Publicidad

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

¿Cómo puede competir una startup mexicana en Estados Unidos?

Algo que da mucha claridad sobre las empresas latinas que han triunfado en el norte es voltear a ver qué hicieron las empresas que hoy se están posicionando, señala Guillermo Cruz.
mié 12 octubre 2022 06:06 AM
Unicornio latinoamérica
El respaldo que otorga contar con una base financiera estable permite a las empresas mexicanas competir en condiciones de piso parejo con empresas ya consolidadas, que nacieron y crecieron en el mercado de EU, señala Guillermo Cruz.

(Expansión) - Para las startups mexicanas que ya superaron los primeros años de vida sigue un nuevo desafío: expandirse. No es un secreto que para muchas llegar al mercado estadounidense representa una gran oportunidad, no solo a nivel de mercado, sino porque las pone en la misma cancha que las grandes compañías y esa cercanía les permite, por un lado, aprender y establecer alianzas más fructíferas; y por el otro lado, acercarse a los grandes fondos de inversión.

Sin embargo, para llegar al vecino del norte se requiere de una estrategia sólida e integral que brinde a la empresa posibilidades reales de aterrizar en Estados Unidos, sobrevivir y, lo más importante, competir en un nuevo mercado.

Publicidad

El mercado estadounidense es el líder mundial en presencia de startups pues cuenta con alrededor de 82,571 empresas de este tipo. Sin embargo, para incursionar en este territorio no basta con ofrecer un gran producto o servicio y contar con modelo de negocios innovador; además deber ser replicable e incluso adaptable porque las necesidades del mercado estadounidense no son iguales para el mercado mexicano.

Ejemplo de esto es que en ambos países existen empresas comprometidas con la sociedad y el medio ambiente. Mientras que en Estados Unidos se atienden problemas muy puntuales para disminuir la cantidad de residuos o innovar en procesos poco amigables con el medio ambiente, en México se atienden problemas como inclusión financiera o acceso a servicios básicos con mínimo impacto ambiental.

Algo que da mucha claridad sobre las empresas latinas que han triunfado en el norte es voltear a ver qué hicieron las empresas que hoy se están posicionando. Algo que tienen en común es que, además de replicables, lograron adaptar su oferta al mercado estadounidense y, más importante aún, consiguieron financiamiento.

El respaldo que otorga contar con una base financiera estable les permite competir en condiciones de piso parejo con empresas ya consolidadas, que nacieron y crecieron en ese mercado. Además, brinda una imagen de confianza tanto para el cliente como para potenciales inversionistas.

Alrededor del 40% de las empresas en México no crecen por falta de financiamiento más allá de que cuenten con innovación, el personal adecuado u otros factores.

Primero caminar, después correr

La solidez financiera es sólo un elemento ante la expansión de una empresa. Por otra parte, es importante -quizá aún más importante- mencionar que para incursionar en un entorno diferente se requiere cubrir costos vinculados no solo con la operación sino con cuestiones como legislación, pago de impuestos, constitución de la empresa, estrategias de ventas, reclutar talento, etc.

Estas son en definitiva el cóctel con los ingredientes del éxito, pues sin ellas simplemente la startup puede aterrizar, pero no arrancar. Porque primero hay que caminar para después correr.

El aderezo que además necesita ese coctel se llama asesoría y acompañamiento. Como ya mencioné, la mejor forma de saber cómo triunfar con una startup mexicana es ver lo que hicieron (o están haciendo) las empresas que lo lograron o están en camino a lograrlo.

Oro sólido

Pero no sólo ver como meros espectadores, sino con ojos analíticos y rodearse de emprendedores cuya experiencia y acompañamiento sea decisivo para la empresa. Las charlas y cercanía con otros ofrecen conocimiento real y tangible, es momento de que el éxito o fracaso de otras startups se convierta en ‘oro sólido’ para los nuevos proyectos.

También debe tenerse en consideración que el mercado estadounidense es un mercado desarrollado. Con ello, las nuevas empresas que buscan consolidarse requieren de las características propias y la capacidad para ofrecer la misma calidad en servicios que las empresas americanas.

Por su parte, las startups mexicanas se caracterizan por contar con personal altamente calificado, probada capacidad de resiliencia y emprendedores con ímpetu y ganas de triunfar. Es decir, cuentan en principio con las características esenciales para tener plena capacidad de incursión en el mercado estadounidense, pero su llegada y desarrollo marcará la diferencia entre las que lo logren y quienes se queden en el camino.

 

El riesgo de hoy es la recompensa de mañana

Durante los últimos años la disponibilidad de financiamiento ha seguido una tendencia a la alza, cada vez son más las empresas que apuestan por las startups mexicanas y latinas a través de modelos de financiamiento accesibles y eficientes. La disponibilidad de capital y de financiamiento viene relacionada con la necesidad de expansión constante.

La capacidad y potencial probado de las startups mexicanas sin duda dará mucho de qué hablar, pues a pesar de las adversidades económicas, estas empresas siguen en pie, captando capital y proyectándose como grandes .

El próximo año será igualmente complejo, y también será interesante ver cómo estas empresas logran superar los retos, quiénes ven áreas de oportunidad ante una crisis y, sobre todo, quiénes logran coronarse como los nuevos míticos unicornios.

Nota del editor: Guillermo Cruz es Managing Partner de Maquia Capital. Síguelo en LinkedIn . Las opiniones publicadas en esta columna pertenecen exclusivamente al autor.

Consulta más información sobre este y otros temas en el canal Opinión

 
Publicidad
Publicidad