Publicidad
Publicidad

Nuestras Historias

OPINIÓN: Piensa que tu carrera profesional es una competencia de atletismo

Hoy las compañías necesitan ejecutivos creativos, ágiles, adaptables y capaces de entender los mercados tan dinámicos en los que vivimos, apunta Jorge Cuevas.

Nota del editor: Jorge Cuevas es corredor de fondo en la vida personal y profesional. En 20 años de carrera le han publicado 11 libros, entre ellos “MARATÓN” (corredor o no el enemigo está en tu cabeza). Se dedica a desarrollar ejecutivos y emprendedores con juegos innovadores que él y su equipo desarrollan. Es un corredor amateur-amateur que ha hecho ya 10 Maratones en diferentes lugares del mundo. Las opiniones en esta columna pertenecen exclusivamente al autor.

(Expansión) - Primer Kilómetro: You'll Never Run Alone

Piensa que tu carrera profesional es una competencia de atletismo. ¿Qué tipo de corredor te consideras? ¿Hacia cuál de los dos extremos tiendes a cargarte?

Lee: Nuevas destrezas que urgen al trabajador (y que no son idiomas ni colaboración)

El primero: ¿Eres un corredor veloz?, explosivo, rápido, intenso con mucho talento, pero que luego le falta regularidad para hacer una carrera constante con los años. Hablamos de una persona que cuando tiene un reto nuevo llega aportando grandes ideas, entusiasmo, pero que con el tiempo se va desinflando.

El segundo: ¿Eres un corredor de fondo?, un profesional, quizá menos explosivo y rápido, pero muy resistente que puede sostener su ritmo durante muchos años hasta ir logrando sus objetivos.

Publicidad

El que escribe (tu servidor) se considera un corredor de fondo, tanto como atleta amateur como en mi rol de escritor y emprendedor.

Por eso, lo que quisiera aportarte en este espacio son tips de maratonista para aplicarlos en tu vida profesional, porque la filosofía de un corredor de largas distancias puede ser clave en tu carrera, ya que en la época de la inmediatez, la capacidad de mantenerse enfocado y constante es un diferenciador cada vez más escaso y por lo mismo muy valioso.

Lee: Por qué América Latina no califica (aún) para empleos del futuro

Efectivamente, hoy las compañías necesitan ejecutivos creativos, ágiles, adaptables y capaces de entender los mercados tan dinámicos en los que vivimos, pero al mismo tiempo se necesita que sean maratonistas; es decir, personas que sepan sobreponerse a los fracasos, no desesperarse, mantener el enfoque, paciencia y constancia para capitalizar los esfuerzos.

Te compartiré un tip al mes para que lo apliques en tu maratón profesional y ahora va el primero: You'll never run alone.

Igual que Harry Potter necesitaba a Ron y Hermione, que Luke Skyrunner a Chewbacca, Han Solo o que Frodo a Sam y la Comunidad del Anillo, nadie hace una carrera exitosa sin amigos, sin una red de apoyo y las redes de apoyo no vienen de la suerte y la casualidad, es algo que como deportistas o ejecutivos debemos sembrar siempre y que cosecharemos cuando menos lo esperamos.

Publicidad

Aparentemente una carrera profesional igual que un maratón, son competencias en las que uno va solo, pero no hay nada más equivocado.

Lee: Estos seis perfiles profesionales tienen los mejores sueldos en México

El maratonista tiene a su entrenador, nutriólogo, fisioterapeuta y un equipo con el que entrena. Tan solo entrenar con otras personas te hace mejorar, incluso, si tienes un amigo con él que compites te obligará a dar lo mejor de ti.

Cuando el maratonista cree que va solo es porque está en la soberbia.

Es lo mismo en tu carrera, no importa si eres un analista, asesor o directivo, siempre necesitarás una red que te ayude a crecer y a lograr los objetivos.

Si tu área tiene un proyecto no solo necesitarás a tu equipo de trabajo, también a gente de otras áreas que va a interactuar y facilitar que las cosas sucedan en todos los niveles de la organización, desde las áreas más glamurosas hasta las infravaloradas, la red de apoyo hará que fluya o se estanque tu proyecto.

Publicidad

Lee: Analista financiero, de las carreras mejor pagadas en México

Lo mismo un maratonista, si uno como deportista amateur no logra el apoyo de su pareja, familia, hijos y amigos, lo que sucede es que tener un trabajo, una familia y ser un maratonista se convierte en una misión imposible.

Entonces ¿cómo puedes sembrar esa red de apoyo en la parte profesional?

1) Agradece: Tómate el tiempo de agradecer cada pequeño apoyo.

Las personas agradecidas siempre son bienvenidas. No te pongas a juzgar la dimensión de la ayuda, tú simplemente agradece (además, es bueno para tu salud física y mental).

Lee: Cambia de empleo en 2019

Publicidad

2) Sé más Giver que Taker: Las personas que están enfocadas en dar, en colaborar y aportar, son más exitosas que las que se concentran en pedir, la paradoja es que quienes están enfocados en entregarse reciben mucho más ayuda de forma espontánea.

3) No seas demandante: No apoyes y ayudes esperando un pago o respuesta, hazlo de forma genuina y el resultado te sorprenderá.

Lee: ¿Contratar sin título? Estas empresas lo hacen

4) Deja la inmediatez, sé paciente: Recuerda que tu carrera es un maratón, lo que siembras en el kilómetro 1 no lo cosechas en el 3, sino en el 30, enfócate en sembrar: agradece, escucha, colabora (y de seguro lo mejor te sorprenderá en los últimos kilómetros de la carrera).

Nos vemos en el próximo kilómetro.

Consulta más información sobre este y otros temas en el canal Opinión

Publicidad
¿Tienes poco tiempo?
Infórmate en menos de cinco minutos de lo más importante del día.

has quedado suscrito al newsletter.

Publicidad
Publicidad