Publicidad

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

Mientras Jeff Bezos viaja al espacio, sus empleados sufren en el trabajo

El multimillonario agradeció a sus trabajadores por pagar su viaje al espacio, pero estos han protestado en diversas ocasiones por las malas condiciones en que se encuentran.
mié 21 julio 2021 12:00 PM
Amazon pagará escuelas y libros de texto a trabajadores
En el 2020, la empresa tuvo un importante crecimiento de empleados, quienes le ayudaron a posicionarse en la cima del comercio electrónico.

“Quiero agradecer a todos los empleados de Amazon y a todos los clientes, porque ustedes pagaron por todo esto”, pronunció Jeff Bezos, fundador de Amazon, tras su excursión al borde del espacio, un logro que había descrito como el sueño de su vida; sin embargo, los trabajadores a quienes agradeció han denunciado un entorno de empleo estresante y que monitorea constantemente su productividad.

Es verdad que la plantilla de Amazon es uno de sus principales elementos de éxito. De hecho, durante el 2020, año en que la empresa se vio beneficiada por la pandemia y el confinamiento que esta supuso, el número de empleados aumentó en medio millón, lo cual les permitió alcanzar cerca de 1.3 millones de trabajadores.

Dicha cantidad representó la incorporación de un promedio de 1,400 empleados por día durante los primeros 10 meses del año, lo cual permitió consolidarse como el servicio de comercio electrónico más poderoso en todo el mundo. En este sentido, cifras de la empresa detallaron un cierre del 2020 con ganancias netas de 21,331 millones de dólares, casi el doble de lo alcanzado en 2019.

Publicidad

No obstante, el crecimiento fue a costa de sus empleados. De acuerdo con investigaciones de The New York Times sobre el desarrollo de la empresa y sus centros logísticos durante la pandemia, estos debían enfrentar el estricto monitoreo de cada una de sus actividades, lo cual fomentó una cultura de miedo, pues los trabajadores argumentaban que si laboraban a ritmos lentos o estaban desocupados mucho tiempo, corrían el riesgo de ser despedidos.

Este tipo de situaciones generaron que los trabajadores del almacén JKF8, en Nueva York, uno de los más grandes de la empresa, se organizaran para entregar una petición a la gerencia solicitando que se mejoraran las condiciones laborales.

Algunas de las peticiones que solicitaron los trabajadores se encontraban descansos de 30 minutos, servicios de transporte público más confiables, además de que llamaron la atención sobre los informes de altas tasas de lesiones.

Cabe recordar que según The Strategic Organizing Center, una organización sindical de Estados Unidos, reveló que los empleados de esta compañía sufren más incidentes dentro de los centros de distribución que los de otras empresas de la misma industria.

 

La principal razón por la cual los trabajadores sufren de accidentes, mencionar la organización, es la velocidad con la que deben laborar. “La obsesión de la empresa por la velocidad ha tenido un costo enorme para la fuerza laboral de Amazon. Durante más de una década, Amazon ha sido noticia por las peligrosas condiciones de salud y seguridad en sus instalaciones”, se puede leer en el informe.

Además, este documento detalla que por cada 100 empleados de tiempo completo hubo 6.5 lesiones dentro de los almacenes, mientras que el año pasado, la tasa de accidentes era de 5.9 por la misma cantidad de trabajadores.

Otra de las polémicas en torno a las condiciones laborales de Amazon surgió después de una publicación de Reuters en la que 15 testimonios dijeron que dentro de los almacenes vivían maltratos y despidos injustificados.

“Las entrevistas con los trabajadores, las copias de los recibos de pago y los mensajes de WhatsApp de Amazon HR revelan que muchos tuvieron que trabajar horas extra más allá de los límites legales, mientras que otros fueron despedidos sin indemnización, obligados a renunciar o despedidos después de enfermarse con COVID-19”, se lee en el informe de la agencia.

 

En febrero, Letitia James, fiscal general de Nueva York, demandó a Amazon por cómo protegió a sus empleados durante la pandemia de COVID-19, pues consideró que la empresa de comercio electrónico emprendió represalias contra aquellos empleados que expresaron su preocupación en torno a las condiciones en que trabajaban.

La fiscal aseguró que Amazon violó las leyes laborales del estado de Nueva York y acusó a la empresa de "despedir y castigar" a empleados que se opusieron a las condiciones laborales impuestas durante la pandemia.

"Mientras Amazon y su presidente hacían miles de millones durante esta crisis, empleados trabajadores fueron obligados a soportar condiciones que no eran seguras y sufrieron represalias por expresar estas inquietudes", dijo James en un comunicado.

Según declaraciones al NYT de David Niekerk, antiguo vicepresidente de recursos humanos en Amazon, algunas de las prácticas laborales que más frustran a los empleados de la empresas -el modelo de empleo a corto plazo, pocas oportunidades de crecimiento y el uso de tecnología para contratar y monitorear empleados, provienen del propio Jeff Bezos.

“Nos decía que nuestra naturaleza como humanos es gastar la menor cantidad de energía posible para hacer lo que queremos o necesitamos”, comentó Nieker, quien reveló que esas convicciones se incrustaron en la operación de la compañía.

Publicidad
Publicidad