OPINIÓN: 5 temas a considerar con impacto en el crecimiento económico de México

La retórica de las elecciones de Estados Unidos en contra de los tratados de libre comercio estaría limitando la inversión extranjera directa al país.
Manufactura nacional  Las economías en el mundo no repuntarán y existe el riesgo de que jalen a la economía de EU a una desaceleración del ritmo de su crecimiento.  (Foto: Simon Barber)
Guillermo Aboumrad / / Director de Estrategias de Mercado Finamex Casa de Bolsa.

Nota del editor: Guillermo Aboumrad es Doctor en Economía por la Universidad de Duke, y tiene una larga carrera en el sistema financiero, habiendo empezado en el Banco de México. Actualmente es director de estrategias de mercado en casa de bolsa Finamex. Las opiniones en esta columna pertenecen exclusivamente al autor.

(Expansión) – El reporte del PIB del segundo trimestre de este año mostró una desaceleración importante en el ritmo de crecimiento de la economía mexicana. Después de crecer 0.8% en el primer trimestre respecto al cuarto de 2015, tuvo un retroceso de (-) 0.3% en el segundo trimestre.

La economía no había caído respecto al trimestre anterior desde el segundo trimestre de 2013. En este contexto, anticipamos que el crecimiento de la economía alcance un avance en el año de 2% respecto al año pasado, y de 2.4% en 2017, niveles por debajo de las expectativas de analistas y autoridades financieras.

Lee: Economía mexicana, con los vientos en contra para 2016

El panorama sigue incierto, pero sin duda, las perspectivas del segundo semestre y de 2017 no son halagadoras. A continuación presentamos los 5 temas más relevantes para la economía mexicana:

1. Disparidad entre el crecimiento económico de Estados Unidos y el resto de las economías desarrolladas. La economía estadounidense se encuentra en un ciclo económico totalmente diferente al del resto del mundo desarrollado, y en consecuencia está más próximo a subir tasas de interés mientras que Europa y Japón siguen estancados, discutiendo relajar más la política monetaria. Esta disparidad ha fortalecido al dólar americano restando competitividad a su sector manufacturero.

De igual manera, la debilidad del resto del mundo ha incidido negativamente en el crecimiento de sus exportaciones. Así, dada la vinculación que existe entre el sector de la manufactura nacional y su contraparte estadounidense, la economía mexicana ha sufrido de esta condición.

Desafortunadamente, no parece que las economías del resto del mundo desarrollado repunten en el futuro próximo, y existe el riesgo que jalen a la economía estadounidense a una desaceleración del ritmo de su crecimiento.

OPINIÓN: México privilegia estabilidad financiera sobre crecimiento económico

2. El fantasma de la inflación ya se asomó en la inflación al consumidor con alzas de precio de la gasolina. Entre julio y agosto la gasolina acumularía un alza de 6%, además de otras presiones ya incorporadas en los precios al productor. Por su parte, los analistas continúan revisando al alza las previsiones para el tipo de cambio, haciendo cada vez más permanente el sentimiento de la depreciación del tipo de cambio lo que animaría a los productores a pasar al consumidor las alzas en costos por los insumos importados.

Finalmente, está la amenaza de los impactos indirectos del alza de precios de la gasolina, ya que la mayoría de las mercancías en este país se transportan por carreteras, además de los servicios de trasporte al consumidor. En este contexto, la mayor inflación pudiera frenar al consumo privado que se ha beneficiado de crecimientos sostenidos en los salarios reales.

¿El aumento a la gasolina es un problema fiscal, una cuestión de impuestos?


3. La respuesta de las autoridades fiscal y monetaria, frente a un escenario externo complicado, tenderían a fortalecer el marco macroeconómico. Mientras que el crecimiento de la economía mexicana se desacelera, el gasto de las familias sigue creciendo lo que aumenta la vulnerabilidad de la economía al aumentar las importaciones netas del país, mismas que se tienen que financiar, es decir, aumenta el déficit en cuenta corriente.

Para reducir la vulnerabilidad de las cuentas externas, el compromiso de las autoridades financieras ha sido restringir la política monetaria con alzas de tasas, y la fiscal con recortes al gasto público para frenar el crecimiento del gasto agregado de la economía y atraer flujos de inversión al país.

Sin duda, no podemos descartar mayor restricción monetaria hacia adelante, en particular por las presiones inflacionarias mencionadas, así como que continúe el proceso de consolidación fiscal en 2017, ya que existe un compromiso de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP) de alcanzar un déficit fiscal de cero en su medida tradicional. Ambas medidas tendrán un impacto negativo pero necesario en el crecimiento económico.

Lee: Los mexicanos, en riesgo de abrir menos la cartera

4. La retórica de las elecciones de Estados Unidos en contra de los tratados de libre comercio estaría limitando la inversión extranjera directa al país. Aunque Donald Trump ha sido más enfático en contra del TLCAN y México, ahora Hillary Clinton con el afán de incluir a los seguidores de Bernie Sanders en su campaña, ha cuestionado también los beneficios de los tratados de libre comercio para la economía de Estados Unidos y en particular para los estados manufactureros.

La incertidumbre que generan dichas declaraciones pudieran frenar, mientras se vislumbra mejor el panorama, la inversión extranjera que viene a México para beneficiarse de la mano de obra barata, cercanía con Estados Unidos y la apertura comercial que tenemos con el mercado de consumo más grande del mundo.

Lee: México, comercio y migración, los 'golpes' de Trump y Clinton en tres rounds

5. La caída en la producción de petróleo de Pemex que pudiera continuar, es considerada por la encuesta de Banxico como el tercer elemento que podría obstaculizar el crecimiento económico de México.

En suma: con base en las consideraciones expuestas, es altamente probable que el consenso de analistas continúe revisando a la baja sus estimados de crecimiento económico. Según la última encuesta de Banxico, los encuestados esperan un crecimiento del PIB de 2.3% para 2016 y de 2.7% para 2017.

Ahora ve
Toto Riina, un sanguinario padrino de la Cosa Nostra, muere a los 87 años
No te pierdas
×