Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

Nuestras Historias

Sony WF-1000XM3, noise cancelling con mala conexión

Después de tener una serie de productos premiados dentro de la industria del audio, la apuesta de Sony busca llevar su tecnología de sonido premium a una versión pequeña.
vie 04 octubre 2019 11:11 AM
IMG_20190927_093931.jpg
Los buds de Sony tienen poder en pequeño.

Desconectarse en la actualidad es una ventaja. Desconectarse con tu música favorita y con buena definición es un lujo. En el caso de los audífonos de Sony, esto se puede conseguir, gracias a su tecnología noise cancelling.

La marca japonesa ha tenido un par de estrellas en los últimos años en el segmento de audio, pues los WH-1000XM3 fueron premiados por la feria de tecnología CES, sin embargo a diferencia de estos audífonos de diadema, los WF-1000XM3 son buds, unos pequeños y poderosos buds, que llevan la experiencia del noise cancelling a los oídos más exigentes.

Publicidad

Para entender por qué es relevante esta tecnología tendríamos que explicarla, pues se trata de un circuito encargado de reducir el ruido exterior gracias a que tiene micrófonos integrados y a que al estudiar el entorno envía una señal para reducir de forma equivalente el ruido y acoplar los auriculares a estas fuentes de ruido.

Noise cancelling en pequeño

En el más ñoño de los sentidos, lo que hacen los audífonos es percibir el ruido de afuera y con base en esto generar ondas de sonido opuestas que bloquean los sonidos exteriores, sin que esto afecte la experiencia de los usuarios. Se trata entonces de ondas de sonido que crean algo así como una bolsa de aire, pero en lo oídos. Y es muy fácil saber cuando se activa esta función, porque básicamente se bloquea el ruido del exterior, incluso en entornos ruidosos como son el transporte público o cuando te subes a un avión.

Si bien la característica se cumple en estos audífonos, hay ciertos detalles importantes que identifiqué y que en algún punto fueron molestos.

Una de las primeras recomendaciones que nos hicieron cuando nos entregaron el equipo fue que usaramos la aplicación Headphones Music Center de Sony, pues a través de ella se podría sacar el mayor provecho de los audífonos. La app está disponible tanto para equipos con ecosistema iOS, como Android y sirve para conectar este equipo, pero también otras innovaciones de la marca nipona.

Hasta ahí no hubo problema y en un entorno tranquilo la app y los audífonos funcionan de maravilla. O sea cuando me detuve a leer en un biblioteca no hubo mayor problema al usarlos, sin embargo en cuanto entraba a entornos más complicados, como el metro de la Ciudad de México o caminaba por el zócalo capitalino empezaban las fallas.

Una primera falla detectada es que de repente se quitaba el noise cancelling y tenía que abrir la app para configurarlo nuevamente y así seguir disfrutando de la música. Después me di cuenta que dentro de la misma app se podía priorizar la función del equipo, entre mejorar la experiencia de sonido y la conectividad, por lo que en ambientes donde había mucha gente priorice la conectividad.

Tampoco funcionó, tenía que tener el celular a una distancia de unos 15 cm de mi cabeza para que funcionaran sin problema, sin embargo andar en la Ciudad de México, caminando con el celular de esa forma, no es viable, tanto por comodidad, como por seguridad. Terminé desactivando la conexión desde la app y sólo deje el bluetooth activado y sólo así lograba que la experiencia fuera continua. Error ahí, Sony.

Publicidad

Asistencia de lujo

Sin embargo una de las cosas que más me gustaron fue que los audífonos son manejados con gestos, esto significa que puedes programar que con un sólo toque se detenga la música y con dos se adelante una pieza. Además de que puedes entrar al asistente de Google también con un solo toque al audífono izquierdo.

Dentro de las ventajas que tiene integrar un asistente de voz en audífonos es que puedes dar instrucciones con sólo decir la ya conocida 'ok Google' y puedes pedirle directamente que te lea los mensajes de WhatsApp que tienes, que envíe un mail o que llame a alguien de tu directorio.

Otra ventaja de los auriculares es que el noise cancelling también aplica cuando ves una película, lo que se agradece cuando vas en un vuelo y no quieres escuchar la turbina del avión.

IMG_20190927_093823.jpg
El case del equipo se carga en ocho horas y proporciona independencia por seis días.

Publicidad

Batería

La batería en los Sony WF-1000XM3 es capaz de reproducir música y mantener la tecnología noise cancelling por hasta seis horas de forma continua y tiene un case que, además de ser elegante, es capaz de cargar los audífonos por una hora y media más, con sólo 15 minutos de carga.

Conclusión

Si bien los WF-1000XM3 terminan cumpliendo con la función de llevar sonido de alta resolución a tus oídos y de que pueden aprovecharse sin app y explotarse al máximo con app, son un equipo que encuentras arriba de los 5,000 pesos y que no podrás usar para hacer ejercicio, detalle que para varios que sean fanáticos de usar buds para correr no servirán.

Aspecto que los puede poner en desventaja frente a equipos que ofrecen buena calidad de sonido en pequeño, como el caso de los Beats in ears powerbeats.

¿Tienes poco tiempo?
Infórmate en menos de cinco minutos de lo más importante del día.

¡Falta un paso! Ve a tu email y confirma tu suscripción (recuerda revisar también en spam)

Hubo un error. Por favor intenta más tarde.

Publicidad
Publicidad