Publicidad
Revista Digital

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

Lo positivo y lo negativo del Tercer Informe de AMLO

Tener un Estado de derecho ayudaría mucho a atraer más inversiones y le daría certidumbre a las empresas que quieren invertir en el país, considera Jorge Sánchez Tello.
vie 03 septiembre 2021 12:06 AM

(Expansión) - La vida es un instante y el tiempo que duran los gobiernos no es eterno, el presidente López Obrador ha dado ya su Tercer Informe de Gobierno. Haré una reflexión sobre lo positivo y lo negativo de los resultados entregados.

Lo positivo

A pesar de que en este tercer año de gobierno se tuvo la mayor caída del PIB desde 1932 con -8.5% por la pandemia, los empleos formales no se vieron tan afectados; de acuerdo con datos del IMSS, el 95% de los empleados del sector privado mantuvo su trabajo.

Publicidad

Es cierto, en México se tienen finanzas públicas estables. Después del considerable e irresponsable aumento de la deuda-PIB durante el gobierno de Peña Nieto, la actual administración ha actuado con prudencia fiscal; a pesar de que muchos analistas los han criticado ha sido una decisión acertada no poner en riesgo la estabilidad macroeconómica con niveles excesivos de deuda pública.

Considero que el presidente López Obrador sigue manteniendo sus buenas intensiones en querer transformar a México al ayudar a los pobres, sobre todo porque un logro ha sido aumentar el salario mínimo; no ha existido tampoco depreciación considerable en el peso. Solo por poner un ejemplo, en el sexenio anterior se pasó de 12.90 a 20. Otro punto a destacar es que se ha respetado la autonomía del Banco de México.

Cuando el presidente menciona que la Bolsa de Valores ha alcanzado niveles récord, si bien es una buena señal, no necesariamente hay una correlación con que la economía ha tenido un buen desempeño. Es buena señal que, en esta crisis económica que México ha sufrido por la pandemia, tengamos un Sistema Financiero fuerte y que no ha ocasionado graves problemas.

Lo negativo

Comprendo la narrativa del presidente y la comparto, todos queremos un país con menos pobres, pero está demostrado que no es con dádivas cuando la gente deja de ser pobre. A pesar de las transferencias y ayudas, hoy se tienen 3.8 millones más de pobres que en 2018 y, como lo señala el Coneval, 35 millones de personas no tienen servicios de salud; son 15 millones más que en 2018, muy criticable esta situación.

Seguimos teniendo bajos niveles de inversión, lo ideal es que se tenga 25% del PIB en inversión pública y privada. Al primer trimestre del 2021 tenemos 19.4, nos hemos recuperado de un mínimo de 17.8%, pero no hemos regresado al nivel prepandemia del 21.5%.

Cambiar las reglas a la inversión está ocasionado que muchos proyectos de inversión privada se encuentren parados. Se necesita dar un fuerte empuje a la inversión y a los proyectos en los que invierten de forma conjunta la iniciativa privada y pública para poder generar más y mejores empleos.

Sigue pendiente el tema de seguridad porque seguimos teniendo un México lleno de violencia, robos e inseguridad.

Publicidad
AMLO: “El dinero que antes se robaban ahora llega a los de abajo” | #EnSegundos

Si bien la narrativa del presidente contra la corrupción le ha funcionado, siguen haciendo falta acciones más contundentes para poder establecer un Estado de derecho en el país. Tener un Estado de derecho ayudaría mucho a atraer más inversiones y le daría certidumbre a las empresas que quieren invertir en el país.

Todos los gobiernos tienen sus logros y críticas, pero el gobierno del presidente López Obrador nos sigue debiendo el combate a la pobreza, en tener un Estado de derecho y en dar certidumbre a la inversión. Al parecer, al presidente se le olvidó la educación porque no menciona que es urgente mejorar la calidad educativa e invertir en investigación.

Le faltan tres años y serán de retos importantes, sobre todo si quiere tener su lugar en la historia, en la que haya sido el presidente que sentó las bases para tener un país más próspero y que respetó y aplicó las leyes que están en la Constitución o que simplemente el cambio que se dio en el 2018 fue para que todo siguiera igual.

Primero los pobres, todos coincidimos con el presidente, pero se debe tener una política económica adecuada para que todos podamos tener un mejor país y sobre todo que la pobreza se combate con inversión y educación de calidad.

Nota del editor: Jorge Sánchez Tello es Director del Programa de Investigación Aplicada de la Fundación de Estudios Financieros – FUNDEF A.C. Centro de Investigación Independiente con sede en el ITAM sobre el Sistema Financiero. Síguelo en LinkedIn y en Twitter. Las opiniones de este artículo son responsabilidad única del autor.

Consulta más información sobre este y otros temas en el canal Opinión

Publicidad
Publicidad
Publicidad