Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

Los servicios salvan a México de la recesión económica

El motor que sostiene dos tercios de la economía mexicana pierde fuerza, pero su desempeño es una incógnita, pues requiere del apoyo del Gobierno para reactivarse.
vie 02 agosto 2019 05:21 AM
190801 comercio exp.jpg
Un factor que puede indicar que el sector servicios está en posible recuperación es que los mexicanos abren sus carteras para consumir.
Cristóbal Martínez Riojas
@cristoriojas

¡Alerta! El motor que salvó a la economía mexicana de caer en recesión técnica pierde fuerza.

El sector de los servicios se desaceleró en meses recientes, y ese menor crecimiento atrae la atención, pues de él depende nada más y nada menos que casi el 60% de la economía.

“El que nos salvó, por decirlo de alguna manera, es el sector servicios, que sigue expandiéndose a una tasa más moderada de lo que habíamos visto, pero sigue mantenido cierto dinamismo”, consideró Delia Paredes, economista en jefe en Grupo Financiero Banorte.

Publicidad

Lee: La industria en México, averiada por el desplome de la cons

En números, ese dinamismo se observa en que durante el segundo trimestre las actividades terciarias crecieron 0.2% respecto al primer trimestre cuando se contrajeron 0.1%, según la estimación oportuna del Producto Interno Bruto (PIB). En su comparación con el mismo trimestre pero de 2018, la tasa de crecimiento fue de 1%, igual al anterior, pero viene de tasas de 3.2% del tercer trimestre de 2018.

Las 15 actividades que lo integran como el comercio al mayoreo y al menudeo, servicios financieros, educativos, profesionales y más, representan dos tercios de la actividad económica, y si para o se avería, la economía del país enfrenta problemas.

“Sí está en una clara desaceleración pero todavía creciendo (...) pero todavía está en un buen nivel dado que quizá se recupere en este trimestre”, consideró Marco Oviedo, jefe de investigación económica para América Latina de Barclay’s.

"Hemos tenido un crecimiento de los salarios reales que debería seguir apoyando al por lo menos que haya un ligero crecimiento en los servicios y de momento creo que ahí está la mayor incertidumbre, si bien todo mundo tiene claro que el sector industrial seguirá en contracción este año y que la agricultura pesa muy poco como para compensar nada, la gran incógnita seguirá siendo qué hacen los servicios", dijo Domene.

Publicidad

Un factor que puede indicar esa posible recuperación es que los mexicanos abren sus carteras para consumir, pues las ventas al menudeo crecieron 4.4% anual promedio en los primeros meses del segundo trimestre.

“Todavía no se observa un deterioro significativo en las ventas minoristas”, dijo Gabriela Siller, directora de Análisis Económico-Financiero de Banco BASE, en un reporte.

La desaceleración del motor más potente de la economía se explica en parte por factores internos relacionados al trabajo y a la curva de aprendizaje del nuevo gobierno para ejercer el gasto público.

“Se está desacelerando y esto tiene unas bases en un ligero deterioro del mercado laboral que ha habido con tantos despidos en el gobierno. Ha habido un crecimiento en la incertidumbre que está afectando las decisiones de gasto y todo esto se ha visto plasmado en la desaceleración en el primer trimestre, explicó Joan Domene.

El gobierno mexicano ha dado señales de saber la importancia de este motor para impulsar la economía: Parte de sus programas incluyen transferencias de dinero constante y sonante a jóvenes, adultos mayores, niños, estudiantes, discapacitados, dinero que puede ser gastado y con ello impulsar el consumo, parte del sector de servicios.

Publicidad

“Las nuevas políticas introducidas por el gobierno han sido bastante limitadas (...) teníamos anticipado en el momento que entraran estos programas de estímulos se debería reactivar un poco el consumo, lo que pasa como la transmisión está siendo muy lenta, no se está viendo todavía ningún tipo de beneficio”, agregó Domene.

El gasto neto público registró fue menor en 174,484 mdp respecto a lo previsto por Hacienda para estas fechas, pero el gobierno federal niega que se trate de un subejercicio.

La austeridad del gobierno parece que también ha incidido a bajar el ritmo a la economía.

Y la inyección de combustible de casi medio billón de pesos anunciada por Arturo Herrera, secretario de Hacienda, tiene entre sus objetivos dar un "empujoncito" al consumo junto con la inversión.

“Vemos positivas esas acciones, va activar en el margen el gasto”, dijo Jessica Roldán, de Casa de Bolsa Finamex.

Los retos del consumo hacia la segunda mitad de este año no son menores y pasan por una estabilidad de la economía, un mayor ejercicio del gasto público.

“El tema del gasto público sin duda alguna esta política de austeridad pues también no ha contribuido a que la economía presente mayor dinamismo”, dijo por su parte Jannet Quiroz, subdirectora de Análisis Económico de Grupo Financiero Monex.

Con el motor de los servicios incierto y el motor industrial averiado, la economía se enfrenta al reto de salir de su estancamiento.

¿Tienes poco tiempo?
Infórmate en menos de cinco minutos de lo más importante del día.

¡Falta un paso! Ve a tu email y confirma tu suscripción (recuerda revisar también en spam)

Hubo un error. Por favor intenta más tarde.

Publicidad
Publicidad