Publicidad

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

Mexicanos bajan a 87 pesos el monto para recargar su celular por la inflación

La consultora The Ciu prevé que esta cantidad incluso baje más en los siguientes meses "debido a la presión inflacionaria".
jue 09 junio 2022 01:34 PM
(Mujer consultando su teléfono mientras viaja en autobús)
Durante los primeros tres meses de 2022, el número de líneas de prepago subió 5.6% respecto al mismo periodo de 2021, pero comparado con el cuarto trimestre del año pasado, solo aumentó 1%.

Los mexicanos han reducido el monto que destinan a la compra de tiempo aire. En el primer tercio del año, los propietarios de las 109.6 millones de líneas de prepago activas gastaron en promedio 87 pesos para hacer una recarga, según datos de la consultora The Ciu, pero "debido a la presión inflacionaria" esta cantidad podría bajar más en los siguientes meses, prevé Rolando Alamilla, gerente de investigación de mercado para la firma.

En el último trimestre de 2021, el monto promedio destinado por los usuarios para recargar su teléfono móvil fue de 89 pesos, según datos de The Ciu.

El segmento de prepago fue uno de los esquemas más socorridos por los usuarios durante la pandemia, debido a que, a diferencia de los planes de renta, no los obliga a atarse a un contrato con algún operador de telecomunicaciones. Sin embargo, la inflación está provocando que los consumidores escatimen cada vez más en sus gastos y uno de ellos sería la compra de tiempo aire.

Publicidad

“Hemos visto una disminución en el gasto durante el primer trimestre de 2022 y también lo vimos en el cuarto trimestre de 2021, resultado de una inflación muy elevada”, asegura Rolando Alamilla, gerente de investigación de mercado para la consultora The Ciu. "Con los pronósticos a la baja del PIB no vamos a ver que la inflación disminuya este año, quizá lo haga hasta 2024 y es en estas circunstancias cuando los usuarios reconfiguran su gasto", añade.

Jesús Romo, director de la consultora Telconomia, dice que, ante la cautela económica por la que atraviesan los mexicanos, los modelos de negocio de los Operadores Móviles Virtuales (OMV) serán relevantes para que el segmento de prepago crezca y retenga a los usuarios.

Hoy los consumidores priorizan los megas sobre los minutos de llamadas, porque los necesitan para la descarga de datos y navegar por internet. Esto ha hecho que empiecen a ponderar los valores agregados que les pueda traer una compra de tiempo aire como aumentar megas en la compra de despensa, que es la estrategia de Bait de Walmart.

Otro ejemplo citado por Romo es Dish, a través de Fredoom Pop recompensaba a sus suscriptores con una línea celular con tiempo aire al mes.

“Hemos visto que el tema de servicio adicional ha hecho que se mantengan nominalmente los ingresos de los operadores móviles, y ahora que los usuarios tienen la idea de modular su consumo van a buscar modelos que les den un beneficio”, añade.

La contratación de nuevas líneas de prepago pierde dinamismo

Durante los primeros tres meses de 2022, el número de líneas de prepago subió 5.6% respecto al mismo periodo de 2021. Pero comparado con el cuarto trimestre del año pasado, solo aumentó 1%.

Para los expertos, la ralentización en la contratación de las líneas de prepago se debe a factores como desconexión estacional que ocurre durante la llamada 'cuesta de enero', así como a que los operadores dan de baja líneas que ya no usan los consumidores y a que el regreso a los oficinas ha impulsado a algunos usuarios a regresar al modelo de pospago, o plan de renta.

Los especialistas consultados consideran que para el segundo trimestre de 2022 el segmento de recargas crecerá, pero ya no a los niveles acelerados registrados durante la crisis sanitaria.

“Hemos visto que tras la recuperación de la movilidad, muchos usuarios han vuelto a contratar líneas de pospago (plan de renta), de hecho, en el primer trimestre se crearon 100,000. Pero esto no quiere decir que el prepago (esquema de recargas) no creció, solo estamos viendo que empezamos a retomar una dinámica más parecida a lo que veíamos antes de la pandemia”, explica Alamilla.

 
Publicidad
Publicidad