Publicidad
Revista Digital

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

¿Qué es el síndrome de Guillain-Barré y qué síntomas tiene?

Hasta el momento, solo se ha presentado en 0.0007% de quienes recibieron una dosis y el vínculo con las vacunas de Johnson & Johnson y AstraZeneca aún no ha sido confirmado.
mar 13 julio 2021 12:23 PM
¿Qué es el síndrome de Guillain-Barré? La vacuna de Johnson & Johnson vuelve a ser cuestionada, ahora por su posible vínculo con este trastorno. De acuerdo con la Administración Federal de Alimentos y medicamentos de Estados Unidos (FDA), al menos 100 personas que recibieron esta inyección fueron diagnosticadas después con este trastorno. Una de ellas murió.
Se detectaron 100 posibles casos del síndrome de Guillain-Barré entre los 12.8 millones de personas que han recibido la vacuna de Janssen en Estados Unidos, es decir, que afectó al 0.0007 % del total.

La vacuna de Johnson & Johnson vuelve a ser cuestionada. Ahora es por su posible vínculo con el síndrome de Guillain-Barré. De acuerdo con la Administración Federal de Alimentos y medicamentos de Estados Unidos (FDA), al menos 100 personas que recibieron esta inyección fueron diagnosticadas después con este trastorno. Una de ellas murió.

Sin embargo, la proporción de personas vacunadas que desarrollan el síndrome es mínimo. Además, ni las autoridades estadounidenses ni las europeas han podido confirmar el vínculo entre las vacunas y el padecimiento.

A continuación te presentamos la información que debes conocer sobre esta enfermedad.

Publicidad

¿Qué es el síndrome de Guillain-Barré y cuáles son sus síntomas?

Se trata de un trastorno poco frecuente en el que el sistema inmunitario del organismo ataca a una parte del sistema nervioso periférico. Causa debilidad muscular y a veces parálisis. La mayoría de los pacientes se recuperan totalmente, pero otras padecen daños en el sistema nervioso a largo plazo.

Es una afección rara. Si bien pueden verse afectadas personas de todas las edades, es más frecuente en adultos y en el sexo masculino.

De acuerdo con la Organización Mundial de la Salud (OMS), los principales síntomas de este síndrome son los siguientes:

•Los primeros síntomas consisten en debilidad u hormigueo, que suelen empezar en las piernas y pueden extenderse a los brazos y la cara.
•En algunos casos se puede producir parálisis de las piernas, los brazos o los músculos faciales.
•En el 20% a 30% de los casos se ven afectados los músculos torácicos, con lo que se dificulta la respiración.

Otros síntomas y signos claros del Síndrome de Guillain-Barré son, según la Biblioteca Nacional de Medicina de Estados Unidos, los siguientes:

•Pérdida de reflejos tendinosos en brazos y piernas
•Entumecimiento
•Dolor o sensibilidad muscular, un dolor parecido a un calambre
•Movimiento descoordinado
•Presión arterial baja o control deficiente de la presión arterial
•Frecuencia cardíaca anormal
•Visión borrosa y visión doble
•Torpeza y caídas
•Contracciones musculares
•Palpitaciones

Publicidad

La Biblioteca Nacional de Medicina de Estados Unidos recomienda buscar ayuda médica inmediata si se presenta alguno de los siguientes síntomas:

•Ausencia temporal de la respiración
•No se puede respirar profundamente
•Dificultad respiratoria
•Dificultad para tragar
•Dificultad para hablar
•Babeo
•Desmayo
•Sentirse mareado al pararse

Europa alcanza el 70% de su población vacunada contra el COVID-19

Síndrome de Guillain-Barré y las vacunas Johnson & Johnson y AstraZeneca

El viernes 9 de julio, la Agencia Europea de Medicamentos (EMA) dijo que aunque “no confirma ni descarta de momento” un posible vínculo entre la vacuna de AstraZeneca y el síndrome de de Guillain-Barré, advirtió a los trabajadores sanitarios y a los pacientes estar alerta a los signos para un diagnóstico y tratamiento temprano.

El comité de seguridad (PRAC) recomendó un cambio en la información del producto de AstraZeneca (Vaxzevria) para incluir una advertencia al respecto.

En Estados Unidos, la FDA indicó el lunes que incluirá información sobre un "aumento del riesgo" de contraer el síndrome de Guillain-Barré dentro de sus advertencias de la vacuna de Johnson & Johnson.

La decisión llega después de que se detectaran 100 posibles casos del síndrome entre los 12.8 millones de personas que han recibido la vacuna de Janssen en Estados Unidos, es decir, que afectó al 0.0007 % del total.

Según la FDA, el 95% de los casos fueron serios y los pacientes tuvieron que ser hospitalizados. Uno de ellos falleció.

Publicidad

Si bien la FDA trabaja con los Centros para el Control y Prevención de Enfermedades (CDC) en el monitoreo de la seguridad de las vacunas, "continúa considerando que los beneficios conocidos y potenciales superan claramente los riesgos", dijeron las fuentes.

¿Se puede contagiar?

Las causas exactas del síndrome de Guillain-Barré se desconocen. “La mayoría de los casos de Síndrome de Guillain-Barré tienden a ocurrir sin causa aparente y los ‘grupos’ reales de casos de Síndrome de Guillain-Barré son muy poco usuales”, señalan los CDC de Estados Unidos.

Sin embargo, dos tercios de los pacientes aseguran haber tenido síntomas de infección en las seis semanas anteriores. Estas pueden ser infecciones respiratorias o gastrointestinales, o el virus de Zika.

La infección por la bacteria Campylobacter jejuni es uno de los factores de riesgo más comunes para el síndrome.

En los países afectados por casos de infección por el virus de Zika se ha describió un aumento imprevisto de los casos de síndrome de Guillain-Barré. De acuerdo con los datos existentes, la explicación más probable es que la infección por el virus de Zika sea un desencadenante del síndrome.

No es la primera vez que una vacuna se asocia a la aparición del síndrome de Guillain-Barré. También se han registrado casos de COVID-19 entre las personas que se vacunaron contra la influenza y el herpes zoster.

Publicidad

¿Cuánto tiempo dura la enfermedad de Guillain-Barré?

De acuerdo con la OMS, los síntomas de Guillain-Barré suelen durar pocas semanas y la mayoría de los casos se recuperan sin complicaciones neurológicas graves a largo plazo.

Consecuencias y secuelas del síndrome de Guillain-Barré

El síndrome de Guillain-Barré afecta los nervios. Como los nervios controlan los movimientos y las funciones corporales, las personas con síndrome de Guillain-Barré pueden presentar:

•Dificultades para respirar. La debilidad o la parálisis pueden propagarse a los músculos que controlan la respiración, una complicación potencialmente mortal. Hasta el 22% de las personas con síndrome de Guillain-Barré necesita ayuda temporal de una máquina para respirar durante la primera semana cuando son hospitalizados para el tratamiento.
•Entumecimiento remanente u otras sensaciones. La mayoría de las personas con síndrome de Guillain-Barré se recuperan por completo o solo quedan con un entumecimiento, un hormigueo o una debilidad residual sin importancia.
•Problemas cardíacos y de presión arterial. Las fluctuaciones en la presión arterial y los ritmos cardíacos irregulares (arritmias cardíacas) son efectos secundarios comunes del síndrome de Guillain-Barré.
•Dolor. Un tercio de las personas con síndrome de Guillain-Barré experimenta un fuerte dolor en los nervios, que puede aliviarse con medicación.

•Problemas intestinales y vesicales. El síndrome de Guillain-Barré puede provocar síndrome de intestino perezoso y retención urinaria.
Coágulos sanguíneos. Las personas inmovilizadas por el síndrome de Guillain-Barré tienen riesgo de desarrollar coágulos de sangre. Hasta que puedas caminar de manera independiente, puede ser recomendable tomar anticoagulantes y usar medias de compresión.
Llagas por presión. Estar inmóvil también aumenta el riesgo de que se formen úlceras de decúbito (llagas por presión). El cambio frecuente de posición puede ayudarte a evitar este problema.
Recaída. Del 2 % al 5 % de las personas con síndrome de Guillain-Barré experimentan una recaída.

Aunque son raros, también hay casos de muerte por complicaciones del síndrome por dificultad respiratoria y ataques cardiacos.

Diagnóstico, recuperación y tratamientos

El diagnóstico se basa en los síntomas y los resultados del examen neurológico, en particular una atenuación o pérdida de los reflejos tendinosos profundos, indica la OMS. Como examen complementario se puede hacer una punción lumbar, aunque su realización no debe retrasar el tratamiento.

Otras pruebas para identificar el desencadenante, como los análisis de sangre, no son necesarias para el diagnóstico del síndrome.

Aún no hay una cura para el síndrome de Guillain-Barré. El tratamiento tiene como objetivo reducir los síntomas, tratar las complicaciones y acelerar la recuperación. Como se mencionó antes, el síndrome puede ser mortal, por lo que los pacientes deben estar hospitalizados para que estén vigilados.

Las medidas de apoyo incluyen el monitoreo de la respiración, la actividad cardiaca y la tensión arterial. Los pacientes con dificultad para respirar suelen necesitar ventilación asistida y deben recibir vigilancia para detectar complicaciones como arritmias, infecciones, trombosis e hipertensión o hipotensión.

Al tratarse de una enfermedad autoinmune, en la fase aguda suele tratarse con inmunoterapia, como inmunoglobulinas intravenosas o plasmaféresis para eliminar los autoanticuerpos. Generalmente, los mayores beneficios se obtienen cuando la inmunoterapia se inicia 7 a 14 días después de la aparición de los síntomas.

En caso de persistencia de la debilidad muscular tras la fase aguda de la enfermedad, los pacientes pueden necesitar rehabilitación para fortalecer la musculatura y restaurar el movimiento.

Con información de AFP y EFE

Publicidad
Publicidad