Publicidad

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

La tecnología espacial de la NASA puede cargar autos eléctricos en 5 minutos

Una nueva tecnología financiada por la NASA para futuras misiones espaciales puede cargar un automóvil eléctrico en solo cinco minutos.
lun 10 octubre 2022 07:50 PM
EV charging station for electric car in concept of green energy and eco power
Una nueva tecnología financiada por la NASA para futuras misiones espaciales puede cargar un automóvil eléctrico en solo cinco minutos.

Una nueva tecnología financiada por la NASA para futuras misiones espaciales puede cargar un automóvil eléctrico en solo cinco minutos, allanando el camino para una mayor adopción de dichos vehículos, dijo la agencia espacial de EU.

Investigadores de la Universidad de Purdue, EU, desarrollaron el Experimento de condensación y ebullición de flujo (FBCE) para permitir que se realicen experimentos de transferencia de calor y flujo de fluidos en dos fases en el entorno de microgravedad de larga duración en la Estación Espacial Internacional (ISS).

Publicidad

La nueva técnica de "ebullición de flujo subenfriado" da como resultado una eficacia de transferencia de calor muy mejorada en comparación con otros enfoques y podría usarse para controlar las temperaturas de futuros sistemas en el espacio.

Esta tecnología también puede tener aplicaciones en la Tierra: podría hacer que tener un automóvil eléctrico sea más atractivo, dijeron los investigadores.

Actualmente, los tiempos de carga varían ampliamente, desde 20 minutos en una estación junto a una carretera hasta horas usando una estación de carga en el hogar.

Los largos tiempos de carga y la ubicación del cargador se mencionan como las principales preocupaciones de las personas que están considerando la posibilidad de adquirir un vehículo eléctrico.

Reducir el tiempo de carga de los vehículos eléctricos a cinco minutos, un objetivo de la industria, requerirá que los sistemas de carga proporcionen una corriente de 1,400 amperios.

Actualmente, los cargadores avanzados solo entregan corrientes de hasta 520 amperios, y la mayoría de los cargadores disponibles para los consumidores admiten corrientes de menos de 150 amperios.

Sin embargo, los sistemas de carga que proporcionan 1,400 amperios generarán mucho más calor que los sistemas actuales y requerirán métodos mejorados para controlar la temperatura.

Recientemente, el equipo aplicó la técnica aprendida de los experimentos FBCE de la NASA al proceso de carga de vehículos eléctricos.

Usando esta nueva tecnología, el refrigerante líquido dieléctrico (no conductor de electricidad) se bombea a través del cable de carga, donde captura el calor generado por el conductor de corriente.

La ebullición de flujo subenfriado permite al equipo entregar 4,0 veces la corriente de los cargadores de vehículos eléctricos más rápidos disponibles en el mercado hoy en día al eliminar hasta 24,22 kilovatios de calor, dijeron los investigadores.

 

El cable de carga puede proporcionar 2,400 amperios, mucho más que los 1,400 amperios necesarios para reducir el tiempo necesario para cargar un automóvil eléctrico a cinco minutos.

"La aplicación de esta nueva tecnología resultó en una reducción sin precedentes del tiempo requerido para cargar un vehículo y puede eliminar una de las barreras clave para la adopción mundial de vehículos eléctricos", agregaron los investigadores.

 
Publicidad