Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

Nuestras Historias

Donald Trump despide a John Bolton, su asesor de seguridad nacional

El presidente, quien dio la noticia en Twitter, asegura que discrepó con muchas de las sugerencias de su consejero, por lo que sus servicios ya no eran necesarios.
mar 10 septiembre 2019 01:59 PM
Línea dura
Bolton fue contratado por su línea sura contra Irán y por apoyar la retirada de EU del acuerdo nuclear de 2018.

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, pidió la renuncia del asesor de seguridad nacional de la Casa Blanca John Bolton, debido a numerosos desacuerdos políticos.

"Le informé anoche a John Bolton que sus servicios ya no son necesarios en la Casa Blanca. Discrepé fuertemente con muchas de sus sugerencias, así como otros en la administración", afirmó Trump vía Twitter, agregando que nombraría un reemplazo la próxima semana.

Publicidad

“Le pedí a John su renuncia, que me la dieron esta mañana. Le agradezco mucho a John por su servicio. La próxima semana nombraré a un nuevo asesor de Seguridad Nacional”, continuó el presidente en un segundo tuit.

Recomendamos: Cómo los antiinmigrantes de línea dura provocaron la salida de Kirstjen Nielsen

Los tuits de Trump llegan solo una hora después de que la Casa Blanca informara que Bolton haría una sesión informativa junto con el secretario de Estado Mike Pompeo en la sala de reuniones de la Casa Blanca más tarde este martes.

La destitución de Bolton se produjo después de que cada vez se enfrentaba más con Pompeo y otros funcionarios de la administración y se oponía internamente a varios de los movimientos de política exterior del presidente.

El mismo Pompeo destacó este martes sus numerosos desacuerdos con Bolton.

"Muchas veces él y yo no estábamos de acuerdo, eso es seguro", dijo Pompeo durante una conferencia de prensa en la Casa Blanca, según la agencia AFP. "Trabajamos muy de cerca con el presidente", agregó, marcando un contraste.

Publicidad

Un político de mano dura

Bolton, de 70 años, llegó como un "halcón" militarista y se va tras reafirmar el apelativo. Inicialmente, Bolton fue contratado debido a su posición dura sobre Irán , apoyando la salida de Trump del acuerdo nuclear con Irán, pero pronto comenzó a chocar con la visión del presidente para la diplomacia en Corea del Norte y más recientemente en Afganistán.

La noticia, conocida días después de que Trump revelara la cancelación de conversaciones secretas con los talibanes de Afganistán, sorprendió a Washington.

Conocido por sus notorios bigotes, Bolton es una figura controvertida por su estrecho vínculo con la invasión de Irak, y ha sido considerado como uno de los principales impulsores del duro enfoque de Trump hacia Irán, Venezuela, Cuba, Nicaragua y Corea del Norte, entre otros puntos problemáticos.

Pese al acercamiento con Corea del Norte y las históricas cumbres de Trump con el líder norcoreano, Kim Jong Un, Bolton ha seguido defendiendo la mano dura con ese país y se le ha acusado de torpedear las negociaciones.

Con Irán, dejó entrever en varias ocasiones la posibilidad de acciones directas contra Teherán; y sobre Venezuela, apareció en una ocasión con un libreta ostensiblemente a la vista en la que aparecía escrito el número de tropas que podrían desplegarse en la frontera de Colombia de cara a una hipotética intervención militar.

En Latinoamérica es responsable, además, de acuñar el término la "troika de la tiranía", en referencia a Cuba, Venezuela y Nicaragua.

Publicidad

Antes de entrar al gobierno de Trump, Bolton ya era una figura polémica en Washington, ya que en 2006 tuvo que abandonar su cargo de embajador estadounidense ante la ONU después de apenas 14 meses, debido a la negativa del Senado a confirmarle definitivamente para ocupar el puesto.

Lee: La decisión de Donald Trump que orilló al jefe del Pentágono a renunciar

Bolton logró finalmente en marzo de 2018 ponerse al frente del Consejo de Seguridad Nacional, el órgano de la Casa Blanca encargado de centralizar la política exterior y de seguridad de Estados Unidos y asesorar al presidente al respecto.

Bolton fue, además, uno de los promotores del falso argumento sobre las armas de destrucción masiva que llevó a la invasión de Irak en 2003.

Tras los tuits del presidente, Bolton tuiteó que se había ofrecido a renunciar “anoche y el presidente Trump dijo: 'Hablemos de esto mañana'”.

En declaraciones muy breves a periodistas fuera de su oficina, la secretaria de Prensa Stephanie Grisham dijo que “el tuit lo decía todo. No le gustaban muchas de sus políticas. No estaban de acuerdo”.

No es la primera vez que Trump despide a un colaborador vía Twitter. En marzo de 2018, el presidente informó que sustituiría a su entonces secretario de Estado, Rex Tillerson , por el en ese momento jefe de la CIA, Mike Pompeo.

Tillerson, que desde esa fecha ha criticado a la administración Trump, dijo que no pudo hablar con el presidente hasta tres horas después de que el tuit fuera enviado.

Con información de EFE, Reuters y AFP

¿Tienes poco tiempo?
Infórmate en menos de cinco minutos de lo más importante del día.

¡Falta un paso! Ve a tu email y confirma tu suscripción (recuerda revisar también en spam)

Hubo un error. Por favor intenta más tarde.

Publicidad
Publicidad