Publicidad

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

Nuestras Historias

La absurda inequidad para las mujeres en el trabajo

La capacidad de trabajo de las mujeres es impresionante, su empatía con los demás, su visión de las cosas, responsabilidad, inteligencia, ganas de luchar y salir adelante, dice Mauricio Hubard.
mié 08 enero 2020 12:00 PM
ejecutiva-mujer.JPG
Es necesario saber trabajar en conjunto hombres y mujeres, dice Mauricio Hubard.

(Expansión) - Escribo este articulo inspirado en un tuit de @ginadiezbarroso en el que escribió: “Es curioso y a la vez humillante que algunos líderes de empresas que no tienen mujeres en puestos de decisión creen que tendrían que bajar la barra para tenerlas, cuando datos duros de @McKensey muestran lo contrario. Diversidad genera desarrollo @daliaEmpower”.

Es increíble que en la época en que vivimos se siga dando esta inequidad entre los puestos ocupados por hombres y mujeres, un absurdo que se viene arrastrando de tantos años, pero que hoy es más que nunca inaceptable.

Publicidad

Antes que entrar al tema específico del trabajo, partamos de la base, todos nacimos de una mujer y nuestras madres son una de las figuras más importantes a lo largo de nuestras vidas, para los mexicanos la peor agresión es la “mentada de madre”; y en el camino de nuestra vida, los hombres vivimos rodeados de mujeres, sin las que no podríamos vivir y/o entender nuestra vida.

La capacidad de liderazgo de las mujeres es increíble, en la familia, en la sociedad, en los ámbitos laborales; hay muchísimos ejemplos en México y el mundo, históricamente y, sobre todo, en la actualidad. Cada día más mujeres guiando de forma positiva cambios en los diferentes ámbitos de la vida diaria.

En las empresas, la participación de las mujeres enriquece de una forma sumamente positiva los equipos de trabajo, desde Consejos de Administración hasta cualquier puesto en la estructura de la compañía, su capacidad de trabajo es impresionante, su empatía con los demás, su visión de las cosas, responsabilidad, inteligencia, ganas de luchar y salir adelante, etcétera; sin duda las mujeres enriquecen a cualquier organización.

Cada día hay más mujeres en puestos de liderazgo y con resultados admirables, en Consejos de Administración, CEOs de empresas, directoras de área, de instituciones diversas, que tienen un dinamismo increíble, capacidad de formar equipos y llevarlos a obtener excelentes resultados; sin embargo, hace falta más equidad.

Publicidad

He tenido la fortuna de trabajar con mujeres de las que les he aprendido mucho en lo personal, profesional y social, han enriquecido mi formación, mujeres a quienes admiro y valoro en toda plenitud.

Yo veo una generación de mujeres cada día más empoderadas, con mayor presencia en los diferentes sectores de la sociedad, no solo de las empresas y eso es algo increíble, van a cambiar esa miopía social y empresaria que se tiene, ya hay resultados muy claros sobre esto.

La revista Time acaba de nombrar como “Persona del año” a Greta Thunberg , y de forma muy merecida, hace pocos años, Malala ocupó este lugar; ambas muy jóvenes y muy merecidamente.

Es un hecho que, en las universidades cada día es más parejo el número de hombres y mujeres estudiando y trabajando al mismo tiempo; hoy la carrera de Medicina tiene un número similar entre hombres y mujeres que se gradúan y ejercen, lo que hace algunos años era diferente.

Tengo tres hijas, cada una es una guerrera apasionada de lo que hace, de la igualdad de género, ninguna siente o tiene la más mínima diferencia en las posibilidades de lograr en su vida lo que se propongan entre ellas y sus hermanos o amigos; estoy seguro que cada una va a saber encontrar su lugar y desarrollarse plenamente, no tengo ninguna preocupación por ellas en el tema de que se les bloquee por ser mujeres, cada una sabe demostrar lo que vale; ese es el empoderamiento que veo en las mujeres; mi esposa en su trabajo ha tenido la capacidad de destacar y demostrar valientemente que las mujeres logran lo que se proponen.

Publicidad

En las empresas, hospitales, gobierno, organizaciones sociales, escuelas, etcétera, los hombres que han crecido con esta miopía deben cuidarse; esa miopía los hace menos competitivos e incluso esforzarse menos, están en desventaja ante lo que viene: generaciones de mujeres con gran preparación, competitivas y seguras de ellas mismas.

Por supuesto que no digo que los hombres de estas generaciones no vengan igualmente preparados, lo que es necesario es saber trabajar en conjunto mujeres y hombres, reconociendo a cada uno su valor, cualidades y en alianza lograr cada día un mejor México.

Regresando al comentario de Gina Diez Barroso, quien es una incansable promotora de las mujeres, de la educación, del emprendimiento, yo agregaría que, en las empresas que caen en el caso que menciona, están perdiendo una gran oportunidad de lograr fortalecer sus estructuras, de ser más competitivas, rentables y ampliar su visión y posibilidades.

Lee: Las empresas lideradas por mujeres son más rentables, afirma S&P

La visión, en muchas ocasiones machista de nuestro país, lleva a que hombres cobardes, sin moral y criminales, cometan acoso sexual en las empresas y en la vida diaria, lo que debe ser castigado con todo el peso de la ley; las empresas debemos de contar con mecanismos que eviten esto, que permitan denunciar sin miedo y apoyar a las víctimas.

Las mujeres son de lo mejor de nuestras vidas, ¿hasta cuándo seguirá esta miopía que tanto las daña a ellas y a toda la sociedad?

Nota del editor: Mauricio Hubard es Fundador y Presidente de Juntos Financiera , estudió Relaciones Industriales en la Universidad Anáhuac del Sur, graduado de la escuela de Negocios de Harvard (Harvard Business School), es miembro activo del Harvard Alumni Association, ha tomado diversos cursos en esta escuela relacionados con Microfinanzas, Gobierno Corporativo, entre otros; Desarrollo de Instituciones Financieras en el JFK School of Goverment de Harvard, también de Responsabilidad Social de las Empresas por la Universidad de Stanford y el ESADE de Barcelona. Escríbele a hubardm@gmail.com. Síguelo en su cuenta de Twitter . Las opiniones expresadas en esta columna pertenecen exclusivamente al autor.

Consulta más información sobre este y otros temas en el canal Opinión

¿Tienes poco tiempo?
Infórmate en menos de cinco minutos de lo más importante del día.

¡Falta un paso! Ve a tu email y confirma tu suscripción (recuerda revisar también en spam)

Hubo un error. Por favor intenta más tarde.

Publicidad
Publicidad