Publicidad

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

Nuestras Historias

OPINIÓN: El problema de Trump es Jared Kushner

Si el presidente de EU no está dispuesto a despedir a su yerno, debería restringir su acceso a información que los profesionales crean que no se le puede confiar, opina Samantha Vinograd.
Jared Kushner
Es probable que Jared Kushner sea la primera opción de los extranjeros que tratan de manipular la política estadounidense o tener acceso a información delicada. Kushner tiene acceso, influencia y una combinación de inexperiencia y orgullo desmedido, cualidades que lo hacen un blanco de alto valor, señala Samantha Vinograd.

Nota del editor: Samantha Vinograd es analista de seguridad nacional de CNN; trabajó en el Consejo Nacional de Seguridad de Estados Unidos durante la presidencia de Barack Obama, de 2009 a 2013, y en el Departamento del Tesoro en la presidencia de Bush. Las opiniones en esta columna pertenecen exclusivamente a la autora.

(CNN)Cada semana, les doy una idea de la clase de análisis de información que podría pasar por el escritorio del presidente de Estados Unidos con base en el Informe Diario del Presidente que el director de Inteligencia Nacional prepara para Trump casi todos los días.

Este es el informe de esta semana:

Persisten varios riesgos de seguridad nacional… y provienen de la Casa Blanca. El gobierno estadounidense, incluidos los servicios de inteligencia, depende de las relaciones críticas con sus homólogos de todo el mundo para recabar e intercambiar información que mantiene a salvo a los estadounidenses.

OPINIÓN: ¿Cuál es el verdadero Jared Kushner?

Sin embargo, estas relaciones críticas ahora están cada vez más tensas a consecuencia de las muy cuestionables decisiones y declaraciones del presidente de Estados Unidos, Donald Trump.

Publicidad

Tan solo pensemos en lo que pasó la última semana de febrero. Pese a que Trump negó que no estaba involucrado en el proceso de acreditación de seguridad de Jared Kushner , los reportes que se publicaron el jueves 28 de febrero en el New York Times indican que su intervención fue trascendental para que Kushner obtuviera la acreditación pese a las objeciones de los miembros de los servicios de inteligencia.

Como si eso no hubiera disparado varias alertas, ese mismo día Trump anunció en Hanói que le creía a Kim Jong Un cuando dijo que no sabía que Otto Warmbier , el estudiante estadounidense arrestado en Corea del Norte en 2016, había soportado presuntos abusos y tortura durante los 17 meses que estuvo en prisión.

Además, este fin de semana, Trump siguió atacando a instituciones estadounidenses esenciales , como el FBI y la prensa libre, en la Conferencia Conservadora de Acción Política (CPAC, por sus siglas en inglés).

OPINIÓN: Trump, Kushner y la trampa de la lealtad

Al actuar así, Trump está mermando las relaciones cruciales para nuestra seguridad nacional, ya que es probable que nuestros socios estén cada vez más preocupados de cómo se usará la información que compartan con nosotros.

En consecuencia, las agencias de inteligencia extranjeras que históricamente han colaborado con Estados Unidos podrían cuestionar cómo interactuar con nosotros de ahora en adelante si creen que la información que nos ofrecen se impugnará o se ignorará. Peor aún, es probable que opten por retener información si creen que los miembros de la Casa Blanca no pueden manejarla responsablemente.

Pero internémonos más en el tema.

El factor de riesgo Kushner

Es probable que Jared Kushner sea la primera opción de los extranjeros que tratan de manipular la política estadounidense o tener acceso a información delicada. Kushner tiene acceso, influencia y una combinación de inexperiencia y orgullo desmedido, cualidades que lo hacen un blanco de alto valor.

OPINIÓN: ¿Jared Kushner merece autorización de acceso de seguridad?

No sorprende que los profesionales de la inteligencia, así como los consejeros y el jefe de personal de la Casa Blanca, no creyeran que Kushner deba tener acceso a la información más confidencial, según el New York Times. Sin embargo, se dice que Trump ignoró repetidamente sus inquietudes y ordenó a los funcionarios que le dieran acceso a Kushner a la información más confidencial. (La Casa Blanca señaló que no haría comentarios sobre las acreditaciones de seguridad).

No está bien claro por qué los expertos en inteligencia recomendaron que no se le diera la acreditación que permite que ciertos funcionarios tengan acceso a información cuya revelación no autorizada causaría un daño grave a nuestra seguridad nacional.

Sin embargo, sabemos que Kushner tomó varias medidas que suelen considerarse señales de alerta en el mundo de la contrainteligencia, tales como no haber revelado sus contactos en el extranjero . Pese a todo, si los agentes de los servicios de inteligencia estadounidenses manifestaron que les incomodaba que tuviera acceso a esta información, es totalmente lógico que a los demás países les preocupe que Kushner no esté equipado para manejar responsablemente la información más reservada.

Nuestros socios en la recopilación de información de inteligencia, cuyas fuentes y métodos se transforman en informes que suelen integrarse a los análisis que Kushner lee, pueden reducir su colaboración con nosotros por temor a enredarse en la decisión legal pero poco recomendable de Trump de darle acceso a Kushner a la información más confidencial.

OPINIÓN: Los problemas éticos de que Jared Kushner esté en la Casa Blanca

Las amenazas relacionadas con la acreditación de seguridad de Kushner no se limitan a su forma de lidiar con la información confidencial. Como tiene un rol de alto nivel en la Casa Blanca, usualmente representa en calidad oficial al gobierno estadounidense y encabeza pláticas sobre asuntos clave, como las pláticas de paz en Medio Oriente y nuestras relaciones con China y Arabia Saudita .

Y hay razones para preocuparse. Según reportajes de la prensa y exfuncionarios de la Casa Blanca, Kushner ha cometido una serie de errores de contrainteligencia en estas reuniones, tales como no comunicarse a través de los canales oficiales y no prepararse con ni informar a los miembros del equipo de la Casa Blanca. Esto es particularmente preocupante porque hay reportes de que las potencias extranjeras —tales como los saudíes, con quienes acaba de reunirse— lo consideran fácil de manipular .

Además, cuando Kushner se reúne con sus homólogos extranjeros, pueden tener dudas sobre cómo abrirse con él porque les inquieta qué hará con la información que compartan con él (incluida la información confidencial) y a qué intereses representa dados los potenciales conflictos de intereses o los puntos de manipulación de contrainteligencia. Esto podría provocar que los homólogos extranjeros retengan información, lo cual es un riesgo considerable dado que Kushner está dirigiendo negociaciones en varios temas clave.

Si Trump no está dispuesto a despedir a Kushner, al menos debería tomar medidas para restringir su acceso a cualquier información que los profesionales en inteligencia crean que no se le puede confiar.

La comprensión auditiva importa

Tras reunirse con Kim en Hanói, Trump dijo que le habían pasado " cosas malas " a Warmbier pero que Kim no sabía de esas cosas. La declaración de Trump indica que o no se preparó con sus expertos en inteligencia o se negó a hacerles caso. Si lo hubiera hecho, lo más probable es que le hubieran dicho que Corea del Norte es un Estado policiaco jerárquico y despótico. Pocas cosas pasan en Corea del Norte sin la aprobación de Kim, especialmente hablando del trato a un activo de alto valor como un rehén estadounidense.

OPINIÓN: Los problemas apenas comienzan para Jared Kushner

Incluso después de que la familia Warmbier emitiera una declaración conmovedora en respuesta a las caravanas que Trump le hizo a Kim, Trump no le retiró su apoyo a Kim, sino que señaló que habían malinterpretado sus comentarios , en los que no se tocaba el tema subyacente del involucramiento de Kim.

Además, es probable que los expertos estadounidenses en inteligencia le hayan advertido a Trump que Kim negaría estar involucrado. Creerle a Kim solo lo envalentonará y envalentonará a otros líderes que creen que pueden volver a abusar y a matar porque el presidente de Estados Unidos no los hace rendir cuentas.

Además, si el presidente de Estados Unidos no valora la información de su propio equipo antes de una cumbre de gran relevancia, especialmente cuando se trata de un tema como la tortura de un estadounidense, se envía el mensaje alarmante de que se está pasando por alto a los oficiales de inteligencia en un ámbito en el que su intervención es esencial.

Deje de hacer los pendientes de Putin

Los ataques de Trump a los cimientos de nuestra democracia en su discurso en la CPAC probablemente agravarán las inquietudes de que no está haciéndole el más mínimo caso a sus servicios de inteligencia, lo cuales han denunciado públicamente al presidente de Rusia, Vladimir Putin, porque pretende socavar el orden democrático encabezado por Estados Unidos , así como las instituciones y la cohesión social estadounidenses . Han declarado públicamente que Rusia pretende influir en nosotros, desmoralizarnos y confundirnos a través de operaciones de desinformación.

Pero pese a todas estas advertencias, Trump una vez más ha recurrido a un discurso público para hacer los pendientes de Putin. En la CPAC, denigró nuestro sistema de impartición de justicia y a la libre prensa, causó divisiones y confusión y se mofó del ataque de Rusia contra nuestro país .

OPINIÓN: Dejen de decir que el yerno de Trump es "ingenuo"

Probablemente a todos nos cuesta entender por qué el presidente conscientemente haría cosas que afectan a Estados Unidos y ayuda a los adversarios extranjeros. Esto, además de las medidas similares que ha tomado y que han causado que hasta el Departamento de Justicia le abra una investigación de contrainteligencia , agravará las inquietudes sobre que Trump está ayudando a Rusia, voluntaria o involuntariamente.

Además, nuestros socios en la recopilación de información de inteligencia podrían estar confundidos respecto a por qué parece que opta por decir cosas que cree que le ayudarán en lo político aunque sirvan para que Rusia avance en su ataque contra Estados Unidos. Esto podría dañar aún más nuestra relación con los principales socios de inteligencia, que ya se preguntan si están dispuestos a interactuar totalmente con Trump.

Si estos riesgos crecen, el pueblo estadounidense será el que más perderá. Sin el beneficio del intercambio total de información de inteligencia con nuestros socios mundiales (y la confianza y la franqueza de nuestros homólogos), Trump está impidiendo que el equipo local proteja al pueblo estadounidense.

Consulta más información sobre este y otros temas en el canal Opinión

¿Tienes poco tiempo?
Infórmate en menos de cinco minutos de lo más importante del día.

¡Falta un paso! Ve a tu email y confirma tu suscripción (recuerda revisar también en spam)

Hubo un error. Por favor intenta más tarde.

Publicidad
Publicidad