Publicidad

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

Trump le 'cambia la jugada' al Banco de México

Las amenazas en contra de México pueden provocar que el banco central decida este año elevar el precio del dinero, en vez de recortarlo, como se esperaba, coinciden especialistas.
lun 03 junio 2019 03:39 PM
Amenzas Trump
El Banco de México podría verse en problemas para contener los efectos de las amenazas de Trump sobre el país.
Cristóbal Martínez Riojas
@cristoriojas

El presidente Donald Trump le cambió el juego al Banco de México (Banxico) con su anuncio de castigar con aranceles desde 5% hasta 25% las importaciones que hace Estados Unidos desde México a partir del 10 de junio.

" Esto es un 'game changer (cambio de juego) '", dijo Jonathan Heath, subgobernador de Banxico apenas unas horas después de conocerse en Twitter la amenaza de Trump.

Y es que cuando Estados Unidos comience a gravar las mercancías se generará un escenario para Banxico en el que tendrá que aplazar un posible recorte en la tasa de interés este año e incluso podría subirla a un nuevo máximo histórico, advierten analistas consultados por Expansión.

Publicidad

"La amenaza arancelaria cambia el panorama para la política monetaria", aseguró Grupo Financiero BBVA Bancomer en un reporte de su equipo de análisis económico.

La tasa de interés objetivo del banco central está desde diciembre pasado en 8.25% , su mayor nivel en los últimos 10 años, y hasta antes del anuncio de Trump el debate entre especialistas era sobre cuándo la recortaría. El consenso del mercado esperaba que el primer cambio a la baja ocurriera en noviembre, pero ahora eso apunta, al menos, a que se postergará.

"Disminuye la posibilidad de una reducción en la tasa de interés para el resto del año", consideró Fitch en un reporte.

Las consecuencias de los aranceles y en caso de que México responda igual llevaría a una guerra comercial que debilitaría a la economía de Estados Unidos, lo cual arrastraría a la mexicana. El efecto dominó se haría presente: probabilidad de que el tipo de cambio peso-dólar se disparé aún más y que se incrementen los precios en México.

"El banco central de México probablemente responderá incrementando las tasas para luchar contra una mayor prima de riesgo, mayores precios internos y una depreciación del tipo de cambio, a pesar de una economía más débil", estima Bank of America.

"El aumento en la volatilidad de los tipos de cambio y las repercusiones potenciales de la inflación como resultado de la incertidumbre comercial disminuye la posibilidad de una reducción en la tasa de interés para el resto del año", coincide Fitch.

Publicidad

¿El tamaño del alza? BofA Merryl Linch no descarta que sea de 50 puntos base que llevaría a la tasa a 8.75%.

"El momento de las cambios y el tamaño dependería del impacto de aranceles más altos en el tipo de cambio, pero 50 puntos base puede ser más que tarde", advierte.

Aunque BBVA Bancomer considera que Banxico no debe de usar la política monetaria, ni las reservas internacionales para intentar frenar una depreciación del peso.

"Este tipo de medidas serían inefectivas y tendrían un costo”, expresó. "Hay poco margen de maniobra para una política monetaria contracíclica en el corto plazo, y el espacio fiscal parece inclusive más limitado y de manera permanente”, indicó.

Pero este nuevo frente abierto por Trump puede meter presiones a la actividad económica del país. Y fue justamente Banxico el que advirtió que "nuevas disputas comerciales" eran un riesgo que podría llevar a la baja el crecimiento económico.

Publicidad

"Persiste incertidumbre respecto a la posibilidad de un surgimiento de nuevas disputas comerciales, de un escalamiento de las ya existentes, o de la adopción de mayores medidas proteccionistas a nivel mundial que afecten al crecimiento, la inversión y el comercio globales, así como a los mercados financieros internacionales, en detrimento de la actividad económica en México", consideró el miércoles pasado la Junta de Gobierno del banco central en su informe trimestral de inflación enero-marzo 2019.

Un día después apareció justamente "una nueva disputa comercial" y México como su destinatario y Trump como el emisario.

Antes de esto, justamente en Banxico, el subgobernador Jonathan Heath consideró que no había hasta ahora posibilidad de una recesión económica.

"Pero creo que la definición de una recesión, y esto es muy importante, es más allá de dos trimestres consecutivos de una caída en el PIB, esa es una regla de aproximación, realmente lo que hay que ver es si es una caída generalizada de la actividad económica incluyendo también los mercados laborales. Yo creo que no estamos ahorita en una recesión, no estamos necesariamente a punto de entrar en esta recesión, y (si es que hubiera una recesión) creo que sería una muy ligera (...) Sería una pasajera", dijo.

Por ahora, el cambio de juego está puesto en la mesa, y a la Junta de Gobierno de Banxico le restan cinco reuniones en 2019 para decidir si ese cambio implica un movimiento al alza de su tasa de interés.

¿Tienes poco tiempo?
Infórmate en menos de cinco minutos de lo más importante del día.

has quedado suscrito al newsletter.

Publicidad
Publicidad