Publicidad

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

¿Qué está pasando con los gasoductos Nord Stream? Esto es lo que sabemos

Los ductos que conectan a Rusia con Alemania han presentando cuatro fugas. Bruselas investiga las causas de las fugas, mientras que Moscú acusa a Washington por “terrorismo de Estado”.
jue 29 septiembre 2022 04:23 PM
Se ve una fuga de gas de Nord stream 1 en la zona económica sueca en el Mar Báltico en esta imagen tomada desde el avión de la Guardia Costera Sueca el 28 de septiembre de 2022.
Estas fugas están provocando burbujeos de varios metros de largo en la superficie del mar que hacen imposible la inspección inmediata de los conductos, según los responsables de los países afectados.

Rusia afirmó el jueves que las fugas que arrojan gas al mar Báltico desde los gasoductos que van a Alemania parecen ser el resultado de "terrorismo" patrocinado por el Estado, mientras un responsable de la UE dijo que el incidente había cambiado fundamentalmente la naturaleza del conflicto en Ucrania.

La Unión Europea está investigando la causa de las fugas en los gasoductos Nord Stream 1 y 2, dirigidos por Gazprom, y ha dicho que sospecha que un sabotaje estuvo detrás de los daños en las costas de Dinamarca y Suecia.

Publicidad

Cuatro días después de que se detectaron por primera vez las fugas, sigue sin estar claro quién pudo haber estado detrás de cualquier ataque a los oleoductos que Rusia y sus socios europeos construyeron con un costo de miles de millones de dólares.

Esto es lo que sabemos

¿Dónde están las fugas?

A principios de semana se comunicaron tres fugas, dos en Dinamarca y una en Suecia, después de dos supuestas explosiones en la mañana y la tarde del lunes cerca de Bornholm.

Rusos huyen de su país para evitar ser enviados a la guerra con Ucrania

La Guarda Costera de Suecia dijo el jueves que existen en total cuatro fugas en los gasoductos, dos en su zona económica exclusiva y otras dos en la de Dinamarca, todas ellas en aguas internacionales.

Los gasoductos, operados por un consorcio controlado por el gigante ruso Gazprom, no están operativos debido a la guerra en Ucrania, pero todavía están llenos de gas.

Institutos sismológicos indicaron el martes que habían registrado "con toda probabilidad" explosiones en la zona antes de la detección de las fugas.

Estas fugas están provocando burbujeos de varios metros de largo en la superficie del mar que hacen imposible la inspección inmediata de los conductos, según los responsables de los países afectados.

Las autoridades danesas aseguraron que los escapes continuarán hasta que se agote el gas de los ductos, algo que debería ocurrir el domingo.

 

Es probable que las fugas del gasoducto Nord Stream 1 se detengan el lunes, dijo el operador del gasoducto a Reuters.

Pero el portavoz de Nord Stream dijo que no era posible hacer ninguna previsión sobre el futuro funcionamiento del gasoducto hasta que se hayan evaluado los daños

¿Qué dice Rusia?

El servicio de seguridad de Rusia lanzó una investigación de "terrorismo internacional" sobre las fugas y dijo que estas habían provocado "un daño económico significativo" para el país.

"Esto parece un acto de terrorismo, posiblemente a nivel estatal", dijo el portavoz del Kremlin, Dmitri Peskov, añadiendo: "Es muy difícil imaginar que un acto de terrorismo de este tipo haya podido ocurrir sin la participación de algún tipo de Estado”.

Rusia también dijo que Estados Unidos saldría beneficiado, en una guerra de palabras con Occidente sobre quién fue el responsable. Moscú había dicho antes que las filtraciones se produjeron en un territorio que está "totalmente bajo el control" de las agencias de inteligencia estadounidenses.

La portavoz del Ministerio de Asuntos Exteriores ruso, María Zajárova, dijo en una rueda de prensa que Washington podría aumentar sus ventas de gas natural licuado (GNL) si los gasoductos quedaban fuera de servicio.

Estados Unidos ha calificado estas acusaciones de “ridículas”.

 

El canal de noticias estadounidense CNN, citando tres fuentes, informó que responsables de seguridad europeos habían observado barcos y submarinos de apoyo de la armada rusa no muy lejos de las filtraciones.

Cuando se le pidió que comentara la información de CNN, Peskov dijo que la presencia de la OTAN en la zona había sido mucho mayor.

Zajárova pidió que la investigación de la UE sea "objetiva" y dijo que Washington tendría que "dar explicaciones", en referencia al comentario del presidente de Estados Unidos, Joe Biden, en febrero de que, si Rusia enviaba tropas a Ucrania, "ya no habrá Nord Stream 2".

Biden se refería a las posibles sanciones al nuevo gasoducto, que se terminó de construir antes de que Moscú enviara sus fuerzas a Ucrania, pero que nunca llegó a ponerse en servicio.

La Unión Europea investiga

Los líderes de la UE discutirán las ramificaciones de los daños la próxima semana en una cumbre en Praga, dijo un responsable de la UE.

"Hay que proteger las infraestructuras estratégicas de toda la UE", dijo el responsable de la UE en Bruselas.

"Esto cambia fundamentalmente la naturaleza del conflicto tal y como lo hemos visto hasta ahora, al igual que la movilización (...) y la posible anexión", dijo el responsable de la UE, refiriéndose a la movilización por parte de Rusia de más tropas para la guerra y a las expectativas de que el presidente Vladimir Putin anexione regiones ucranianas.

 

La guerra de Rusia con Ucrania y el consiguiente enfrentamiento energético entre Moscú y Europa, que ha dejado a la UE luchando por encontrar suministros de gas alternativos, dominarán la cumbre de la UE del 7 de octubre.

La Unión Europea advirtió el miércoles de una "respuesta contundente y unida" en caso de que haya más ataques y subrayó la necesidad de proteger sus infraestructuras energéticas, pero los responsables de la UE han evitado señalar directamente a los posibles autores.

La próxima semana, los líderes de la UE debatirán un octavo paquete de sanciones a Rusia que ha propuesto la jefa de la Comisión Europea, Ursula von der Leyen, que incluye restricciones comerciales más estrictas, más listas negras y un límite al precio del petróleo para terceros países.

El responsable de la UE dijo que esperaba que el bloque de los 27 acuerde partes del paquete de sanciones antes de la cumbre, como la inclusión de más personas en la lista negra y algunas de las restricciones comerciales en relación con el acero y la tecnología.

Otros temas, como la limitación del precio del petróleo o la sanción a los bancos, podrían no estar resueltos antes de la cumbre, añadió.

Los Estados de la UE necesitan unanimidad para imponer sanciones y el primer ministro húngaro, Viktor Orban, se ha mostrado muy crítico, diciendo que las sanciones han sido "contraproducentes", haciendo subir los precios de la energía y asestando un golpe a las economías europeas.

Daños medioambientales

Un navío de los guardacostas suecos especializado en la descontaminación se encuentra en el sector con un vehículo submarino teledirigido. También fueron desplegados barcos daneses.

"Según la tripulación, el flujo de gas visible en superficie sigue siendo constante", afirmaron las autoridades suecas.

Fatih Birol, director ejecutivo de la Agencia Internacional de la Energía, dijo en un simposio en París que para él era "muy obvio" quién estaba detrás de los incidentes.

También señaló que la escasez de gas natural debido a la guerra en Ucrania podría provocar un invierno duro en Europa.

"En ausencia de una sorpresa negativa mayor, creo que Europa, en cuestión de gas natural, puede sobrevivir este invierno. Con muchos moratones en nuestros cuerpos en cuanto a precios y aspectos económicos y sociales, pero podemos superarlo", afirmó.

De acuerdo con grupos medioambientales, los gasoductos Nord Stream 1 y 2 contenían alrededor de 350,000 toneladas de gas natural-metano.

Greenpeace aseguró que las fugas pueden liberar casi 30 millones de toneladas dióxido de carbono, lo que equivale a dos tercios de las emisiones anuales de Dinamarca.

"Si fue deliberado, es un crimen ecológico" declaró Jeffrey Kargel, del Planetary Research Institute de Arizona. "Pero si bien la cantidad de gas proveniente del ducto es importante, no es el desastre climático que se podría temer", añade.

El gas natural está compuesto principalmente de metano, cuyo efecto de gas invernadero es 28 veces más importante que el de CO2 a 100 años vista.

Está considerado como el responsable de un tercio del calentamiento del planeta. Pero su duración en la atmósfera es relativamente corta, unos diez años, en lugar de las décadas o centenares de años en el caso del CO2.

Al entrar en contacto con el agua, una parte de ese metano se oxidará y se transformará en CO2, explica Grant Allen, profesor de Física Atmósferica de la universidad británica de Manchester. "Pero teniendo en cuenta la potencia de la fuga, la mayoría del gas llegará a la superficie en forma de metano", advierte.

Con información de AFP y Reuters

Publicidad
Publicidad