Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

Nuestras Historias

Los drones se vuelven aliados de la ciberdelincuencia

Por tierra, por aire y digitalmente, los drones empiezan a ser usados con mayor frecuencia por delincuentes.
mar 03 septiembre 2019 06:00 AM
Dron
La regulación de drones puede ir tanto para los que se usan como herramienta de seguridad, como para los que pueden ser usados para delitos.

La tecnología avanza y en buenas manos trae beneficios para la sociedad, sin embargo al caer en malas manos, los retos de seguridad del mundo analógico se incrementan. En este sentido el uso de drones para operaciones delictivas va desde ser usados para entregar drogas y celulares dentro de reclusorios, hasta el robo de datos a través de redes.

“El reto que tenemos con las nuevas tecnologías nos pone en posición de actuar con anticipación, sin embargo hay factores como el precio que tiene la tecnología, pues finalmente este tipo de equipos son más baratos y más fáciles de usar que antes, lo que abre las posibilidades de actuar”precisó a Expansión, Fabio Assolini, analista senior de Kaspersky Lab América Latina.

Publicidad

A finales del 2018, el aeropuerto de Gatwick en el Reino Unido tuvo un incidente que marcó aún más este tema como relevante, pues varios equipos buscaron sobrevolar sobre el aeropuerto poniendo en riesgo la seguridad del mismo pero además puso en evidencia la “facilidad” de hackear un equipo de este tipo. Aunque no tenían bombas o ningún tipo de aditamento especial, las posibilidades que vieron los expertos en seguridad del recinto aeroportuario fueron varios.

“El problema que se pone en la mesa, al lograr manipular el software de alguno de estos equipos, es que en cuanto los ciberdelincuentes logran tener una ruta de entrada pueden exponer estos hacks en páginas que son de fácil acceso, ni siquiera deben buscar en la dark web o en la deep web” precisó el especialista de Kaspersky.

Y es que además de afectar los usuarios de este tipo de equipos, la regulación y consecuencias que podrían venir a escala de regulación podrían no tener las suficientes especificaciones legales en caso de un delito.

“Empezar a excluir parte del cielo es algo que se hace desde que los aviones existen, sin embargo en el caso de los drones se trata de elementos que sirven profesionalmente para capturar imágenes para investigaciones, tomas artísticas o incluso periodísticas, por lo que delimitarlos es más complicado que en el caso del espacio aéreo” precisó a Telegraph, James Dale, un experto en seguridad cibernética de PA Consulting.

Publicidad

Ya sea por aire o casi a ras de tierra, el hackeo que puede sufrir los drones incluso compete a los equipos que están destinados a salvaguardar la integridad de oficinas de gobierno o ciudades y una regulación muy estricta incluso dejaría fuera estas herramientas de trabajo de organismos de seguridad.

“Los drones tienen rastros acústicos y térmicos bajos por lo que en un radar, se parecen a las aves, y los radares de control de tráfico aéreo están diseñados para ignorar a las aves, esto los convierte en elementos efectivos para detectar actividades delictivas pero también para hacerlas" precisó Dale.

En el otro extremo del espectro, la compañía alemana Rheinmetall Defense desarrolló láseres anti drones que se pueden montar en un camión o un vehículo blindado. Pero este tipo de soluciones plantea problemas a la hora de querer usarlos en áreas muy pobladas e incluso en aeropuertos. Por ello la mejor solución ante este tipo de riesgos es hacer ejercicios de modelado, disuadir a operadores de drones no autorizados a entrar en regla y a “mantener sistemas de ciberseguridad incluso en los equipos que menos se piensen” finalizó Assolini.

Te puede interesar: Este troyano atacó 10,000 cuentas de WhatsApp

Publicidad
¿Tienes poco tiempo?
Infórmate en menos de cinco minutos de lo más importante del día.

¡Falta un paso! Ve a tu email y confirma tu suscripción (recuerda revisar también en spam)

Hubo un error. Por favor intenta más tarde.

Publicidad
Publicidad