Publicidad
Revista Digital

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

Estados Unidos pone “en pausa” sus relaciones con El Salvador

La encargada de negocios de la embajada estadounidense en San Salvador, Jean Manes, dice que el gobierno de de Nayib Bukele no ha hecho ningún esfuerzo en mejorar la relación con su país.
mar 23 noviembre 2021 12:59 PM
La encargada de negocios, Jean Manes, da un comunicado de prensa.
La diplomática Jean Manes dijo que el gobierno de El Salvador no está cumpliendo con un tratado de extradición vigente entre ambos países

Las relaciones entre El Salvador y Estados Unidos están temporalmente en "pausa" debido a la aparente falta de interés por parte del gobierno salvadoreño en dialogar, dijo el lunes una alta funcionaria estadounidense en el país centroamericano.

"Es imposible pensar que alguien tiene interés en nuestra relación cuando está usando su máquina de los medios pagados para atacar a los Estados Unidos todos los días", expresó la encargada de negocios de Estados Unidos, Jean Manes, en una entrevista televisada, sin nombrar a nadie en particular.

Publicidad

"No hay interés por parte del gobierno (de Bukele) de mejorar la relación con los Estados Unidos", aseguró Manes en rueda de prensa.

Miles de salvadoreños protestaron en contra de las políticas de Nayib Bukele

La diplomática, que llegó a El Salvador en junio, explicó que su puesto interino como encargada de negocios termina esta semana y retomará su cargo como subcomandante del Comando Sur de Estados Unidos sin haber logrado mejorar la situación.

La relación de El Salvador con Estados Unidos entró en tensiones tras la salida de Donald Trump, a quien el presidente Nayib Bukele consideraba "nice and cool" (agradable y genial).

En enero, tras el cambio de gobierno en Washington, el embajador nombrado por el exmandatario Donald Trump dejó el puesto, y fue designado un encargado de negocios a la espera de un nuevo nombramiento. Ese hecho, según había expresado Manes anteriormente, es normal y no tiene relación con la tensa relación.

Reiterando los puntos de discordia que han afectado últimamente a las relaciones bilaterales, Manes precisó la destitución de jueces y del fiscal general en mayo, el cierre de un organismo anticorrupción y la restricción del acceso a la información como preocupaciones de Estados Unidos.

En una entrevista televisiva, Manes afirmó que llegó al país tras el 1 de mayo, cuando asumió una nueva legislatura ampliamente oficialista en el Congreso salvadoreño que removió a los jueces constitucionalistas de la Corte Suprema y al fiscal general, como un "puente" para ver si el país seguiría por un "camino no democrático" o no.

Publicidad

Manes señaló que la referida remoción se dio de una forma "no constitucional”.

Bukele recientemente señaló a Estados Unidos de financiar a las organizaciones humanitarias que a su juicio son "oposición" y días después promovió en la Asamblea Legislativa una ley de agentes extranjeros, criticada a nivel internacional.

La misma, que tiene luz verde para su votación en el Congreso, establece un impuesto del 40 % de la financiación de las ONG y penas de cárcel a quien "ejecute actos que contravengan el orden público, la seguridad nacional o soberanía del Estado, valiéndose para ello de fondos recibidos por mandante extranjero".

El mandatario aseguró en Twitter que su propuesta "es básicamente la misma ley que tienen en Estados Unidos", pero Manes desmintió esto e indicó que "no tiene nada que ver" con la legislación estadounidense.

La diplomática también dijo que "es poco creíble" que esta propuesta busque transparentar los recursos que reciben las ONG y cuestionó el cierre de la Comisión Internacional Contra la Impunidad (Cicies) y la reserva de información pública.

"De parte de la Casa Blanca, del Departamento de Estado ofrecimos un puente y el gobierno decidió no tomarlo y de nuestra parte, tenemos interés de tener la mejor relación con El Salvador", agregó la diplomática quien precisó que se había reunido por última vez con Bukele hace tres semanas.

La diplomática también dijo que el gobierno de El Salvador no está cumpliendo con un tratado de extradición vigente entre ambos países, al negarse a enviar a Estados Unidos a "un listado" de salvadoreños que tienen cuentas pendientes con la justicia de esa nación.

Entre quienes Estados Unidos requiere en extradición, según dijo Manes, figuran pandilleros de la peligrosa Mara Salvatrucha (MS-13).

El puesto de Manes en la embajada quedará en manos de Brendan O'Brien, quien ya lo ocupó a principios de año.

Con información de AFP, EFE y Reuters

Publicidad
Publicidad
Publicidad