Publicidad
Revista Digital

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

¿No tienes Infonavit? No te preocupes, así puedes tener una casa

Además del Infonavit y el Fovissste, existen otras alternativas para acceder a un crédito hipotecario y poder formar tu patrimonio.
lun 22 noviembre 2021 05:49 AM
comprar casa sin infonavit 
Antes de firmar un contrato, compara temas como el CAT, costos notariales y de escrituración, así como el tiempo en que se pagará el crédito.

Comprar casa es una de las inversiones más importantes de tu vida y como toda compra, hay varias opciones para hacerte de una propiedad: entre ellas la de pagarla de contado o a través de un crédito.

Y aunque la banca comercial se vuelve una opción, esta no es viable para todos, ya que los requisitos como comprobar ingresos, tener problemas con el buró de crédito o no contar con historial crediticio o bancario son obstáculos para acceder a un financiamiento hipotecario.

Publicidad

¿Qué opciones tengo para un crédito hipotecario?

Para todos aquellos que no cotizan en el Infonavit o el Fovissste y tampoco son sujetos de crédito de los bancos, hay otras alternativas para acceder a un financiamiento para la compra de una casa.

Para quien busca acceder a un crédito hipotecario están las siguientes opciones:

1. Sofom: Las Sociedades Financieras de Objeto Múltiple son una buena opción para quien no tiene un buen historial de crédito o los ingresos no son tan comprobables para que la banca tradicional los acepte.

Una alternativa en este caso es ION, Sofom enfocada en créditos puente, pero también tiene una división de créditos hipotecarios y buscan mucho atender a la economía informar, señalaron Bernardo Silva, CEO de Yave.mx; y Bernardo Torre, director de planeación estratégica de Promo Habitat.

2. Sofoles: Las Sociedades Financieras de Objeto Limitado pueden otorgar créditos sin comprobar ingresos. Sin embargo, esto hace que la tasa de interés sea mayor.

3. Autofinanciamiento: Este tipo de esquemas funciona a través de depósitos de una cantidad determinada durante un periodo de prueba –alrededor de 18 meses- para comprobar que se tiene la capacidad de pagar una mensualidad durante un tiempo más largo.

El monto que se acumula, entra a una bolsa y se utiliza para pagar el enganche de la casa. HIR Casa y Su casa exprés son alternativas que operan bajo este esquema.

4. Híbrido: En este grupo operan financieras más flexibles que la banca tradicional y que Infonavit y Fovissste, pero no corren tanto riesgo como las de las opciones antes señaladas.

En esta opción entra Yave.mx. “Operamos como un bicho raro que es más flexible, pero no tan caro como estas otras opciones”, señaló Bernardo Silva.

5. Sociedad Hipotecaria Federal: La SHP también ofrece créditos para la adquisición de vivienda. Entre su oferta está el financiamiento para autoproducción asistida o para pequeños proyectos, micro financiamiento de vivienda; financiamiento para remodelar una vivienda en renta y para la adquisición de vivienda, explicó Bernardo Torre, director de planeación estratégica de Promo Habitat, empresa especializada a la gestión de créditos hipotecarios.

6. Conavi: La Comisión Nacional de Vivienda también ofrece créditos hipotecarios y, adicionalmente puede otorgar subsidios.

“Lo que te pide es que tengas un ahorro, por medio de una subcuenta de vivienda y te piden un ahorro adicional para que te puedan subsidiar. Te piden tener ingresos menores o iguales a 11,000 pesos y aplica para inmuebles con un costo menor a 444,083 pesos”, explicó Torres. Los subsidios que otorga la Conavi rondan los 100,000 pesos, agregó Guillermo Simonini, CEO de Wiggot.

De acuerdo al Inegi, el 60.7% de la sociedad cuenta con un ingreso promedio de 6,403 pesos, destacó Bernardo Torre.

7. Habitat México: Sociedad civil sin fines de lucro promueve el otorgamiento de créditos.

8. Constructoras: Algunas constructoras otorgan créditos directamente, con una tasa de interés competitivo, coincidieron Torre y Simonini.

“Cuanto más alto el enganche, menor es la tasa de interés y es menor el monto que se tiene que pagar en el tiempo”, refirió el CEO de Wiggot, sitio especializado para profesionales inmobiliarios.

Publicidad

“Ahorita está de moda el tema de los terrenos en los estados de la República, donde sin comprobar ingresos y sin buró de crédito para un terreno, y después construir tu casa”, apuntó Barranco.

9. Programas bancarios: BBVA y Santander cuentan con un programa que, luego de realizar un estudio socioeconómico, otorgan créditos hipotecarios, señaló Bernardo Torre, de Promo Habitat.

10. Programas gubernamentales: Estos programas, ya sean federales o locales, están destinados a un sector específico de la población. Los requisitos dependerán de la población que se busque beneficiar.

Comprobación de ingresos

Para las personas que no pueden comprobar ingresos vía recibos de nómina o estados de cuenta. Es posible cumplir con este requisito a través de otros mecanismos.

“Con Ion financiera en algún momento tramitamos un crédito donde, literalmente, con comandas tramitamos un crédito”, recordó Bernardo Torre.

¿Qué debo tomar en cuenta?

Aunque son varios los aspectos a considerar antes de firmar con una financiera es importante tomar en cuenta la tasa de interés que se pagará durante el tiempo que se contrate y si es tasa fija o no.

La tasa de interés que cobran los bancos y Yave.mx ronda entre el 8% y 10%, mientras que Infonavit y Fovissste cobran, dependiendo del ingreso del trabajador, entre el 1.91% y el 10.5%. Alternativas como HIR Casa e Ion manejan tasas de interés entre el 16 y 20%, señaló Bernardo Silva.

Entre las recomendaciones que hacen los expertos está el pedir las tablas de pago –amortización- para saber cuánto se va a pagar durante la vida del crédito y, así, comparar. También debes revisar el costo anual total (CAT) para saber todo lo que se va a pagar –seguros y comisiones principalmente-, siempre considerando que las mensualidades sean de entre el 30% y 35% del ingreso total; el 50% como máximo, recomendó Guillermo Simonini.

Además, señaló Bernardo Torre, se deben considerar gastos notariales, los cuales rondan entre el 5% y el 8% del valor del inmueble o los avalúos y los gastos de escrituración.

Aunque los créditos incluyen un seguro de desempleo, que pueden cubrir hasta seis meses sin empleo, “yo recomendaría tener un ahorro de seis meses más para afrontar un desempleo más prolongado”, señaló Simonini.

Algo que puede resultar obvio, y por lo mismo suele pasar desapercibido, que la propiedad que vas a comprar te encanta, que se adapte a tus necesidades, que obtengas el mejor precio posible y asegurarse que se puede pagar el crédito, de lo contrario, vas a perder la casa y el dinero que ya pagaste.

Además de comparar, recomendó Bernardo Torre, las instituciones financieras ofrecen promociones en las que, por ejemplo, reducen gastos notariales, no cobran el avalúo ni la comisión por apertura.

“Si pueden tener una copia de la escritura simple antes de firmar y que vean las condiciones que les están dando, sería muy importante”, recomendó Torre.

Si es posible, sugirió Simonini, de Wiggot, es bueno buscar la ayuda de un asesor hipotecario, profesional del sector que ayuda a conseguir la hipoteca que mejor se adapte a las necesidades del cliente.

Publicidad
¿Quieres saber cómo cuidar tu dinero?
Recibe nuestro contenido sobre ahorro, gasto e inversión en un correo semanal.

¡Falta un paso! Ve a tu email y confirma tu suscripción (recuerda revisar también en spam)

Ha ocurrido un error, por favor inténtalo más tarde

Publicidad