Publicidad

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

Carritos de supermercado semivacíos; así cambió la inflación nuestras compras

Los mexicanos llevan menos productos para proteger sus carteras de la inflación. También han incrementado la demanda de marcas propias y dan preferencia a las tienditas.
mar 26 julio 2022 05:00 AM
(Mujer lleva un carrito semivacío en un supermercado)
Durante la primera quincena de julio, la inflación se ubicó en 8.16%, un nuevo máximo histórico.

Los altos precios han llevado a los mexicanos a cambiar sus hábitos de compra para proteger sus carteras. A diferencia de hace un año, los consumidores prefieren llevar menos productos en sus carritos del supermercado, aunque tengan que ir con más frecuencia para resurtir la alacena.

Lilia Valdés, directora de servicio a clientes de la división Worldpanel de Kantar, comenta que la compra de mercancías en los supermercados se contrajo 2% desde que la inflación rompió la barrera de 7% en noviembre pasado. La especialista explica que los consumidores de clase media, e incluso de media alta, han reducido el número de unidades y aumentado la frecuencia de compra, mientras que las familias de menos ingresos, que ya compraban poco, ahora buscan opciones de precio más asequible.

Durante la primera quincena de julio la inflación se ubicó en 8.16%, su nivel más alto desde enero de 2001. En esta ebullición de precios, los compradores sienten cada vez más incertidumbre. Hoy, 75% de los consumidores mexicanos encuestados por Nielsen IQ dice sentir el alza de precios, cuando hace un año solo 67% tenía esa percepción.

Los consumidores dijeron a la firma de análisis que serán "más cautelosos" al hacer sus compras.

Publicidad

Entre los productos que Kantar detecta que los compradores dejan fuera de sus carritos están los limpiadores, jabones de trastes, suavizantes, aguas minerales, aguas embotelladas; mientras que priorizan la compra de quesos, refresco, botanas, jugos, cremas lácteas, queso untable y leche condensada.

Esto ahorras al comprar marcas genéricas en Walmart, Soriana y Chedraui

Yanira Reyes, líder de Analytics de Nielsen IQ, menciona que la mayor preocupación para los mexicanos es que los aumentos en los precios se sienten en diversas categorías. Algunos consumidores, además de reducir el número de productos que llevan en su carrito, prefieren las marcas propias de los supermercados o compran a granel.

Kantar Worldpanel detalla que estos productos que tienen la rúbrica de los supermercados representan alrededor de 5% de las compras totales, cuando el año pasado era 4%.

Comprar más en la tiendita y menos en el supermercado

Las preferencias por los canales de venta también han cambiando. Los compradores perciben a las tiendas de barrio como "una mejor opción" para comprar. Esto ha impulsado 11% el volumen de ventas de las cadenas de mayoreo, como el Zorro Abarrotero, en lo que va de este año frente a 2021, de acuerdo con datos de la consultora ISCAM.

En estas cadenas de venta al mayoreo, la demanda de pastas y galletas, que dan una sensación de saciedad, aunque no necesariamente ofrecen mayores nutrientes, ha incrementado.

Rolando Contreras, director de crecimiento de abarrotes en la consultora ISCAM, explica que los compradores ya resienten en sus carteras el alza de precios y prefieren asistir a las tiendas de la esquina a comprar "solo lo que necesitan".

"Tiene que ver con que al consumidor le empieza a alcanzar para menos productos, y empiezan a realizar compras más inmediatas para no hacer grandes desembolsos”, declara.

Nielsen IQ no prevé que los mexicanos regresen a los hábitos que tenían el año pasado. “La expectativa es que las nuevas tendencias continúen mientras no se mitigue el contexto de incrementos en precios”, dice Reyes. La analista de Kantar coincide. “Se van a seguir viendo incrementos en precio, no hay certidumbre de qué va a pasar”, dice.

 
Publicidad
Publicidad