Publicidad

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

¿Por qué está fuerte el peso?

El peso es una de las monedas de los países emergentes que mejor desempeño han tenido en lo que va del año, conoce acá las razones detrás de su fortaleza.
mié 01 junio 2022 02:30 PM
(Detalle de billete mexicano)
En lo que va del año, el peso se ha apreciado 4%.

La inflación, en México y en todo el mundo, está por los cielos, el mercado de acciones se encuentra en un momento bajista y las previsiones de que la economía mejore no son alentadoras; sin embargo y en medio de la volatilidad y el nerviosismo de los inversionistas el peso es una de las monedas de los mercados emergentes con mejor desempeño en el año.

La apreciación de 4% que ha tenido la moneda mexicana en los primeros 5 meses del año llama la atención sobretodo considerando que el índice dólar, que mide el desempeño del billete verde frente a una cesta de divisas, ha repuntado 7% en el mismo periodo y ha alcanzado niveles no vistos desde 2016. Entonces ¿qué es lo que ha hecho que el peso se fortalezca?

Publicidad

¿Por qué está fuerte el peso mexicano?

El mercado de divisas funciona igual que cualquier otro: oferta y demanda, y los precios de una moneda están establecidos en función de otra, por ejemplo peso-dólar, entre más se acerque el peso a la paridad uno a uno con el dólar (o sea que un peso sea equivalente a un dólar), más fuerte se supone que es.

En medio de escenarios como los que atravesamos, los inversionistas suelen acudir al dólar, que es considerada una moneda de refugio. Igual que cualquier otro producto, un aumento de su demanda hace que suba su precio y la mayoría de las ocasiones, cuando el dólar sube, el peso baja; sin embargo hay factores que han ayudado al peso a pasar de las 20.5 unidades por dólar en diciembre a 19.7 en mayo.

Son dos los pilares que mantienen al peso fuerte: la tasa de Banxico y las exportaciones y remesas.

Para controlar la inflación en México (que está en 7.7%, la más alta en 20 años) Banxico comenzó a aumentar su tasa de referencia hasta 7%, su mayor nivel desde marzo de 2020. La Reserva Federal, que es el banco central de Estados Unidos, hizo lo mismo, pero su tasa es de apenas entre 0.75% y 1.0%.

El diferencial entre ambas tasas (spread) -que es de 600 puntos- es un atractivo para los inversionistas que buscan ganar con una vieja estrategia llamada carry trade, la cual consiste en pedir dinero prestado en países con bajas tasas, así se paga menos por la deuda, y luego invertirlo en los países con tasas altas. La diferencia entre las tasas es lo que gana el inversionista.

México, al tener instrumentos de deuda que dan mayores rendimientos frente los de otros países, se vuelve más atractivo para los inversionistas, que invierten en estos instrumentos denominados en pesos, aumentando su demanda y haciendo que la moneda se aprecie.

Exportaciones y remesas también favorecen a la apreciación del peso, de acuerdo con Gabriela Siller, directora de análisis Económico-Financiero de Banco Base estos dos conceptos “superan de forma significativa los flujos de salida por concepto de inversión de cartera”. Tan solo en abril, la entrada de remesas registró un nuevo récord al sumar 4,718 millones de dólares, la cifra más alta desde diciembre del año pasado.

 

¿Qué sigue para el peso?

Siller señala que la apreciación del peso ha llevado a la moneda “cerca de su nivel de equilibrio de 19.45 de acuerdo con la paridad de poder adquisitivo”, por lo que descarta una mayor apreciación.

Esto está en línea con lo que esperan otros analistas y de hecho se pronostica que la moneda irá perdiendo fuerza. De acuerdo con la última encuesta (mayo) que realiza Citibanamex entre más de 30 instituciones privadas, el consenso estima que el peso cerrará el año en 21.05 unidades por dólar.

Con esto en mente, los comentarios de Siller son atinados, pues señala que los niveles actuales del peso “son adecuados para la compra de dólares y la toma de coberturas”.

 
Publicidad
Publicidad