Publicidad

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

Nuestras Historias

Exjefe de Goldman Sachs duda sobre los planes de Elizabeth Warren

Lloyd Blankfein dijo temer que la aspirante demócrata a la presidencia de EU pueda buscar un "cambio catastrófico" en la economía estadounidense.
dom 03 noviembre 2019 07:45 AM
Lloyd Blankfein
Lloyd Blankfein, exCEO de Goldman Sachs, está a favor de que las personas millonarias paguen más impuestos.

Matt Egan- Lloyd Blankfein está preocupado de que Elizabeth Warren pueda provocar un cambio radical en la economía de Estados Unidos.

El expresidente ejecutivo de Goldman Sachs dijo a Poppy Harlow de CNN, en una entrevista exclusiva el jueves, que Warren “probablemente piensa más en un cambio catastrófico en el sistema económico en lugar de retoques”.

Eso es más riesgoso, dijo Blankfein, porque el sistema económico de Estados Unidos es la “envidia del mundo”.

Publicidad

Warren ha llamado a dividir Facebook, a establecer un impuesto sobre el patrimonio de los estadounidenses más ricos y a prohibir el fracking.

Blankfein, al hablar en la conferencia CITIZEN by CNN en la Ciudad de Nueva York, también rechazó el argumento reciente del CEO de Salesforce, Marc Benioff, de que el capitalismo tal como lo conocemos ha terminado.

“El capitalismo no está muerto”, dijo Blankfein, quien renunció como CEO de Goldman Sachs el otoño pasado. Pero reconoció que el sistema “tiene que adaptarse”, con el objetivo de hacerlo más justo y prevenir los monopolios.

Lee: La Reserva Federal de EU recorta su tasa de interés y sugiere una pausa

Pagar más en impuestos

Blankfein dijo que algunas de las ideas de Bernie Sanders son buenas y que está abierto a la idea de la “redistribución” de la riqueza al cambiar la estructura fiscal de la nación.

“Tenemos que escuchar lo que dice la gente y responder a eso”, dijo. “Ya sabes, la estabilidad en el mundo no está garantizada. Mira lo que está pasando en Hong Kong”.

Por ejemplo, Blankfein cree que los ricos podrían pagar más en impuestos.

“Me gustaría no pagar impuestos, pero me gustaría vivir en un mundo civilizado donde la gente no venga con antorchas y trinchetes tratando de, ya sabes, matarse unos a otros”, dijo Blankfein. “Estoy muy seguro de que estaría dispuesto a pagar más impuestos si eso pudiera comprar una sociedad más feliz y menos polarizada”.

Tanto Warren como Sanders han respaldado un impuesto sobre la riqueza. Warren ha pedido que se graven las fortunas de más de 50 millones de dólares (mdd) al 2% cada año y las riquezas de más de 1,000 mdd al 3%.

Blankfein dijo que es “difícil imaginar” un impuesto al patrimonio porque sería increíblemente complicado de calcular. Señaló que los impuestos a la riqueza pueden tardar muchos años en ser aprobados.

Aunque Blankfein es un demócrata registrado que apoyó a Hillary Clinton en las elecciones de 2016, su carrera en Wall Street lo ha hecho impopular con el ala liberal del partido. En julio, Sanders incluyó a Blankfein en su lista de “antiapoyos”.

Blankfein dijo que sigue siendo demócrata (“todavía no me han echado”), pero se negó a nombrar a un candidato que respaldaría para 2020.

Publicidad

“Si realmente quisiera perjudicar a un candidato demócrata, le daría todo mi respaldo”, bromeó.

Los aranceles afectan. Pero ¿son necesarios?

Blankfein también opinó sobre la guerra comercial entre Estados Unidos y China.

Lee: "China quiere doblegarnos", dice asesor clave de Trump

Aunque el asesor comercial de la Casa Blanca, Peter Navarro, ha minimizado las afectaciones económicas de la guerra comercial, Blankfein concedió que son reales.

“Por supuesto, los aranceles nos están perjudicando”, dijo Blankfein.

Sin embargo, sugirió que podrían ser una herramienta efectiva para que Estados Unidos convenza a China de jugar limpio en el comercio. Comparó los aranceles con los trabajadores sindicales que deciden ir a huelga.

“¿Se ve perjudicado el sindicato al hacer una huelga en General Motors? Por supuesto que sí”, dijo Blankfein. “Pero confían en el hecho de que quizás GM está saliendo más afectado. ¿De qué otra manera llevas a tu adversario a la mesa de negociaciones?”.

La guerra comercial ha exacerbado la desaceleración económica mundial y ha aumentado el riesgo de una recesión en Estados Unidos.

Pero Blankfein no parece demasiado preocupado de que la expansión económica, que ya es la más larga en la historia de Estados Unidos, llegue a un final repentino.

Aunque bromeó diciendo que él “sentó las bases de la paranoia”, sugirió que la economía podría seguir avanzando, a menos que surja algún tipo de impacto.

No todos los impactos son malos, dijo Blankfein, y señaló que es posible un impacto positivo, como una resolución a la guerra comercial.

“El caso base es que la economía avanza bastante bien, pero nada dura para siempre”, dijo.

Publicidad
¿Tienes poco tiempo?
Infórmate en menos de cinco minutos de lo más importante del día.

¡Falta un paso! Ve a tu email y confirma tu suscripción (recuerda revisar también en spam)

Hubo un error. Por favor intenta más tarde.

Publicidad
Publicidad