Publicidad
Suscríbete

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

Nuestras Historias

El exabogado de Donald Trump, Michael Cohen, entra a prisión

El exdefensor enfrentará una pena de tres años en Nueva York por pagar dinero en secreto durante las elecciones de 2016 a dos mujeres que dijeron haber tenido relaciones sexuales con el presidente.
lun 06 mayo 2019 12:21 PM
Otro país.
Otro país. Antes de partir a prisión, Cohen dijo que esperaba que a su salida de prisión, la "xenofobía y las mentiras" ya no estuvieran al frente de Estados Unidos.

Michael Cohen, quien fue el abogado personal del presidente estadounidense Donald Trump, entró este lunes en prisión para cumplir con una condena de tres años.

Antes de entrar a prisión, en Nueva York, el exdefensor aseguró que aún hay mucho que contarse sobre Donald Trump.

"Queda mucho por contarse y ansío que llegue el día cuando pueda compartir la verdad", dijo Cohen a los medios de comunicación en la entrada de su edificio en la ciudad de Nueva York, antes de entrar a su coche con dirección al correccional de Otisville, a 113 kilómetros al noroeste del Estado de Nueva York, que sobre todo recibe a los conocidos como "criminales de guante blanco".

Lee: Robert Mueller tiene acceso a varios años de correos del exabogado de Trump

"Espero que cuando me reúna con mi familia y amigos, este país sea un lugar sin xenofobía, injusticia y mentiras a la cabeza", agregó el exabogado.

Cohen fue condenado a tres años de prisión en diciembre, después de admitir que había pagado dinero en secreto durante las elecciones de 2016 a dos mujeres que dijeron haber mantenido relaciones sexuales con Trump, además de haber cometido fraude fiscal y haber mentido al Congreso.

Publicidad

Su entrada en prisión, prevista para el 6 de marzo, fue pospuesta a petición de la defensa ya que el acusado necesitaba "terapia intensiva" para su recuperación de una "operación quirúrgica seria" que debía ser "supervisada por su médico".

Lee: Los demócratas investigan a Trump, sus hijos y su yerno

El abogado había esperado hasta último momento que su sentencia se redujera, ofreciendo información a los investigadores que podría comprometer a Trump y su familia, incluso sobre la presunta injerencia rusa en las elecciones de 2016.

Pero aún si el fiscal especial Robert Mueller hizo referencia a Cohen en más de cien oportunidades en su informe sobre el "caso ruso", los fiscales no han cambiado su fallo sobre el exabogado del presidente.

Hijo de un sobreviviente del Holocausto y de una enfermera, Cohen se convierte en uno de los ayudantes más cercanos del presidente en ser encarcelado por un periodo considerable, después de que Paul Manafort, exdirector de la campaña de Trump, fuera condenado a más de 7 años de prisión .

Cohen trabajó para la Organización Trump durante una década e insiste en que todos los actos que le son reprochados se produjeron a instancias del presidente, de quien afirma que estaría dispuesto a aferrarse al poder incluso si pierde su apuesta a un segundo mandato en 2020.

"¿Cómo es que soy el único?", se preguntó en una entrevista con The New Yorker .

"No trabajé para la campaña. Trabajé para él. ¿Y por qué soy yo el que va a la cárcel? No soy yo el que se acostó con la estrella del porno", agregó, refiriéndose a Stormy Daniels, una de las mujeres que recibió dinero en secreto y en violación de las leyes electorales.

El abogado de Cohen, Lanny Davis, dijo el viernes que el hijo mayor del presidente, Donald Trump Jr, debería haber ido a la cárcel pues fue quien "firmó los cheques".

Para el presidente estadounidense y sus aliados, la sentencia contra Cohen tiene sabor a revancha, después de que el abogado se diera vuelta y atacara a su jefe.

Lee: El fiscal general de EU se arriesga a estar en desacato ante el Congreso

Trump lo llamó "débil" y lo calificó de "rata", dispuesta a inventar las mentiras necesarias para evitar la prisión.

Cohen testificó publican mente ante la Cámara de Representantes en febrero armado con evidencia que parecía implicar al presidente: se utilizaron copias de los cheques firmados por Trump y su hijo Donald Trump Jr. que Cohen dijo que se utilizaron para reembolsarle parte del dinero secreto.

Pero mientras Cohen mismo dijo en su sentencia que sentía que era su deber encubrir los "hechos sucios" de Trump, también se responsabilizó de los crímenes. "Quiero ser claro", dijo a la corte. "Me culpo por la conducta que me ha traído hasta aquí hoy, y fue mi propia debilidad y una lealtad ciega a este hombre lo que me llevó a elegir un camino de oscuridad sobre la luz".

Con información de CNN, AFP y EFE

¿Tienes poco tiempo?
Infórmate en menos de cinco minutos de lo más importante del día.

¡Falta un paso! Ve a tu email y confirma tu suscripción (recuerda revisar también en spam)

Hubo un error. Por favor intenta más tarde.

Publicidad
Publicidad