Publicidad

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

Las materias primas que sufren con la guerra comercial China-Estados Unidos

El precio de la soya, el maíz, el cobre, el aluminio y la plata son los commodities más afectados por el conflicto entre las dos economías más grandes del mundo.
mar 28 mayo 2019 01:43 PM
MATERIAS PRIMAS
El aluminio ha sido una de las materias primas más presionadas. En los últimos 12 meses, su precio acumula una caída de 21%.

China y Estados Unidos están en plena batalla comercial y uno de los sectores que sufren daños colaterales en las negociaciones de estos dos gigantes de la economía mundial son las materias primas.

Entre los commodities que se han visto más afectados se encuentran metales como el aluminio, el cobre y el aluminio, y granos como la soya y el maíz.

La soya fue uno de los primeros productos en sentir la presión por este conflicto. Estados Unidos es el principal productor y China el consumidor número uno a nivel mundial, por lo que este grano sufrió los primeros castigos arancelarios, señala Antonio Rodríguez, analista de CM Derivados.

Publicidad

Al poner aranceles, las tarifas resultaban en un costo elevado para China, por lo que el país ha buscado alternativas para surtirse, como Brasil. El caso del maíz es parecido, China es una de las principales economías que produce y consume este grano. Pero una mayor demanda a nivel mundial le ha dado alivio al precio, que no ha visto una caída tan acusada.

Lee: China quiere abandonar la soya estadounidense

En marzo, los exportadores estadounidenses vendieron 300,000 toneladas de maíz a China, la mayor compra de este tipo en cinco años y medio, según el Departamento de Agricultura de Estados Unidos (USDA, por sus siglas en inglés).

 

En el caso de los metales, los industriales son los más afectados. El cobre y el aluminio son los más consumidos por el país asiático y los que más han sufrido los embates de los aranceles.

Ambos metales son indicadores de la salud económica y, aunque las perspectivas sobre el crecimiento de la economía mundial han disminuido, Rodríguez señala que a largo plazo las consecuencias no serán severas para estos metales.

También lee: China puede arrepentirse de aplicar aranceles a la soya de EU

“Otro punto es que la Fed (la Reserva Federal estadounidense) esté dando señales de no bajar la tasa este año, lo que fortalece al dólar e impacta en las importaciones de aquellos países que comercian con Estados Unidos”, dice Jaime Ascencio, analista de Bursamétrica.

 

Si un país importa un metal desde Estados Unidos, explica Ascencio, un dólar más fuerte sobre la moneda local hace que los costos de importación sean mayores y eso termina por disminuir el comercio entre países, lo que a su vez baja el precio de los productos en el mercado.

Recomendamos: Trump levanta castigo arancelario al acero proveniente de México y Canadá

En medio de dimes y diretes, el único commodity que puede salir ganando es el oro, pues es un activo que es usado como refugio en tiempos de volatilidad. Si la demanda de este producto aumenta, también lo hará su precio.

Por lo pronto, el desempeño del precio de las materias primas seguirá bajo presión “hasta que no se vea un arreglo en la guerra comercial, el impacto puede ser bastante fuerte”, indica Rodríguez.

Publicidad
Publicidad