Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

Nuestras Historias

Malas noticias para Trump: la economía de EU se desacelera

Economistas prevén un crecimiento menor al 2% para 2020, que contrasta con las promesas de expansión de 4% del presidente de EU, que buscará su reelección.
mié 09 octubre 2019 05:03 AM
Trump economía año electoral Estados Unidos
Aunque en EU no esperan uan recesión, el pronóstico es sombrio.

Anneken Tappe- La economía de Estados Unidos tuvo un comienzo difícil este mes, con varios datos que apuntan a una desaceleración. Ahora los economistas dicen que esta tendencia simplemente empeorará.

La National Association for Business Economics (NABE) dijo en una encuesta publicada que el crecimiento del producto interno bruto (PIB) estadounidense el próximo año caerá por debajo del 2% por primera vez desde 2016. En la encuesta anterior, la expectativa de consenso para el próximo año era del 2.1%; ahora ha caído a 1.8%.

Publicidad
La economía mundial sufre una desaceleración sincronizada, según el FMI

El presidente estadounidense, Donald Trump, prometió hasta un 4% de crecimiento del PIB a principios de su presidencia, lo que la economía logró en el segundo trimestre de 2018. Sin embargo, en lo que va del año, la economía creció un más modesto 2.8%.

Aunque los 54 economistas encuestados por NABE aún no esperan una recesión, el pronóstico sombrío es el más reciente ejemplo de que una desaceleración ya no es simplemente una expectativa. Está aquí y ahora, y es probable que permanezca.

La semana pasada, un informe del Institute for Supply Management halló que el sector manufacturero se contrajo por segundo mes consecutivo en septiembre. Un índice midió el crecimiento mensual de la industria en su nivel más bajo desde junio de 2009. El sector servicios también se desaceleró inesperadamente. Un informe de empleos mixtos el viernes dejó a los inversionistas preguntándose si la Reserva Federal (Fed) volverá a actuar para estimular el crecimiento a finales de este mes.

Lee: China y EU regresan a la mesa de diálogo para quitar aranceles

Sin embargo, al ponerla en perspectiva, la economía no está en mal estado.

Por ejemplo, en septiembre se crearon menos empleos de lo esperado, pero Estados Unidos está cerca del pleno empleo. Tiene sentido que el crecimiento del empleo se esté desacelerando: con la tasa de desempleo en 3.5%, su nivel más bajo desde diciembre de 1969, no hay suficientes personas disponibles para cubrir los puestos vacantes.

La economía todavía está “en un buen sitio”, dijo el presidente de la Fed, Jerome Powell, el viernes. Ciertamente lo está. Esta es la expansión más larga registrada en la economía estadounidense, y aún continúa, solo que a un ritmo más lento.

Publicidad

La Fed ha elevado las tasas de interés dos veces en lo que va del año para mantener el crecimiento. Pero las expectativas para la política monetaria en el resto de 2019 son mixtas. Los economistas de la NABE están divididos, y el 40% anticipa otro recorte de tasas este año. Tres cuartos de ellos esperan un recorte de tasas para fines de 2020.

En comparación, las expectativas del mercado prevén una probabilidad del 78% de un recorte de un cuarto de punto porcentual este mes, y una probabilidad de casi 90% de una disminución en diciembre, según la herramienta CME FedWatch Tool.

Pero con un recorte de tasas o no, la guerra comercial sigue siendo un riesgo real para la economía.

“El aumento del proteccionismo, la incertidumbre generalizada acerca de la política comercial y un crecimiento global más lento se consideran riesgos clave a la baja”, dijo Gregory Daco, economista en jefe de Oxford Economics y presidente de encuestas de la NABE.

Lee: Tasas de la Fed en 0% otra vez, ¿es posible?

La incertidumbre que plantea la guerra comercial entre Estados Unidos y China para el crecimiento general y para los sectores individuales como la manufactura, que dependen tanto de la demanda global como de los materiales extranjeros, es tremenda.

Los mercados financieros han sido golpeados por los titulares durante todo el año, y las acciones han estado subiendo a la menor señal de esperanza de un acuerdo comercial y luego han caído con la próxima escalada del conflicto. Si la guerra comercial estuviera fuera de las posibilidades, las perspectivas para la economía podrían ser muy diferentes.

Publicidad
¿Tienes poco tiempo?
Infórmate en menos de cinco minutos de lo más importante del día.

¡Falta un paso! Ve a tu email y confirma tu suscripción (recuerda revisar también en spam)

Hubo un error. Por favor intenta más tarde.

Publicidad
Publicidad