Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

Nuestras Historias

Los ataques en Golfo de Omán, ¿afectan los precios del petróleo? Sí, a la baja

Los mercados respondieron de manera calmada a la agresión contra dos buques petroleros en el Golfo de Omán, lo cual reflejaría un sentimiento bajista.
lun 17 junio 2019 05:00 AM
Golfo de Omán buques petroleros
La situación en Medio Oriente sigue siendo grave, para los precios del petróleo y para el mundo.

NUEVA YORK (CNN)- La respuesta relativamente calmada del mercado petrolero a los alarmantes ataques del jueves contra buques petroleros en el Golfo de Omán es muy reveladora.

Sí, los precios del petróleo estadounidense subieron —inicialmente avanzaron hasta 4.5% antes de retroceder un poco—, pero no se dispararon. Actualmente se ubican en cerca de mínimos de cinco meses a pesar del hecho de que los buques petroleros fueron atacados cerca del Estrecho de Ormuz, el punto más importante para el tránsito de petróleo del planeta.

La reacción relativamente silenciosa muestra lo que realmente está impulsando el mercado petrolero en este momento: las señales de deterioro en la demanda causada por las elevadas tensiones comerciales y la desaceleración del crecimiento económico mundial.

Publicidad

En otras palabras, la guerra comercial en curso está sobrepasando la amenaza de una posible guerra armada, al menos por ahora.

Lee: Irán, ¿culpable de los ataques a buques cisterna?

“El rally no es particularmente impresionante. En otros años, esto sería un movimiento de entre 5% y 10%, dijo Tom Kloza, director global de análisis de energía de Oil Price Information Services.

Incluso considerando el salto del jueves, los precios del petróleo estadounidense siguen en picada. Han colapsado alrededor del 20% desde que alcanzaron los 66.30 dólares por barril a fines de abril. El crudo Brent, el índice de referencia mundial, ha bajado casi en igual medida.

Y esa caída del petróleo aún no se ha filtrado a los precios minoristas de la gasolina, que se mueven con retraso.

“A menos que haya algo realmente dramático que suceda en el Estrecho de Ormuz”, dijo Kloza, “el consumidor verá precios más bajos”.

Publicidad

Los precios minoristas de la gasolina han caído 17 centavos desde el máximo del 2019 a 2.72 dólares por galón, según la AAA. Se espera que se produzcan más descensos.

Los temores de seguridad se elevan

Aún así, la situación en Medio Oriente sigue siendo grave, para los precios del petróleo y para el mundo.

El ataque descarado en el Golfo de Omán se produce en un contexto de intensas tensiones entre Estados Unidos e Irán.

“El riesgo de que la escalada pueda salirse de control no es insignificante”, dijo Jason Bordoff, exasesor de energía del gobierno de Barack Obama, quien ahora dirige el Center on Global Energy Policy de la Universidad de Columbia.

Aproximadamente 22.5 millones de barriles de petróleo pasaron por el Estrecho de Ormuz cada día desde el inicio de 2018, de acuerdo con la firma de análisis de energía Vortexa. Eso equivale a aproximadamente al 24% de la producción diaria mundial de petróleo.

Lee: El auge petrolero de EU hace a un lado a la producción de crudo ¡de la OPEP!

Publicidad

El incidente se produce después de que cuatro buques cisterna fueron atacados el mes pasado frente a las costas de Emiratos Árabes Unidos. Arabia Saudita también reportó ataques con drones el mes pasado en un par de estaciones de bombeo del reino.

“Esto despierta el fantasma de una situación de guerra de buques petroleros”, dijo Helima Croft, exanalista de la Agencia Central de Inteligencia de Estados Unidos (CIA, por sus siglas en inglés), quien ahora es la directora global de estrategia de materias primas de RBC Capital.

La destrucción de la demanda es el enfoque

Pero los precios del petróleo aún no han despegado. De hecho, el crudo ni siquiera se recuperó de la pérdida del 4% que tuvo el miércoles.

“Es bastante notable”, dijo Croft. “Ahora tenemos seis camiones cisterna atacados, otro ataque en el aeropuerto de Arabia Saudita y más sanciones próximas contra Venezuela, y el petróleo aún no puede obtener un alza. Eso simplemente demuestra la fuerza del sentimiento bajista”.

Normalmente, dijo Croft, la combinación de todos esos eventos sugeriría un precio del petróleo Brent cercano a 100 dólares, en lugar de a 62 dólares.

La negatividad está siendo impulsada en parte por un aumento en las reservas petroleras en Estados Unidos, un indicio probable de la débil demanda causada por la desaceleración de la economía mundial y la escalada de la guerra comercial.

Los inventarios de petróleo de Estados Unidos subieron otros 2.2 millones de barriles la semana pasada, lo que los ubica casi 8% por encima del promedio de cinco años para esta época del año, De acuerdo con la Administración de Información de Energía de Estados Unidos (EIA, por sus siglas en inglés).

Lee: Las tensiones comerciales frenan a la economía mundial, advierte el BM

El jueves, la OPEP rebajó ligeramente su perspectiva de demanda mundial de petróleo para 2019, señalando una demanda “lenta” por parte de los países desarrollados.

Crecimiento petrolero estelar en Estados Unidos

Aunque la OPEP había estado bajo presión para aumentar la producción a principios de este mes, ahora se espera que el cártel mantenga la producción estable, o incluso que la reduzca.

El ánimo bajista en el mercado petrolero es notable debido a las recientes interrupciones en el suministro de la OPEP. Las sanciones del gobierno de Trump a Venezuela detuvieron los envíos de crudo de la nación sudamericana a Estados Unidos. Y las exportaciones de petróleo de Irán también han sido marginadas por las sanciones estadounidenses.

Pero esos barriles de la OPEP han sido compensados por una producción increíble en Estados Unidos, liderada por la Cuenca del Pérmico, en el oeste de Texas. La producción estadounidense está en vías de alcanzar un récord de 13.4 millones de barriles por día para fines de 2019, según la firma de investigación Rystad Energy.

¿Subestima el mercado el riesgo en Medio Oriente?

El mercado petrolero aún podría despertarse de su letargo si Estados Unidos y China alcanzan un acuerdo comercial, o si la amenaza de seguridad en Medio Oriente empeora dramáticamente.

Un conflicto directo entre Estados Unidos e Irán, o el cierre del Estrecho de Ormuz, siguen siendo “posibilidades lejanas” debido al temor de Irán a la acción militar estadounidense y a la aversión del gobierno estadounidense a los enredos extranjeros, escribió Paul Sheldon, asesor en jefe geopolítico de S&P Global Platts Analytics, en una nota enviada a CNN Business el jueves.

“Pero el riesgo de error de cálculo en Medio Oriente está aumentando claramente”, escribió Sheldon.

Lee: EU recupera el trono de la producción petrolera

En otras palabras, no es necesario que ambas partes deseen un conflicto para que surja uno.

Croft argumentó que los precios del petróleo “de ninguna manera están reflejando la realidad de la situación en la región”.

“Es posible que estemos en una crisis de seguridad muy, muy grave antes de que el mercado se dé cuenta”, dijo.

¿Tienes poco tiempo?
Infórmate en menos de cinco minutos de lo más importante del día.

¡Falta un paso! Ve a tu email y confirma tu suscripción (recuerda revisar también en spam)

Hubo un error. Por favor intenta más tarde.

Publicidad
Publicidad