Publicidad
Revista Digital

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

Nuestras Historias

Los tuits de Elon Musk sobre el dogecoin hacen temblar al bitcoin

Los analistas temen que el dogecoin termine siendo un esquema de manipulación, lo que puede perjudicar a otras criptomonedas, incluido en el bitcoin.
lun 08 febrero 2021 06:25 PM
FILE PHOTO: SpaceX founder and chief engineer Elon Musk looks at his mobile phone during a post-launch news conference to discuss the  SpaceX Crew Dragon astronaut capsule in-flight abort test at the Kennedy Space Center
Los tuits en favor de la criptomoneda ha elevado el precio del dogecoin alrededor de 1,000% en lo que va de 2021.

Imagine a un equipo de banqueros elegantemente vestidos presentando una inversión a financieros de Wall Street solo para quedar indignados cuando un tipo raro disfrazado de perro llega y obtiene el dinero. Así es como están reaccionando algunos sectores del mercado de criptomonedas ante las celebridades lideradas por Elon Musk que tuitean sobre dogecoin, una versión irónica de bitcoin basada en un meme que fue lanzada en 2013 con un perro Shiba Inu como mascota.

El apoyo que expresó la semana pasada el multimillonario al dogecoin, calificandolo como “la criptomoneda del pueblo” —y que fue replicado por el rockero de KISS Gene Simmons y el rapero Snoop Dogg—, hizo que impulsivos operadores de Reddit se abalanzaron sobre el activo. Como resultado, su precio ha subido alrededor de 1,000% en lo que va del año, eclipsando el repunte del bitcoin. Musk, deleitándose con la emoción y la especulación de las redes sociales, tuiteó: “Me volví un meme, destructor de cortos”.

Publicidad

Así como los sofisticados del sector financiero sacudían la cabeza cuando los usuarios de Reddit se precipitaron a comprar acciones del minorista de videojuegos GameStop —creando una burbuja que ya se está desinflando—, algunos partidarios del bitcoin han criticado a Musk por provocar una apuesta condenada al fracaso, adoptando el tono de sus ancestros “boomers”. “En realidad te has convertido en un destructor de vidas” tuiteó uno. Cameron Winklevoss, uno de los famosos gemelos de Facebook, enfrentó críticas similares cuando dijo que dogecoin era “dinero divertido” para el “dinero divertido” del dólar estadounidense.

Las advertencias tienen algo de razón. La reciente serie de tuits de Musk que han influido en el mercado ha ayudado a generar una exuberancia irracional entre los operadores confinados en busca de ganancias fáciles y validación masiva. Enfrentamientos pasados con la Comisión de Bolsa y Valores muestran que los reguladores tampoco le ven siempre el lado gracioso.

Sin embargo, hay un lado egoísta en la indignación. Parte de esto es darse cuenta de que los elogios anteriores de Musk al bitcoin en las redes sociales probablemente no fueron tan sinceros como algunos pensaron. El mayor temor es que si el dogecoin termina siendo solo otro esquema de manipulación YOLO, acrónimo de “You Only Live Once Once” (solo se vive una vez) en la línea de tiempo de las criptomonedas, se reflejará perjudicialmente en todas las monedas digitales, incluso en el bitcoin, que en el último tiempo ha disfrutado del brillo tras ser ascendido en Wall Street a alternativa al oro.

La capacidad del bitcoin para seguir atrayendo a los inversionistas institucionales depende de su atractivo como refugio seguro digital que afecta a las alternativas analógicas. No importa que el bitcoin funcione ni como una cobertura de mercado fiable en tiempos de pánico ni como una reserva de valor como el oro, como lo han dejado en claro sus fluctuaciones de precio durante la pandemia del COVID-19. Los fondos de cobertura han mordido el anzuelo de un precio en rápido ascenso y de una narrativa macroeconómica de un inminente apocalipsis impulsado por la inflación. Aquí también hay especulación: el impulso de los precios, la promesa de ganancias descomunales y la oferta artificialmente escasa en un mercado impulsado por el estímulo del banco central.

Publicidad

Un repunte del dogecoin impulsado por la multitud, si dura, arruina un poco la historia de los puristas del bitcoin. Los creyentes del bitcoin que buscan emociones fuertes, se preguntarán si están perdiendo dinero más fácil si el dogecoin sigue vivo y alcanza niveles récord. Raspar la superficie de su tonta imagen revela una narrativa económica competitiva: si bien la criptomoneda canina copia muchas de las características de la criptomoneda original, es un activo claramente inflacionario con una oferta en circulación de más de 100,000 millones. Es más rápido realizar transacciones en dogecoin y es más fácil de extraer que el bitcoin. Si el precio del dogecoin sigue en alza, espere que los defensores presenten historias que ofrezcan una filosofía muy diferente para ahogar a los acaparadores HODL (acrónimo de “hold on for dear life”, o algo así como “aférrate con tu vida”) del bitcoin.

El problema para los inversionistas en bitcoin es que incluso una explosión del dogecoin podría dejar a su propia criptomoneda favorita contaminada por asociación. A diferencia de GameStop, no hay fundamentos obvios para explicar por qué el dogecoin está sobrevalorado, mientras que el bitcoin estaría subvalorado. Los debates sobre cuál es “mejor” podrían basarse en casos de uso tecnológico, seguridad y adopción, pero estos no se suman a las estimaciones de dólares y centavos. Alexandre Stachtchenko, miembro de la junta de la asociación de cadena de bloques ADAN, con sede en París, me dice que un auge y caída impulsado por Musk en el dogecoin dificultaría la promoción de proyectos más serios: “Un neófito no podrá notar la diferencia”.

Probablemente tenga razón en preocuparse. Cuando la burbuja de la oferta inicial de monedas estalló a fines de 2017, el bitcoin no se salvó: su precio se hundió casi 90% en el transcurso de un año y no se recuperó por completo hasta diciembre pasado. Un colapso de las criptomonedas esta vez podría hacer que los fondos de cobertura vuelvan a poner al bitcoin en el mismo grupo que el dogecoin y otros, no el oro o el dólar —llámelo reversión de memes—.

De ahí por qué algunos se ríen con los dientes apretados por los tuits de Musk: la broma finalmente podría ser sobre todas las criptomonedas.

Publicidad
¿Tienes poco tiempo?
Infórmate en menos de cinco minutos de lo más importante del día.

¡Falta un paso! Ve a tu email y confirma tu suscripción (recuerda revisar también en spam)

Hubo un error. Por favor intenta más tarde.

Publicidad
Publicidad