empresas entre ellas a Altán. La crisis provocada por la pandemia provocó que en 2020 Altán entrara en un déficit de ingresos de 58,000 millones de pesos debido a que algunas de las compañías que querían utilizar su red demoraron la suscripción de contratos, así como el lanzamiento de ofertas de mercado, “lo cual generó que, a pesar de tener una tendencia al alza, no se alcanzaran las proyecciones del número de clientes esperados”, según explicó la empresa en el documento de solicitud a concurso mercantil del cual Expansión tiene copia.

Concurso Mercantil

En noviembre de 2021, Altán Redes entró a concurso mercantil. En ese año Salvador Álvarez, director general de la compañía, reconoció que la decisión obedeció a las complicaciones que tuvo la compañía para negociar su reestructuración de deuda particularmente con Nokia y Huawei, ambos acreedores de la firma.

Promtel, American Tower y Huawei piden ser acreedores prioritarios

Durante el proceso concursal, los acreedores como Promtel, American Tower y Huawei exigían a Altán que los considerara como prioritarios, es decir, que fueran de las primeras compañías en recibir el pago de adeudo.

Promtel reclamó a la Red Compartida el pago de aproximadamente 1,114 millones de pesos por el incumplimiento de obligaciones por el arrendamiento del espectro de la banda de 700 MHz.

Reconoce acreedores y deuda

La semana pasada, Altán Redes reconoció una deuda que asciende a 30,025 millones de pesos, cuyo monto total se deriva de acreedores prioritarios; bajo la figura de garantía real prendaria; comunes; y subordinados, de acuerdo con el documento de sentencia de reconocimiento de créditos, del cual Expansión tiene copia.

Los acreedores prioritarios para Altán son: Axtel, Morgan Stanley, Isla Guadalupe Investements, Megacable, Hansam, China México Found (CMF), los cuales son accionistas de la empresa encargada de la Red Compartida y cuya deuda total asciende a 1,071 millones de pesos.

6 millones de usuarios

De acuerdo con la compañía, la Red Compartida ya brinda cobertura nacional a más del 70.97% de la población, a través de infraestructura propia 4.5G y al resto del país de manera compartida por medio de otras redes disponibles.

Tiene presencia en 87 Pueblos Mágicos, alguno de ellos están en Creel, Chihuahua; Taxco, Guerrero, y Candela, Coahuila; tiene una cobertura social en 108,106 localidades con menos de 5,000 habitantes.

Altán Redes logró abonar un millón de usuarios en los primeros cinco meses de este año, con lo que ya suma un total de 6 millones. Pero, pese al avance, la empresa aún está lejos de la meta de 19 millones de usuarios que se había planteado al cierre del año pasado.

El rescate de Altán

El gobierno federal está interesado en rescatar a Altán Redes porque la compañía es fundamental para los objetivos de conectividad de la administración a través de CFE Telecomunicaciones e Internet para Todos, que depende del despliegue de infraestructura de Altán Redes para llegar a zonas remotas en donde aún no hay internet, por lo que si quebrara, el plan de la Red Compartida se vería mermado.

Cambios en el equipo de directivos

Con la inminente entrada de capital de la banca de desarrollo, hubo movimientos en algunas de las piezas al interior de la compañía. La primera fue la salida del ahora expresidente del Consejo de Administración, Bernardo Sepúlveda Amor, y el próximo apunta a que sea el director general. Carlos Lerma Cotera, actual Jefe de la Oficina de Coordinación de la Oficina del Secretario SHCP, es el nombre que suena más fuerte para ser el sucesor de Salvador Álvarez.

 
Publicidad
Publicidad