Publicidad

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

Wall Street registra su peor racha trimestral desde la crisis de 2009

El Nasdaq y el S&P 500 regsitran tres trimestres negativos, su peor racha -para un mismo periodo- en 13 años.
vie 30 septiembre 2022 04:43 PM
(Corredores de bolsa trabajan en Wall Street)
Los principales índices de Wall Street terminaron con una tendencia negativa con la que se ha caracterizado todo lo que va del año por volatilidad por tasas de interés e inflación.

Los principales índices bursátiles de Wall Street cerraron el tercer trimestre con la misma tendencia negativa que se ha mostrado en todo el año. Los factores que les han afectado son los confinamientos masivos en China por la pandemia, la guerra en Ucrania, el aumento acelerado de la inflación, el alza de tasas de interés en el mundo y, por último, la incertidumbre sobre una posible recesión económica global.

El Nasdaq y el S&P 500 terminaron con disminución trimestral de 0.9 y 2.6%, respectivamente. Los datos anteriores implicaron un registro de tres trimestres negativos, su peor racha para un mismo periodo desde enero a marzo del 2009. El viernes cerraron en 10,575.62 y 3,585.62 unidades, su menor nivel desde noviembre y septiembre de 2020, respectivamente.

Publicidad

Por otro lado, el índice industrial Dow Jones terminó en 28,725.51 unidades, su menor nivel desde noviembre de 2020 y una variación negativa 6.7% respecto al 30 de junio pasado, con lo que acumula tres trimestres a la baja, su peor rally desde 2015.

“La incertidumbre del mercado es alta, pero ¿qué tanto? Los temores geopolíticos se han aliviado desde su aumento en torno a la invasión de Ucrania por parte de Rusia, pero han sido reemplazados por una mayor incertidumbre, más arraigada y global, ante la política económica. Las tasas de interés y los rendimientos de los bonos se están disparando, los temores de una recesión están aumentando y el dólar estadounidense está desenfrenado frente a las monedas mundiales”, señaló Ben Laidler, estratega global para eToro.

En México, el principal indicador bursátil de la Bolsa Mexicana de Valores (S&P/BMV IPC) terminó este viernes en 44,571.88 puntos, una caída de 6.2% en el trimestre, mientras que el FTSE BIVA cerró en 930.81 unidades, una baja de 5.6% en ese mismo periodo. Los datos anteriores ubican al índice de la BMV y del FTSE BIVA con su segunda baja trimestral y su peor nivel desde febrero de 2021.

“Los mercados accionarios a nivel mundial presentaron movimientos negativos, retomando el escenario de cautela. Los inversionistas se mantienen atentos a la agenda económica en EU, donde se dará a conocer la revisión al PIB. Por último, el mercado comienza a prestar atención a la temporada de reportes corporativos con las cifras de Nike y Micron, a los cuales se dará especial atención ante posibles nuevos recortes a las expectativas de las emisoras”, dijeron analistas de Monex.

La criptomoneda más famosa del mundo terminó el trimestre en 19,401.0 dólares por bitcoin, un baja intradía de 0.95% y un crecimiento de 3.6% respecto al segundo trimestre del 2022.

“Ha sido una semana muy agitada en bitcoin, que no ha logrado hacer una carrera sostenible en ninguna dirección a pesar de los intentos en ambos. Tal vez estemos viendo un piso que se forma un poco por debajo de los mínimos de principios de verano alrededor de 17,500, aunque eso dependerá en gran medida de que el apetito por el riesgo no se desplome una vez más, lo cual tiene mucho potencial para hacer”, mencionó Edward Moya, analista sénior de OANDA.

 

El petróleo rompe racha positiva

Luego de registrar, por nueve trimestres consecutivos, alzas, el precio del petróleo cayó. El West Texas Intermediate (WTI) cerró el tercer trimestre con una baja de 24.54% a 79.81 dólares por barril. Mientras tanto, el Brent terminó con un descenso de 23.41%, cotizando en 87.93 dólares por barril.

“Las presiones a la baja se debieron a un aumento en las preocupaciones sobre una posible recesión en Estados Unidos y en Europa, como consecuencia de la mayor inflación y los aumentos en las tasas de interés a nivel global, lo que podría reducir la demanda por el energético”, indicó Gabriela Siller, directora de análisis económico de Banco Base.

Otros factores que presionaron a la baja el precio del petróleo fueron el fortalecimiento del dólar estadounidense y los incrementos en la tasa de interés. Asimismo, se teme que la economía de China se desacelere más de lo esperado, puesto que su país aún cuenta con una política de cero COVID, que lo llevan a implementar fuertes medidas de confinamiento en algunas regiones; mientras que, continúan las preocupaciones en torno al sector inmobiliario de ese país.

 

El peso se mantiene estable frente al dólar

El peso cerró el tercer trimestre con una apreciación de 0.04% cotizando alrededor de 20.1271 pesos por dólar, con el tipo de cambio tocando un máximo de 20.8321 pesos el 12 de julio y un mínimo de 19.7533 pesos el 12 de agosto, según datos del Banco de México (Banxico).

Entre los principales cruces del dólar, el peso mexicano fue la única divisa que ganó terreno, ante un fortalecimiento de la moneda estadounidense de 6.07%, de acuerdo con el índice ponderado (DXY), siendo el mayor avance trimestral del dólar desde el cuarto trimestre del 2016, cuando el mercado especulaba que la Fed volvería a subir su tasa de interés luego de un incremento inicial en diciembre del 2015 y cuando Donald Trump ganó las elecciones presidenciales en Estados Unidos.

El peso, por su parte, se mantiene lejos de sus peores valuaciones e incluso ha tenido un pequeño desempeño positivo en lo que va del año, argumentó Ramsé Gutiérrez, co-director de inversiones de Franklin Templeton México, quien agregó que uno de los factores que han influido en la fortaleza del dólar es que la Fed ha reaccionado más rápido que otros países subiendo las tasas para paliar la inflación.

Sin embargo, Banxico, por su parte, se ha adelantado subiendo las tasas antes y, por lo menos, al mismo ritmo que la Fed.

En el trimestre las monedas emergentes que terminaron con depreciación importante fueron el peso argentino, con 15%; el forínt húngaro, con 12.43%; el rand sudafriano, con 10.04%; el rublo ruso, con 9.87%; el peso colombiano, con 9.84% y la lira turca, con 9.67%.

Publicidad
Publicidad